Retos de la docencia

El maestro es clave para mejorar la calidad educativa.

Archivado en:

EducaciónMagisterio

La calidad docente es el factor más importante para el proceso de aprendizaje estudiantil”, esta es una de las premisas plasmadas en el documento Guatemala, el estado de las políticas públicas docentes, elaborado por  Inter-American Dialogue y el Centro de Investigaciones Económicas Nacionales (Cien), en el 2015.

A pesar de este enunciado, en Guatemala, como en la mayoría de países centroamericanos, los sistemas para reclutar, formar, retener y apoyar a los maestros todavía son inadecuados, afirma el estudio.

Estas carencias se experimentan con frecuencia cuando un maestro recién contratado es asignado a una escuela ubicada en el área rural más lejana. Conforme pasan los años, el docente solicita su traslado a los centros urbanos.

“Es un contrasentido, pues el maestro más experimentado es el que debería estar en los puntos más lejanos, donde los retos en educación son mayores”, asevera Eligio Sic, viceministro de Calidad Educativa del Ministerio de Educación (Mineduc).

“El sistema no estimula a los mejores maestros para que atiendan a los estudiantes más necesitados”, añade el funcionario.

Gremio numeroso

El magisterio, que el 25 de este mes celebra su día, es el gremio más numeroso del país, según cifras que maneja el informe Programa para la Reforma Educativa en Latinoamérica (Preal) del 2014. El estudio muestra que más de 228 mil trabajan en los sectores oficial, privado, municipal y por cooperativa.

De esa cifra, 124 mil 702, —más de la mitad—, forman parte del sector oficial, según las estadísticas del Mineduc, correspondientes al 2015.

Su profesionalización, los sistemas de oposición para obtener una plaza permanente en el renglón 011, los traslados y cumplir con los 180 días de clases correspondientes al ciclo escolar son parte de la agenda que se debe resolver.

El salario de los docentes del sector público se incrementó 30 por ciento durante los últimos tres años. En la actualidad, a un maestro de primer ingreso se le clasifica en el nivel escalafonario A, con un salario de Q3 mil 646, el cual aumenta de manera automática 25 por ciento cada cuatro años.

Después de 24 años de servicio, el docente se clasifica en el nivel escalafonario F con un salario de Q8 mil 203.50.

“Estos incrementos han generado una fuerte presión sobre el presupuesto y no están vinculados al desempeño, lo cual dificulta el mejoramiento y evaluación de la calidad”, cita el estudio.

Maestro-alumno

El sistema educativo acogió este año 4 millones 109 mil 361 estudiantes, en los niveles de preprimaria, primaria, primaria de adultos, ciclo básico y diversificado, de acuerdo con información, hasta mayo de este año, del Mineduc.

El nivel primario es el de mayor cobertura con un 58 por ciento, lo cual significa 2.3 millones de educandos.

“La relación cumple con los estándares mundiales, que es de 25 alumnos por maestro”, afirma Verónica Spross, investigadora del Cien.

Sin embargo, aclara, existe disparidad en la práctica, porque hay docentes con más de 40 alumnos, mientras que otros tienen menos de 15.

Sic confirma que la cantidad de estudiantes por maestro en el aula responde a un acuerdo ministerial del 2012, aunque reconoce que esto en la realidad no se cumple en su totalidad, porque resulta complejo controlar las bajas de personal —renuncias, jubilaciones y traslados—, a lo que debe agregarse los procesos de oposición y contratación, que pueden tardar hasta 10 meses.

Por oposición

El proceso de reclutamiento y selección del personal docente en el renglón 011 del Mineduc está sujeto a oposición en los niveles de preprimaria, primaria y educación física. En el nivel secundario, a pesar de haberse aprobado el acuerdo ministerial en el 2013, aún no se implementa, afirma Spross.

El viceministro Sic considera que la alta deserción escolar en primaria a medida que avanzan los grados provoca que se reduzca la cobertura en el nivel medio.

Mejores maestros

El proceso de profesionalización docente se inició el año pasado con la creación del bachillerato en Educación —dos años— a nivel medio y tres en la universidad para obtener el título de Profesor de Educación Primaria.

Este año se graduará la primera promoción de bachilleres en Educación con un matrícula de, aproximadamente, 3 mil 500 jóvenes.

Por aparte, el Programa Académico de Desarrollo Profesional Docente (Padep), que está dirigido a los profesores que trabajan para el Mineduc, este año sumará la cuarta cohorte —grupo de graduados—. La primera se llevó a cabo en el período 2009-2011 y a la fecha suman ya más de 20 mil maestros con el título universitario de enseñanza primaria.

Spross considera que este es un gran paso, pero que más profesores deberían sumarse al Padep para actualizar su formación académica.

Los grandes retos

El sistema educativo ha logrado importantes avances durante los últimos 15 años, pero también hay grandes rezagos.

Con ojo crítico, el viceministro Sic identifica cuatro grandes preocupaciones para los próximos años.

La primera es la infraestructura. “No se puede seguir estudiando en condiciones poco dignas”, pues desde el gobierno anterior solo se ha logrado hacer reparaciones menores a unas 3 mil 500 escuelas, lo cual es solo un paliativo.

El siguiente reto es la tecnología. Se cuenta con unos 27 mil establecimientos educativos, pero solamente unos 3 mil cuentan con laboratorios de computación, y de este grupo, solo unas 700 escuelas tienen internet.

El tercer desafío es mejorar los procesos de oposición, con base en la formación magisterial y así lograr que los mejores docentes ingresen al sistema educativo nacional.

Y por último, la escasa inversión en educación. “Representa apenas el 2.8 por ciento del PIB”, afirma Sic. No obstante, es la cartera, entre las 14 del Ejecutivo, con el presupuesto más alto: Q12 mil millones anuales.

Se estima que de esa suma unos Q9 mil millones se destinan al pago de maestros. De esa cuenta, las intervenciones privadas no son suficientes para cerrar las grandes brechas pendientes.

Sic afirma que el sistema educativo cubre a más de 4 millones de escolares, pero quedan fuera del sistema más de 500 mil niños de 5 y 6 años que no puede atender el sistema de educación preescolar. Mientras que en el ciclo básico y diversificado se dejan fuera del sistema entre 800 mil a 1 millón de jóvenes de 14 a 18 años.

“La apuesta por la educación: calidad, maestros, escuelas y textos debe ser un compromiso de toda la sociedad, no solo del gobierno”, afirma el funcionario.

Cifras 

  • Maestros en  el 2014:  228,072, sector oficial, privado, municipal y por cooperativa.
  • Salarios. Hay seis clases escalafonarias a las que se asciende después de  cuatro años de servicio. Clase  A: Q3,646.00 y clase  F:  Q8,203.50 (después de 24 años de servicio).
  • 30%  es el porcentaje de aumentos recibidos por el sector magisterial en los últimos 3 años.
  • Total de  estudiantes inscritos en el  sector oficial en el 2015:  4 millones 109 mil 361.
  • 2.8%  porcentaje de inversión  del Producto Interno Bruto (PIB) en educación.
  • 27 mil: total de  establecimientos educativos.
  • Según el  Mineduc, al 31 mayo del 2015, la población magisterial  era de 124,702  en los renglones 011, 021 y 022.
  • Fuente: Informe Preal 2014.