Por qué no puede usarse agua en grandes cantidades para extinguir las llamas en la catedral de Notre Dame

Verter agua desde aeronaves en la emblemática catedral de Notre Dame en París, Francia, para apagar el fuego podría hacer colapsar toda la edificación, advierten expertos.

Los socorristas tratan de usar chorros de agua moderados para evitar el colapso total de la histórica edificación. (Foto Prensa Libre: EFE)
Los socorristas tratan de usar chorros de agua moderados para evitar el colapso total de la histórica edificación. (Foto Prensa Libre: EFE)

El presidente Donald Trump lamentó el voraz incendio en el histórico monumento y sugirió extinguir las llamas utilizando chorros de agua desde el aire por medio de aeronaves; sin embargo, esta acción podría desencadenar una tragedia mayor.

“Es preferible dejar arder la madera y la pizarra de Notre Dame que rociar los nervios con agua, porque la piedra absorbe la humedad, aumenta el peso y podría desplomarse todo el conjunto”, explicó Javier Ribera Blanco, catedrático de Historia y Restauración Arquitectónica, al diario español El País.

“Lanzar agua por avión en este tipo de edificio podría provocar el colapso de toda la estructura”, dijo, en tanto, la dirección de Seguridad Civil de París, mientras que las llamas devoraban emblemática catedral, citó la agencia AFP.

“En 1966, la Catedral de León se salvó porque se evitó verter agua sobre la piedra”, recordó Ribera, quien advirtió que de no combatirse pronto el incendio, también hará estallar los ventanales. 

“El fuego derretirá el plomo que las une y estallarán si las llamas no son controladas a tiempo”, sentenció.

Las llamas arrasaban este lunes la emblemática catedral de Notre Dame de París, el monumento histórico más visitado de Europa, provocando el derrumbe de su aguja y sumiendo al centro de la capital francesa en una espesa cortina de humo, destaca la agencia AFP. 

“Todo está siendo devorado por las llamas. No quedará nada de la estructura, que data del siglo XIX de un lado y del XIII del otro”, expresó a esa agencia el portavoz de la catedral, André Finot.

Afortunadamente, el incendio se produjo cuando ya se había cerrado el tiempo de visita a los turistas.

 

0