Suchitepéquez

Los maestros que decidieron seguir con su labor educativa y no apoyar el paro

Mientras muchos maestros dejaron de impartir clases durante al menos 21 días para exigir un aumento salarial, otros docentes se dedicaron a continuar con su labor, lo que benefició a sus estudiantes que no vieron interrumpido su aprendizaje.

Por Víctor Chamalé, Héctor Cordero y Cristian I.Soto

Estudiantes de la Escuela General Justo Rufino Barrios de Mazatenango fueron beneficiados porque sus docentes no apoyaron la manifestación. (Foto Prensa Libre: Cristian Soto).
Estudiantes de la Escuela General Justo Rufino Barrios de Mazatenango fueron beneficiados porque sus docentes no apoyaron la manifestación. (Foto Prensa Libre: Cristian Soto).

De acuerdo con un sondeo de Empresarios por la Educación, las clases fueron interrumpidas en unos seis departamentos, lo que afectó la educación de casi un millón de estudiantes.

Según datos del Ministerio de Educación, permanecieron tomadas 25 direcciones departamentales, más los maestros que pernoctaron en la Plaza de la Constitución para exigir un aumento salarial y que las autoridades cumplan con el pacto colectivo.

No apoyaron paro

El viernes último, luego de una mesa de negociación con distintas autoridades, sindicalistas de Educación indicaron que este lunes los maestros retornarán a las aulas, pero qué pasó con los maestros que no se unieron al paro y continuaron con su labor de educar.

A continuación, le contamos cómo fueron las actividades académicas en algunas escuelas, cuyos maestros no apoyaron la protesta que duró más de dos semanas.

Muestran compromiso

En un recorrido el viernes pasado por algunas escuelas de El Tejar, Chimaltenango, se pudo comprobar que los maestros impartían clases a estudiantes de preprimaria y primaria.

Lea también: Maestros desalojaron la Plaza de la Constitución

Unos docentes que omitieron su nombre dijeron que debido a que llevan varios años de estar en el renglón 021 apoyan las demandas de los maestros, pero también enfatizaron que no apoyan al líder magisterial Joviel Acevedo.

“Somos una escuela que está comprometida con la educación de los niños y nuestro único fin son ellos, y no apoyamos, porque ellos son los principales afectados. Sabemos que el Magisterio está luchando para que se cumpla el pacto colectivo, pero pensamos que realmente también se buscan beneficios propios, que no van a favor de la niñez”, manifestó una maestra de una escuela del referido municipio.

Niños de la Escuela Oficial Urbana Mixta Cooperativa Gumarkaah de Santa Cruz del Quiché no vieron interrumpido su aprendizaje. (Foto Prensa Libre: Héctor Cordero).
Niños de la Escuela Oficial Urbana Mixta Cooperativa Gumarkaah de Santa Cruz del Quiché no vieron interrumpido su aprendizaje. (Foto Prensa Libre: Héctor Cordero).

Resaltó que no apoyaron el movimiento porque deben cumplir con el plan educativo, pues se acercan las evaluaciones y hay que cumplir con los contenidos. “Si no cumplimos no podemos esperar que los niños salgan bien preparados para fin de año”, enfatizó. 

Hubo acuerdo

En Santa Cruz del Quiché, Quiché, la situación fue similar, ya que cinco escuelas y tres institutos nacionales funcionaron de forma regular, pues los docentes no apoyaron el paro de labores convocada por sindicalista de Educación.   

Carlos Ávila, director de la Escuela Oficial Urbana Mixta Cooperativa Gumarkaah, informó que impartieron clases los días que duró la protesta. “Apoyamos el movimiento magisterial, pero no el suspender las clases”, expresó.

Ávila recordó que cuando comenzó el paro, algunos maestros pretendían que se suspendieran las actividades académicas, pero luego de una reunión se acordó por mayoría no suspenderlas.

“Ha sido complicado porque los dirigentes nos presionan para no impartir clases y por otro lado están los padres de familia que esperan que sigamos trabajando”, puntualizó Ávila.

Para leer más: Empresarios presentan denuncia contra Joviel Acevedo y piden acciones a la PDH

Añadió que solo participaron en una caminata para entregar un pliego de peticiones en la Gobernación Departamental; sin embargo, no participaron en la toma del edificio de la Dirección Departamental de Educación, pues lo más importante es no suspender la enseñanza a los niños.

Niños de la Escuela General Justo Rufino Barrios de Mazatenango no perdieron días de clases, debido a que sus maestros no apoyaron las manifestaciones. (Foto Prensa Libre: Cristian Soto).
Niños de la Escuela General Justo Rufino Barrios de Mazatenango no perdieron días de clases, debido a que sus maestros no apoyaron las manifestaciones. (Foto Prensa Libre: Cristian Soto).

Hember Herrera, director departamental de Educación de Quiché, indicó que según un monitoreo, únicamente en los municipios de San Pedro Jocopilas y San Bartolomé Jocotenango no se impartieron clases en el tiempo que duró la protesta.

Añadió que los dos referidos municipios están incluidos dentro del Corredor Seco y son catalogados como los más pobres del departamento y con altos índices de analfabetismo y desnutrición.

Poca información

En Mazatenango, Suchitepéquez, maestros de 150 establecimientos educativos no suspendieron clases. María Antonieta de Rodas, directora de la Escuela General Justo Rufino Barrios, informó que desde que comenzó el movimiento magisterial por la homologación del pacto colectivo, su equipo de docentes participó en dos reuniones, pero se percataron de que perdían el tiempo y que la información no era concreta, por lo que tomaron la decisión de retomar actividades y seguir con las clases normales.

Le podría interesar: Padres de familia colocan candado en escuela para que no ingresen maestros que manifestaron

“Hay mucha desorganización dentro del sindicato departamental, primero no tenían un lugar fijo para las asambleas y luego la información no era exacta. Nos pusimos de acuerdo con los docentes y aquí estamos trabajando”, manifestó Rodas.

Shany Morales, directora de la Escuela Flor del Café de Mazatenango, dijo que al no tener buena información por parte de dirigentes del movimiento, tomaron la decisión de impartir clases para no afectar a los estudiantes.

Autoridades de la Dirección Departamental de Educación de Suchitepéquez informó que dos mil 200 maestros cumplieron con sus jornadas de trabajo.

En El Tejar Chimaltenango varios establecimientos educativos no apoyaron el paro del magisterio. (Foto Prensa Libre: Víctor Chamalé).
En El Tejar Chimaltenango varios establecimientos educativos no apoyaron el paro del magisterio. (Foto Prensa Libre: Víctor Chamalé).

Contenido relacionado

> Misionero lucha por un mejor futuro para niños que viven en zonas rojas

> Gobierno firma nuevo pacto con Joviel Acevedo

> STEG impide el ingreso a 20 direcciones de educación