“Pulgada a pulgada” es uno de los discursos motivacionales más famosos

Para empezar el 2019 bien motivados, ¿qué tal si volvemos  a ver películas que se hicieron clásicas por los grandes discursos que protagonizaron sus personajes? 

Archivado en:

cinediscursomotivación
El entrenador Tony D'Amato (Al Pacino) pronuncia arenga sobre cómo salir victorioso en el campo de juego y en la vida. (Foto Prensa Libre, tomada de YouTube)
El entrenador Tony D'Amato (Al Pacino) pronuncia arenga sobre cómo salir victorioso en el campo de juego y en la vida. (Foto Prensa Libre, tomada de YouTube)

Todos hemos pasado por momentos difíciles, cuando necesitamos más que nunca de una voz que nos impulse a levantarnos y a seguir adelante.

Un ejemplo es la arenga pronunciada por Tony D’Amato, entrenador personificado por Al Pacino, en la película Un domingo cualquiera (1999), para motivar a su equipo de futbol americano.

“No sé qué decir, en realidad. Quedan tres minutos para la mayor batalla de nuestras vidas profesionales, y todo se reduce a curarnos como equipo o a desmoronamos, jugada a jugada, pulgada a pulgada hasta el final. Ahora estamos en el infierno, caballeros, créanme; o nos quedamos aquí dejándonos que nos aplasten o luchamos por regresar a la luz para salir del infierno, pulgada a pulgada. Yo no puedo hacerlo por ustedes, soy muy viejo.

Miro alrededor y veo esas jóvenes caras y pienso que he cometido todos los errores que un hombre de mediana edad puede cometer, he despilfarrado todo mi dinero, ¿pueden creerlo?, he sacado de mi vida a todo aquel que me ha amado y últimamente ni siquiera soporto  ver la cara que veo en el espejo.

Cuando te haces mayor en la vida, hay cosas que se van, eso es parte de la vida, pero solo los comprendes cuando empiezas a perderlas, y descubres que la vida es cuestión de pulgadas. Así es el futbol, porque en cada juego,  la vida o el futbol, el margen de error es muy pequeño, medio segundo más rápido o más lento y no llegas a pasarla (la pelota), medio segundo más rápido o más lento, y no llegas a atraparla.

Lea también: Este es el lado oscuro de Jackie Chan

Las pulgadas que necesitamos están a nuestro alrededor, están en cada momento del juego, en cada minuto, en cada segundo. En este equipo luchamos por ese terreno, clavamos las uñas por esa pulgada, en este equipo dejamos el pellejo por cada uno de los demás, por esa pulgada que se gana, porque cuando sumamos una tras otra,  eso es lo que va a marcar la p… diferencia entre ganar o perder, entre vivir o morir.

Lea también: Así se transformó Rami Malek en Freddie Mercury

En cada lucha, aquel que va a muerte es el que gana ese terreno, y sé que si queda vida en mí, es porque quiero luchar y morir por esa pulgada, porque vivir consiste en eso, las seis pulgadas frente a sus caras. Yo no puedo convencerlos de que lo hagan, tienen que mirar al que tienen a su  lado  y creo que van a ver a un compañero dispuesto a ganar con ustedes, que se sacrificará por este equipo, porque sabe que cuando llegue la ocasión, ustedes harán lo mismo por él. Eso es un equipo, caballeros, o nos curamos  como equipo o morimos como individuos. Ese es el futbol, muchachos, eso es todo lo que es. ¿Qué van a hacer?”.

Contenido relacionado

>Conozca a los nominados a los Globos de Oro 2018
>Cuáles son las películas, directores y actores más influyentes
>Kevin Spacey origina polémica con esta aparición

0