Bien Hecho 2019: César Díaz lleva el cine guatemalteco a la escena internacional

Con su película Nuestras Madres, el realizador César Díaz coloca al país en el mapa del séptimo arte.

La edición de la premiada película Ixcanul  estuvo a  cargo de César Díaz, así como la escritura y la dirección de varios documentales. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
La edición de la premiada película Ixcanul estuvo a cargo de César Díaz, así como la escritura y la dirección de varios documentales. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El nombre de César Díaz no es ajeno a la escena cinematográfica nacional. Nuestras madres es su primer largometraje y este año hizo historia al conseguir la Cámara de Oro en el Festival de Cannes, el premio a la mejor ópera prima. También fue premiado por la Sociedad de Autores y Compositores Dramáticos (SACD).

Esta es la primera ocasión que el nombre de Guatemala resonó en el certamen francés.

La película se centra en la búsqueda de víctimas del conflicto armado en el país, y recibió el galardón Coorporación Española en el Festival de San Sebastián, y una mención especial en el Festival de La Habana.

Nuestras madres representó cinco años de trabajo para César Díaz, pero también su ingreso al mundo profesional como director de cine, con una historia que desnuda ante el mundo un episodio que marcó al país: la guerra interna. Se filmó en la capital y en Pambach, Alta Verapaz, entre abril y junio del 2018.

“Nunca me imaginé que este trabajo me llevaría a Cannes, e incluso a ganar. Es un orgullo representar a Guate”, dice el artista, para quien es importante hacer un trabajo honesto sin el afán de ganar premios, sino por la pasión de crear la mejor película.

Por sus logros, Prensa Libre lo seleccionó este año como personaje destacado en la rama del arte.

A este cineasta lo respaldan años de estudios en México y Francia, en este último ingresó a la escuela nacional de cine La Fémis, donde se formó en escritura de guiones. También pasó por ELCIT en Bruselas, Bélgica.

Díaz ve en Guatemala un movimiento cinematográfico con mucha energía, y gente con deseos de llevar sus historias a la gran pantalla, sin embargo, hace “falta profesionalizarnos”, comenta.

El filme de Díaz no solo puso a Guatemala nuevamente en el mapa cinematográfico internacional —como lo hizo Ixcanul, de Jayro Bustamante, en el 2015—, también ha demostrado que los guatemaltecos pueden hacer cine, que tienen historias para contar, además de afianzar la industria en un país donde es importante impulsar la ley de cine, indica el cineasta, que logró ejecutar la cinta gracias a financiamiento extranjero.

Nuestras madres podría brillar en la 92 edición de los premios Óscar, el próximo 9 de febrero. Es una coproducción entre Guatemala, Francia y Bélgica, y este último país la seleccionó para que lo represente en la competencia por la estatuilla dorada en la categoría de mejor película internacional.

Le puede interesar: Persisten matrimonios de menores de edad en Guatemala pese a prohibición

Recorre el mundo

Díaz está en Bruselas, Bélgica, donde continúa con la promoción de su ópera prima.

El relato de Ernesto, un joven investigador que intenta identificar a víctimas enterradas en fosas comunes durante la guerra civil en Guatemala —argumento del filme—, ya fue visto por el público de Corea del Sur y de China, y estará en Brasil, Estados Unidos, Canadá, Francia, España, Egipto, Turquía, Inglaterra y Polonia.

La película llegará a las salas de cine nacional en marzo del 2020.

“Nuestras madres me ha llevado a dar la vuelta al mundo”, asegura, y le permitió exteriorizar sus emociones como punto de partida para contar esta historia. Su padre, un militante político, desapareció en 1982 durante la guerra.

El cineasta ha dicho que tenía “una responsabilidad casi histórica frente a este tema. No teníamos derecho al error” y que el cine “es “un acto político, no solo un gesto artístico”.

Proyectos por venir

El trabajo continúa para Díaz, pues recientemente ganó el certamen Ibermedia, con lo que recibirá apoyo para el desarrollo de su próximo proyecto.

Se trata de la adaptación cinematográfica de la novela Los Jueces, de Arnoldo Gálvez Suárez, ganadora del Premio Centroamericano Mario Monteforte Toledo 2008.

La escritura y desarrollo del guion la hará en el 2020, y espera filmarlo en el 2021.

Entre sus proyectos también destacan el cortometraje documental Semillas de cenizas y el documental Territorio liberado.

Contenido relacionado

> Ellos son Cristian y Diana, los guatemaltecos que participan en el nuevo video de Ed Sheeran

> Las mejores películas del 2019

> Conozca a Mariela Ruiz, la guatemalteca que maquilla a celebridades internacionales

0