Las ventajas de la hipnosis terapéutica y por qué debería considerarla

La hipnosis es una herramienta que ayuda a los pacientes en un terapia. Así se puede aprovechar.

Archivado en:

psicologíasalud mental
¿Cuánto conoce sobre la hipnosis? (Foto Prensa Libre: Servicios / Pexels).
¿Cuánto conoce sobre la hipnosis? (Foto Prensa Libre: Servicios / Pexels).

El cine y la televisión, una de las principales fuentes de entretenimiento con sus relatos inspirados en la realidad pero finalmente de ficción, puede predisponer eso: escenarios ficticios que distorsionan la vida real.

Ocurre con la exploración espacial, de la mano de la ciencia ficción, que sugiere mundos con seres conflictivos o capaces de viajar a la velocidad de la luz. Algo implícito, ya, pese a que no existe prueba de que eso pueda ocurrir, por muchos estudios e investigaciones que al respecto se hayan publicado.

Otra de esas áreas es la hipnosis, que se consolidó, erróneamente, como una técnica usado por personajes malvados con capas y sombreros para conseguir que un soldado se convierta en un títere, o que una esposa se olvide de su marido.

Pero la realidad es otra, y la hipnosis está lejos de ser una estrategia de manipulación para apoderarse del cerebro de las personas. Es más bien una herramienta utilizada por diferentes terapeutas y psicólogos para ayudar a pacientes. Así funciona.

Qué es la hipnosis

Las hipnosis es una herramienta utilizada por varios psicoterapeutas (Foto Prensa Libre: Servicios / Pexels).

Desde una perspectiva académica, “la hipnosis se da en una interacción entre dos personas con la característica de que una de las personas, el hipnotizado, deja el control de sus procesos cognitivos, afectivos y conductuales a otra persona, el hipnotizador”, publica el psicoterapeuta José Antonio García en un ensayo.

“El abandono del control es totalmente voluntario y puede ser retomado por el hipnotizado en cualquier momento”, añade.

En un plano más práctico, es una posibilidad para el terapeuta para ayudar a la calidad de vida de una persona. Pero contrario a las películas, que plantean la hipnosis como oscilar un reloj antiguo frente a la mirada de alguien, más bien es un conjunto de acciones, guiadas por un profesional, para establecer las condiciones adecuada.

Una terapia fundamentada en hipnosis consiste en métodos guiados de relajación y concentración intensa para que la persona esté al tanto de su conciencia. Esta concentración permite que se ignore todo el contexto para centrar su atención en pensamientos o tareas específicas.

Cuál es su beneficio en una terapia

La hipnosis puede ser una buena ayuda a las personas que tiene problemas para identificar qué situación puede estarle afectando.

Lea también: ¿Hasta qué punto es la ansiedad una emoción normal?

Al estar en un estado de trance, como se le conoce, la persona se siente segura y puede estar en una buena relación de comodidad y confianza para expresar sus problemas.

Es una manera efectiva para encontrar algún inconveniente, trauma o evento que permanezca escondida en el subconsciente.

Consejos para participar en una sesión

La primera claridad que se debe tener al momento de participar en una hipnosis es que tiene que ser completamente voluntaria. Ninguna persona deberá participar en una si no está de acuerdo.

Participar en una hipnosis no implica ser una persona “débil” o “manipulable” facilmente (Foto Prensa Libre: Servicios / Pexels).

Por eso debe haber una conversación previa entre el cliente y el terapeuta, para dejar claro en qué consiste y cómo se procederá.

Las personas deben cerciorarse que la hipnosis se lleve a cabo por un psicoterapeuta especialista en el área.

Contenido relacionado:

> Qué es el estrés postraumático y cuáles son las claves para vencerlo

> Letras para sanar: cómo la escritura ayuda a sentirse mejor emocionalmente y qué ejercicios son recomendados

> Estos alimentos jamás deben refrigerarse; entérese por qué

0