En qué consiste el pacto de igualdad al que se unió la primera empresa guatemalteca

La empresa Cbc asumió este miércoles los siete principios para el empoderamiento de las mujeres para lo cual firmó un convenio con Onu mujeres, entidad que impulsa ese programa en el mundo.

Adriana Quiñones, representante de país de Onu Mujeres en Guatemala y Rosa María de Frade Directora de Asuntos Corporativos de Cbc firman el convenio de adhesión de dicha empresa a los siete principios para el empoderamiento de las mujeres. (Foto, Prensa Libre: Esbin García).
Adriana Quiñones, representante de país de Onu Mujeres en Guatemala y Rosa María de Frade Directora de Asuntos Corporativos de Cbc firman el convenio de adhesión de dicha empresa a los siete principios para el empoderamiento de las mujeres. (Foto, Prensa Libre: Esbin García).

Se trata de la primera empresa guatemalteca que asume esos compromisos desarrollados tanto por el Pacto Mundial de Naciones Unidas como por Onu Mujeres para impulsar la igualdad de género.


Guatemala presenta una alta brecha salarial entre hombres y mujeres ya que el promedio mundial es 23% y en el país es de 34% según datos de mencionados por Onu Mujeres.

El compromiso es establecer prácticas empresariales para promover la igualdad entre hombres y mujeres en todas las áreas de la gestión empresarial, según explicaron ambas entidades.

La empresa deberá hacer un diagnóstico acerca de su situación en las áreas requeridas, para establecer también las métricas y metas, y desarrollar acciones para impulsar la igualdad y el liderazgo de las mujeres explicó Adriana Quiñones, representante de país de Onu Mujeres en Guatemala.

Los pilares sobre los que debe desarrollarse son funcionalidad, método (establecer métricas y metas) y liderazgo.

Los 7 principios

  • Establecer un liderazgo corporativo de alto nivel para la igualdad de género
  • Tratar a todas las mujeres y hombres de manera justa en el trabajo
  • Asegurar la salud, la seguridad y el bienestar de todos los trabajadores, tanto de hombres como mujeres
  • Promover la educación, la capacitación y el desarrollo profesional de las mujeres
  • Implementar el desarrollo empresarial, la cadena de suministro y las prácticas de comercialización que empoderen a las mujeres
  • Promover la igualdad a través de iniciativas comunitarias de promoción
  • Medir e informar públicamente sobre el progreso para lograr la igualdad de género

Para que una empresa llegue a firmar este convenio de adhesión debe pasar algunos filtros, como poseer programas en busca de la igualdad de las mujeres en sus compañías. Si hay una compañía donde hay algún tipo de explotación o de corrupción deben cambiar sus prácticas, dijo Quiñones al explicar los procesos a seguir.

Una empresa encaminada hacia la igualdad

Cbc ya reporta que el que el 42% de los puestos de toma de decisiones es ocupado por mujeres y Quiñones espera que se llegue al 50% con esas prácticas.

El convenio también está diseñado para ayudar a las empresas a la hora de examinar las políticas y prácticas que aplican o crear nuevas, se explicó. 

Rosa María de Frade Directora de Asuntos Corporativos de Cbc, mencionó que la empresa es desde el 2013 parte del Pacto Mundial de las Naciones Unidas, y ya trabajan con varios programas de emprendimiento, apoyo en salud, educación y derechos de las mujeres, en diferentes comunidades del país.

“El éxito de la empresa se basa en la igualdad de oportunidades, en la meritocracia y en la inclusión” mencionó de Frade

La directiva agregó que están convencidos de que “la igualdad de derechos y oportunidades para hombres y mujeres es el bastión más importante para el desarrollo de los pueblos, , construye economías más fuertes y sociedades más justas”.

Al firmar y comprometerse con este programa Cbc entrará a un grupo de empresas en el mundo donde podrá intercambiar sus resultados, sus buenas prácticas y conocer innovaciones que talvez no se conocen a nivel general.

El impacto de la adopción de estos principios será representado en 10 mil colaboradores de Cbc y sus familias, serían casi 50 mil personas que se beneficiarían con las medidas implementadas por este programa dijo Quiñones. 

A la fecha más de dos mil empresas en el mundo que se han adherido.

Impacto en la economía

“La igualdad es un buen negocio, cada vez más los índices de crecimiento de las empresas están vinculados a los temas de igualdad y de promoción de oportunidades” agregó Quiñones al citar un estudio reciente que muestra que está demostrado que si las mujeres tuvieran las mismas condiciones de trabajo que los hombres el PIB mundial crecería 26%, que significa US$28 trillones al año 2025.

Además, crearía US$1.4 trillones adicionales en ingresos fiscales, de esos US$940 millones en economías emergentes. 

“El sector privado para lograr estos incentivos tiene que crear las estructuras en la empresa, mediarlas con indicadores” para que los compromisos sean transparentes y visibles, agregó al indicar que Cbc ya posee medición de resultados.

Guillermo Gaviria, Rosa María de Frade y María José Villanueva, ejecutivos de Cbc anunciaron que la empresa se adhiere también a la campaña #HeForShe un movimiento mundial de solidaridad para sensibilizar a las personas y apoyar la igualdad de género. Los acompaña Adriana Quiñones, de Onu Mujeres  en Guatemala, (tercera de izquierda a derecha). (Foto, Prensa Libre: Esbin García).

Altas brechas de salario y condiciones

La representante de Onu Mujeres indicó que si nivel general se lograran condiciones de igualdad para mujeres el Producto Interno Bruto (PIB) mundial crecería 26%.

En el caso de Guatemala es difícil hacer ese cálculo porque muchas mujeres se desempeñan en el sector informal, agregó.

Sin embargo, expuso que la brecha mundial en salarios para mujeres es del 23% y en Guatemala es del 34%, aspecto que calificó de preocupante.

Hay otras aristas que incluyen en las diferencias de condiciones.

Una de estas es que las mujeres dedican seis horas a labores domésticas, lo que significa casi una jornada laboral completa.

Aparte de los salarios refiere que la mayoría de mujeres se desempeña en puestos de cuidado, es decir prestación de servicios como maestras, enfermeras y otros similares, pero hace falta que incursionen más en puestos técnico, tecnológica.

Contenido relacionado

> Igualdad entre hombres y mujeres se retrasa 170 años

> Los 10 puestos más difíciles para contratar personal en Guatemala

> Desempleo e informalidad suben en la región y encienden alertas en la OIT