La poesía centroamericana se manifestará en junio desde el confinamiento

Siete distintos festivales de poesía de la región se unirán en la iniciativa Pedimos el abrazo para articular mensajes de reflexión durante los martes de junio. La propuesta presentará voces y palabras Chiapas, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá.

La plataforma "Pedimos el abrazo" reunirá a poetas y agentes comprometidos con la divulgación literaria y artística en Centroamérica. (Foto Prensa Libre: Cortesía Marvin García)
La plataforma "Pedimos el abrazo" reunirá a poetas y agentes comprometidos con la divulgación literaria y artística en Centroamérica. (Foto Prensa Libre: Cortesía Marvin García)

A manera de resistencia, la poesía -ese arte de sentir mediante las palabras- se ha colado en la Historia para dejar un registro estético de la exaltación humana con todo lo que esta implica:  sensibilidades, consignas, triunfos y hasta derrotas.

Es a partir de esas nociones de sensibilidad y lucha humana que nace en Centroamérica Pedimos el abrazo, una articulación virtual en la que distintos festivales de poesía de la región se unirán ante la incertidumbre provocada por el covid-19.

La plataforma, cuyo nombre hace referencia a una estrofa del poema Pedimos del escritor salvadoreño Roque Dalton, se compromete en visibilizar la resistencia de poetas, artistas y personas inclinadas a las artes, para dialogar a propósito y desde la poesía.

Durante cada martes de junio, siete festivales de la región -Chiapas, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá- accionarán en Pedimos el abrazo para transmitir virtualmente recitales, conversatorios y presentaciones musicales, desde el confinamiento.

Las actividades serán transmitidas en el canal de YouTube de la iniciativa conjunta. En ella participarán un centenar de poetas, artistas, docentes, organizaciones e instituciones comprometidas con la divulgación literaria y artística.

La actividad en conjunto fue titulada a propósito del poema escrito por Roque Dalton, “Pedimos”. (Foto Prensa Libre: Cortesía Marvin García)

Esta celebración será representada por los festivales internacionales de poesía de San Cristóbal de Las Casas (Chiapas, México), Quezaltenango (Guatemala), Amada Libertad (El Salvador), Los Confines (Honduras), Granada (Nicaragua), el de Costa Rica y el Ars Amandi de Panamá.

Marvin García, director del Festival Internacional de Poesía de Quetzaltenango y miembro organizador de Pedimos el abrazo establece que la acción junto a las otras plataformas nació como una necesidad de “intercambiar saberes y ver nuevos escenarios” en el contexto del covid-19, puesto que la cultura “no es un bien principal para la mayoría de los estados”.

García expresa que la importancia de hablar en conjunto se debe a que los distintos países de la región comparten la invisibilidad de muchas voces, provocada por conflictos sociales y económicos. Ante esto, asegura el guatemalteco, se propone “un discurso desde la esperanza, pensado en un sentido de unidad en tiempos caóticos”.

La unidad centroamericana de Pedimos el abrazo fue planteada desde una lógica horizontal y solidaria, en la que no destacará un festival en específico, según Marvin. La importancia, dice, es mantener estos festivales, pensar en las problemáticas sociales y sus soluciones desde la cultura a nivel regional.

Las voces de la región  

Aunque pareciera atípico ver a una delegación de Chiapas en una plataforma centroamericana, para Chary Gumeta y Adrián Navarro -directores del Festival Internacional de Poesía Contemporánea San Cristóbal- “el centro-americanismo en Chiapas siempre ha estado presente en su poesía y en su identidad”.

En ese sentido, el ser parte de la iniciativa Pedimos el abrazo dará a distintos poetas de San Cristóbal las Casas “la oportunidad de convivir y compartir con los hermanos de Centroamérica”, según los organizadores. Gumeta y Navarro cuentan que transmitir la poesía a la distancia es una alternativa para brindar mensajes positivos en tiempos difíciles.

Alberto López, representante del Festival de Poesía Amada Libertad de El Salvador, expresa que Pedimos el abrazo es una muestra de unidad centroamericana “sin precedentes”, más allá de la poesía misma. Agrega que este es un mensaje de armonía compartido entre la calidez y diversidad poética de la región.

El salvadoreño confiesa que la riqueza de esta iniciativa en conjunto yace en que cada festival mantiene y aporta su espíritu propio. Por su parte, el festival Amada Libertad busca “el rescate de la memoria a través de la palabra, la potenciación de la cultura de paz en lo urbano y lo rural, y la libre creatividad”, cuenta López.

El festival salvadoreño fue creado en 2014 y ha generado alianzas junto al Festival de San Cristóbal de Las Casas y el Festival de Quezaltenango, al abordar temáticas como la migración, la desaparición y el papel de las mujeres.

“Pedimos el abrazo” se conformará de voces provinientes de 7 festivales de poesía. (Foto Prensa Libre: Cortesía Marvin García)

Para el director del Festival Internacional de Poesía Los Confines, Salvador Madrid, la unificación entre distintos festivales de la región es la amplificación de una voz para que se den a conocer ese tipo de temáticas sociales, además de los aportes a la cultura de paz.

Madrid también considera que la activación en línea de Pedimos el abrazo es una forma de explorar nuevas gestiones y transformaciones “con miras al futuro”. El hondureño agrega que la inclusión de Los Confines es trascendente por la fuerza y visibilidad que tendrá entre comunidades, autoridades e instituciones.

Norberto Salinas, director del Festival Internacional de Poesía Costa Rica, considera que la trascendencia de esta acción para la poesía centroamericana radica en su reposición a nivel regional. “Por generaciones, la poesía fue marginada por motivos políticos, durante las dictaduras que azotaron a Centroamérica”, dice.

Así, Pedimos el abrazo es para el costarricense un enriquecimiento de gestos y acciones, mediante el cual se agudiza el disfrute a la poesía que “se transforma en una ventana que se abre, especialmente para los menores y adolescentes que sufren la angustia, la desolación y en muchos casos el hambre”.

Lucy Chau, panameña y delegada del festival Ars Amandi de Panamá, agrega que la unión a la plataforma de es “un gesto de hermandad desde la voz de artistas y gestores culturales”.

Al igual que los otros países centroamericanos, Panamá tendrá representantes en las sesiones en línea de Pedimos el abrazo como la escritora Mar Alzamora Rivera, quien se manifiesta desde investigaciones en poesía sonora.

Chau apunta que la propuesta de los festivales unidos “es una prueba que las voces poéticas de Centroamérica están más vivas que nunca”.

Actividades

 

Estas son las transmisiones que podrá disfrutar cada martes del mes, desde el canal de YouTube Festivales de Poesía de Centroamérica y el Facebook de los distintos festivales:

  • 09 junio

Lectura de poesía centroamericana por Oscar Oliva (Chiapas), Carolina Escobar Sarti (Guatemala), Vladimir Amaya (El Salvador), Leonel Alvarado (Honduras), Gioconda Belli (Nicaragua), Julieta Dobles (Costa Rica) y Mar Alzamora (Panamá)

  • 16 junio

Conversatorio: Poética, resistencia y esperanza en Centroamérica: Los festivales de poesía en la región

  • 23 junio

Conversatorio: Los festivales de poesía como procesos de gestión y producción cultural en la región centroamericana

  • 30 junio

Concierto por Centro América

Las actividaeds serán transmitidas a las 18:00 horas Centroamérica y 19:00 horas México.