Expresidente salvadoreño Saca acusado de lavado de dinero

Un testigo confirmó hoy ante una corte penal de El Salvador la existencia de un pacto entre el expresidente Elías Antonio Saca (2004-2009) y empresas de publicidad para lavar parte de los más de 300 millones de dólares que el exmandatario confesó haber desviado de los fondos públicos.

Publicado el
Elías Antonio Saca reacciona durante quinto día de juicio (Foto Prensa Libre: EFE)
Elías Antonio Saca reacciona durante quinto día de juicio (Foto Prensa Libre: EFE)

El testigo, identificado únicamente como “Prometeo”, manifestó ante los jueces que trabaja para la empresa América Publicidad, una de las 3 señaladas de recibir los fondos cuestionados, y admitió que la agencia sirvió para llevar fondos de la Presidencia a las empresas de Saca entre julio de 2004 y agosto de 2011.


Detalló que a mediados de julio de 2004 fue convocado a una reunión en la sede del Ejecutivo salvadoreño, en la que aceptó recibir 100 mil dólares mensuales para contratar publicidad en las emisoras de radios del ex jefe de Estado sin someterse a una licitación pública.

El hombre, quien se acogió a un “criterio de oportunidad” para no ser procesado, explicó que Saca le dijo que el dinero era de “fondos reservados de la Presidencia y de alguna donación que le iban a dar al país”.

Acotó que solo la empresa para la que trabaja recibió 7.7 millones de dólares y que 80 por ciento de estos fondos, poco más de 6 millones, eran entregados a las radios y la agencia de publicidad se quedaba con el 20 por ciento.

Saca confesó el pasado 9 de agosto que para lavar el dinero pactó “sin licitación y de manera ilegal” con 3 agencias de publicidad el pago mensual de unos 100.000 dólares y que estos se distribuyeron en la proporción dicha por el testigo.

“Prometeo” también señaló que entre 2008 y 2009 recibió 2 millones de dólares para manejar la campaña publicitaria de las elecciones presidenciales del partido que llevó a Saca al poder, la Alianza Republicana Nacionalista (Arena).

Dicha formación, que tras perder los comicios de 2009 con el exdirector de la Policía Rodrigo Ávila como candidato expulsó a Saca, también recibió 7.6 millones de dólares en sus cuentas bancarias.

Uno de los fiscales del caso aseguró que la empresa de “Prometeo” solo sirvió para trasladar los fondos cuestionados, dado que no dio los servicios “creativos” de publicidad, ya que las campañas eran preparadas por el Gobierno.

Este es uno de los testigos clave, que participaron en el esquema de lavado de dinero de Saca, llamados a declarar por la Fiscalía contra el expresidente y 6 de sus ex colaboradores.

Se espera que en las próximas semanas declaren más de una veintena de testigos, que forman parte de los más de 100 que la Fiscalía tenía previsto llamar, número que los fiscales decidieron reducir en razón de un trato alcanzado con Saca y otros procesados.

Saca es el primer expresidente de la democracia salvadoreña en afrontar un juicio y confesar en una corte delitos de corrupción, dado que su predecesor en el Ejecutivo, Francisco Flores (1999-2004), fue enviado a esta etapa en 2015, pero falleció antes de la instalación.

Contenido Relacionado

> Lujosa mansión de expresidente Saca, símbolo de corrupción en El Salvador
> Esposa de Saca movió un millón de dólares en un banco de Dubái
> Juez salvadoreño ordena arresto de esposa de expresidente Saca