Transportistas piden a la municipalidad que se agilicen los trámites para la sustitución de buses

Los inconformes llegaron ante el Concejo para demandar que les resuelvan las solicitudes presentadas para la sustitución de buses del transporte urbano, aseguran que compraron vehículos para reemplazar los actuales, pero no pueden circular por la “burocracia”.

Los transportistas llegaron a la Municipalidad de Quetzaltenango el miércoles 16 de octubre, el Concejo resolvió que tendrá una respuesta a sus peticiones el 30 de noviembre. (Foto Prensa Libre: María Longo)
Los transportistas llegaron a la Municipalidad de Quetzaltenango el miércoles 16 de octubre, el Concejo resolvió que tendrá una respuesta a sus peticiones el 30 de noviembre. (Foto Prensa Libre: María Longo)

Más de 50 transportistas llegaron a la Municipalidad de Quetzaltenango en compañía del abogado Julio Rodas,  expusieron que compraron buses, pero que han pasado meses o años sin recibir una respuesta a la solicitud del reemplazo de las unidades.

“En los acuerdos municipales donde se ha rechazado la sustitución de unidades no indica cuál es la norma en que se funda el Concejo, existe violación al artículo 12 constitucional que es el derecho de defensa”, expuso Rodas a los funcionarios.

De acuerdo con el abogado “varios” transportistas han presentado la solicitud para cambiar unidades pero  son negadas o deben esperar “meses” y “años” para obtener una respuesta.

“Muchos de los empresarios ya invirtieron en la compra de vehículos nuevos para sustituir los que ustedes mismos critican que ya no tienen las condiciones para prestar el servicio del transporte, quieren el cambio, pero cuando se solicita no lo autorizan, entonces estamos en un dilema y no sabemos si es verdad que ustedes quieren que se cambien las unidades, la misma municipalidad es el tropiezo”, dijo el abogado a los Concejales.

El mal estado de los buses, la sobrecarga y los malos tratos, son quejas que persisten desde hace varios años en Quetzaltenango. (Foto Prensa Libre: Archivo)

Agregó que cuando hay una respuesta negativa, es el Concejo el que niega las autorizaciones de sustitución, lo que aseguró “perjudica” al empresario y al vecino.

“Si el transportista negligentemente no cambia las unidades, es su responsabilidad, pero si solicita el cambio de las unidades y es la propia autoridad municipal la que deniega el derecho, entonces de quién es la responsabilidad”, dijo el abogado.

De acuerdo con los empresarios, desconocen el reglamento y las normas que el Concejo está utilizando en el tema del transporte. “Otra petición es que el concejo le haga ver a los empresarios cuáles son las reglas claras del juego, cuál es el reglamento vigente y las normas vigentes que regulan la prestación del servicio, los recursos y procedimientos que pueden usar”, dijo el abogado en relación a otras demandas de los transportistas.

Lea además: Consuelo Porras anula la seguridad del MP para Thelma Aldana y Mayra Veliz

“Tenemos dos buses que necesitan ser cambiados, las puertas se caen, los sillones ya no sirven, las ventanas tampoco, están mal, además tienen fallas mecánicas, se descomponen. Compramos otros pero no se pueden usar, gastamos más de Q100 mil por cada uno y solo están en un predio, hicimos la solicitud desde el 2017 y hasta la fecha no tenemos una resolución, los buses que están circulando son modelo 2003 y 2004, los íbamos a sustituir por modelos del 2012 y 2013”, afirmó Ana Lucia Yac, transportista de la ruta Transcolina.

En otros casos terminó la vida útil de los vehículos y ya no pueden circular. “El 28 de octubre de 2018 hicimos la solicitud de sustitución de una unidad 2006 por una 2010, porque el motor ya no puede ser reparado, pero a la fecha no tenemos una respuesta, ya pasó el año y no resuelven, el bus 2006 que es el autorizado para funcionar ya es chatarra, el que compramos no puede trabajar porque no tenemos el acuerdo, gastamos Q125 mil en el bus que se compró”, explicó Israel Ramos, integrante de la empresa Cuesta Blanca.

Los transportistas señalaron que la compra de los vehículos fue por medio de créditos que deben pagar “sin obtener ingresos”.

El sindico Diego Morales, presidente de la Comisión de Transporte, aseguró que ha tenido acercamientos con los transportistas y que les ha dado su apoyo.

“Desde el 2017 se presentó una propuesta, se hizo una presentación, con muchos de ustedes hemos tenido acercamientos y se han dado muy buenos resultados. Hay temas administrativos que como comisión solo podemos proponer”, afirmó.

Mientras que el alcalde Luis Grijalva, dijo que los buses no deben tener más de 10 años, razón por la que no han aceptado algunas solicitudes de sustitución.

“No quiero entrar en un tema polémico, pero las instituciones de transporte dicen 10 años y compran un bus que ya casi tiene este tiempo, al año siguiente del proceso  ya no cumple con los requisitos, entonces para los que compran buses más recientes no ha habido problema”, dijo Grijalva.

Agregó que el Concejo necesita un tiempo “prudencial” para resolver las demandas, finalmente se informó que el 30 de noviembre de este año darán una respuesta.

El plazo fue criticado por los transportistas quienes aseguraron que el Concejo tuvo cuatro años para resolver este y otros problemas del transporte.

El Concejo aseguró que para tomar una decisión necesitan tener los resultados del catastro final de los buses urbanos de la ciudad, acción que la municipalidad realiza esta semana.

Contenido relacionado

Desconocidos causan daños a obra en reconstrucción que se entregaría la siguiente semana

Localizan piezas de vehículos robados y en otra escena abandonan un carro con Q47 mil

Comunidades del Valle de Palajunoj en Xela siguen vulnerables ante las constantes lluvias

 

 

 

0