La odisea del soldado y otros desertores que escaparon del régimen de Pionyang

Baleado por sus propios compañeros y dejado a su suerte entre la vida y la muerte, grabaciones muestran la decisión de un soldado de abandonar el régimen de Corea del Norte, lo que casi le cuesta la vida. 

(Captura de YouTube)
(Captura de YouTube)

El Comando de Naciones Unidas de Corea reveló un video en el que se observa como un militar huye del régimen de Kim Jong-Un y busca refugio en Corea del Sur, una arriesgada decisión por la que casi pierde la vida.


El video muestra como un carro militar se desplaza por una carretera cercana a la zona fronteriza, pero pasa frente a un puesto de control sin detenerse y más adelante frente a un monumento a Kim II Sung, momento que aprovecha el soldado para lanzarse del vehículo y huir. 

En ese momento comienza la persecución de sus propios compañeros, quienes al ver que huía hacia una zona que ya pertenece a Corea del Sur, empiezan a dispararle, lo hieren de muerte y lo abandonan a su suerte. 

El escape del desertor sucedió en la zona de seguridad de Panmunjom, un área desmilitarizada.

Durante la persecución, uno de los soldados del ejército de Pionyang cruza la línea de demarcación, que significa una violación al acuerdo de armas, establecido por ambas naciones en 1953.

Otra cámara capta después el momento en que soldados de Corea del Sur se arrastran en la oscuridad para auxiliar al soldado, que fue llevado a un hospital, de donde le extrajeron varias balas. 

Ahora se encuentra entre la vida y la muerte. 

Casos similares

En agosto del 2016, un alto diplomático norcoreano llegó pidiendo auxilio con toda su familia a Corea del Sur, según las autoridades del segundo país. 

“Thae Yong Ho, un funcionario de la embajada de Corea del Norte en Reino Unido, llegó a Corea del Sur con su esposa y sus hijos”, exlicó el portavoz del ministro de Unificación, Jeong Joo-hee, citado por CNN. 

Los medios dijeron que el diplomático había decidido huir porque “ya estaba cansado del régimen de Kim Jong-Un”, y que deseaba un mejor futuro para sus hijos, lo que sólo podía encontrar en un gobierno democrático. 

En junio del 2010 fue famoso el caso, que hasta el momento se maneja con hermetismo, de cuatro deportistas de Corea del Norte que desaparecieron misteriosamente en Sudáfrica, y que la Prensa apuntó a una deserción en pleno campeonato mundial.

También es famoso el caso del artista Song Beyok, que escapó de Corea del Norte y se convirió en uno de los pintores más críticos de ese régimen por medio de sus obras. 

Varios medios de comunicación han entrevistado a ciudadanos desertores de Pionyang y todos coinciden en la dureza del régimen norcoreano

La BBC platicó recientemente con varios de ellos, críticos todos del líder norcoreano, aunque fueron enfáticos en que lo que más extrañaban era la comida, sus familiares y las amistades de su país.