Recomendaciones para cuidar la piel: respete la fecha de vencimiento de los protectores solares

El oxígeno genera oxidación y este proceso lleva que las sustancias del producto cambien y, como consecuencia, no puedan cumplir correctamente su función protectora.

Publicado el
Recomendaciones para cuidar la piel: respete la fecha de vencimiento de los protectores solares
Los protectores solares vencidos no protegen contra los rayos UV y pueden desarrollar sustancias cancerígenas. Foto Prensa Libre: Zacharie Scheurer/dpa

La aplicación de protectores solares se ha convertido en una rutina diaria para muchas personas a lo largo del año, pero los usuarios deben prestar atención a la fecha de vencimiento de estos productos.

En caso de duda, es mejor no utilizar el protector solar que se usó el verano pasado, según aconseja el dermatólogo Eckhard Breitbart. En cambio, es recomendable comprar un tubo nuevo en el supermercado o en la farmacia.

El oxígeno genera oxidación y este proceso lleva que las sustancias del producto cambien y, como consecuencia, no puedan cumplir correctamente su función protectora, afirma el dermatólogo, que integra la Sociedad Alemana de Ayuda contra el Cáncer y es presidente del grupo de trabajo de prevención dermatológica (ADP).

Breitbart advierte asimismo que “las sustancias que pueden producirse en ese proceso bien podrían ser cancerígenas” aunque señala que todavía no se han aportado “pruebas adecuadas”.

Un estudio de científicos franceses y estadounidenses, publicado en marzo de 2021, ha aportado nuevas pruebas a esta tesis. Según el informe, las cremas con el filtro de protección UV octocrileno han formado con el tiempo benzofenonas, que se consideran posiblemente cancerígenas.

El tiempo máximo de uso de un protector solar después de abrirlo se indica en el tubo o la lata. El símbolo correspondiente es una lata redonda abierta, que por ejemplo dice “12 M” y significa doce meses. Cumplido el plazo, hay que deshacerse del producto.

Para no perder la pista de cuándo ha abierto exactamente un protector solar, es aconsejable escribir la fecha de apertura en el tubo con un rotulador resistente al agua.

Las cremas solares suelen tener además, aunque no siempre, una fecha de caducidad. Breitbart aconseja que si esta fecha ya ha pasado tampoco deben utilizarse, aunque los envases no hayan sido abiertos.

Sin embargo, a menudo no hay una fecha de consumo preferente específica en los envases de los protectores solares.

Esto se debe a que, por ejemplo, en la Unión Europea los productos cosméticos solo deben llevar una fecha de consumo preferente si tienen una vida útil no superior a 30 meses, según explica la Oficina Federal de Protección del Consumidor y Seguridad Alimentaria de Alemania.

A la hora de elegir una crema, el dermatólogo Breitbart aconseja elegir productos sin perfume ni fragancia y asegurarse de que protegen contra los rayos UVA y UVB.

No es conveniente ser ahorrativo al momento de aplicar el protector solar. Los productos únicamente proporcionan el factor de protección solar prometido si se aplican con un suficiente grosor sobre la piel.

“Una regla general para calcular la cantidad es aplicar una cucharada de té de protector solar en el rostro de los adolescentes, mientras que los adultos necesitan un poco más”, aconseja el dermatólogo.