Mariana Marroquín derriba muros con su actuación en Estados Unidos

La actriz guatemalteca Mariana Marroquín destaca en el teatro y en la pantalla en Los Ángeles, donde vive desde hace 20 años.

La actriz guatemalteca Mariana Marroquín ha participado en varias obras de teatro y el cine. (Foto Prensa Libre: hollywoodfringe.org)
La actriz guatemalteca Mariana Marroquín ha participado en varias obras de teatro y el cine. (Foto Prensa Libre: hollywoodfringe.org)

Durante febrero, Mariana Marroquín subirá a las tablas con  la compañía de teatro de Boston Court en Pasadena, California, EE. UU., para presentar la obra Un tranvía llamado deseo.

Llegar a este punto no fue fácil para la actriz guatemalteca que emigró hace 20 años, pues no tenía opción. Es una mujer transgénero y menciona que revelarlo en aquel entonces ponía en riesgo su vida, “a menos que mantuviera mi identidad oculta y me resignara a dejar de ser yo”.

Mariana participó en Technical Difficulties of Intimacy, filmada en Hawái. (Foto Prensa Libre: Cortesía Mariana Marroquín)

Reencontrarse con su familia también la motivó a viajar. Ahora reside en Hollywood donde ha encontrado un lugar en medio de la comunidad artística.

“Cuando vine, nunca pensé en volver a actuar. Llegué con visa, pero pronto fui indocumentada. Encontré trabajo cosiendo en una fábrica (maquila) de disfraces. Lo hice por nueve meses. Cada día me recordaba que lo que hacía era temporal. Era un trabajo digno, pero no me definía como persona”, dice.

Lo primero para Mariana era sobrevivir y sentirse segura, con derechos y protección. Cuando eso sucedió, “volvió el deseo de soñar”, refiere.

La actriz guatemalteca fue parte de la cinta Remember Me en Red. (Foto Prensa Libre: Cortesía Mariana Marroquín)

A partir de allí, decidió apoyar causas en favor de los migrantes y de quienes son discriminados. Es la encargada de un programa que ayuda a víctimas de crímenes de odio, y es parte de la organización California's Racial and Identity Profiling Advisory que busca prevenir la exclusión racial y de identidad. Es portavoz de The Happy Hippie Foundation que fundó la cantante Miley Cyrus.   
Mariana ha compartido con estrellas del espectáculos en Estados Unidos, como Miley Cyrus. (Foto Prensa Libre: Cortesía Mariana Marroquín)

“Fue en el dolor de ser discriminada donde encontré la razón de vivir”, asegura. 

En las tablas

Mariana se graduó de Bachiller en Arte con Especialización en Teatro en la Escuela Nacional de Arte Dramático (Enad).
Al migrar a Estados Unidos pensó que no volvería a las tablas, pero el telón se abrió una vez más para actuar en distintas  obras en español e inglés.

Soldaderas, de Rubén Amavizca, es otro de los proyectos de teatro en los que la actriz nacional ha estado. (Foto Prensa Libre: Cortesía Mariana Marroquín)

En su lista hay más de 15 montajes y cuatro cortometrajes. Además actuó en la tercera temporada de la serie de televisión Transparent, en la que interpretó a Carmen. Su próximo proyecto será la película Sister, que dirige Sia y protagoniza Kate Hudson.
También actuó en la obra de teatro Hotel Play. (Foto Prensa Libre: Cortesía Mariana Marroquín)

“Cuando has sufrido rechazo, desarrollas métodos para protegerte. Yo no audicionaba porque si no me escogían lo tomaba personal. Ahora elijo proyectos que dicen algo importante para la sociedad y no por el simple hecho de ganar dinero. Así que me estoy retirando con cada nuevo proyecto, de esa manera me entrego en cuerpo y alma”, asevera.

Mariana también ha experimentado en la comedia, y hace unos días presentó su propuesta de stand up en The World Famous Comedy Store.

“Cuando has sobrevivido a muchas situaciones, lo único que te queda es hallar el humor en las lecciones de la vida. Me gustaría llevar a Guatemala mi show y hacer reír a la gente”, indica la actriz, quien está orgullosa de ser guatemalteca. “No me canso de decir lo bello que es mi país y lo buena persona que somos”, agrega.