Caravanas persisten pese a advertencias de los gobiernos de Guatemala y EE. UU.

Una semana después de la visita del secretario de Seguridad Nacional de EE. UU., Kevin McAleenan, quien acordó con autoridades guatemaltecas acciones para luchar contra la migración irregular, una nueva caravana de migrantes hondureños transita por el país.

Migrantes hondureños caminan en el anillo Periférico y se enfilan para la ruta al Pacífico, su objetivo es llegar a EE. UU. (Foto Prensa Libre: Edwin Pitán)
Migrantes hondureños caminan en el anillo Periférico y se enfilan para la ruta al Pacífico, su objetivo es llegar a EE. UU. (Foto Prensa Libre: Edwin Pitán)

Los automovilistas que transitaban sobre el Anillo Periférico se encontraron la mañana de este 3 de junio con una caravana de migrantes que tiene como finalidad llegar a México y luego pasar a territorio estadounidense para cumplir el “sueño americano” y alejarse de lo que califican como “la desesperanzadora realidad hondureña”.

Cristian Corrijos y Elena Bermudes halan un carruaje en el que va Litzie de 10 meses, el sábado pasado salieron de San Pedro Sula, Honduras, y se unieron a la nueva caravana que salió al mediodía.

“Estamos muy contentos de haber salido de Honduras porque no hay trabajo y estamos sufriendo mucho. Estamos decididos de pasar caminando toda Guatemala hasta llegar a México, la necesidad nos obliga a salir, allá -en Honduras- no tenemos nada”, lamentó Corrijos.

Litizie toma leche cada tres horas y sus padres se pararon en la banqueta del anillo Periférico, en zona 11, a pedir dinero a los automovilistas.

“Tenemos que comprarle leche para mi hija, traemos unos botes, pero necesitamos más hasta llegar a Estados Unidos, nos arriesgamos y toca hacerlo para tener un mejor futuro”, justificó Bermudes.

En el sector de Majadas, a un costado de una gasolinera, los migrantes decidieron descansar y desayunar. Su dieta: frituras y bebidas gaseosas.

 

“Hay poporopos para todos. Recuerden que los niños son los más importantes y los que puedan ayudar a cargar a un niño cuando caminemos se los vamos a agradecer”, anunció Gerardo Cortéz, un migrante.

Los hondureños van en grupo y aseguran que no tuvieron problemas para cruzar la frontera de Honduras y Guatemala. Cargan mochilas, bolsas, carruajes y varios pares de tenis para hacer más cómoda la larga caminata hasta tierras estadounidenses.

Responsables de La Casa del Migrante informaron que el domingo atendieron a unos 500 migrantes hondureños.

“Tenemos derecho a migrar”

Los integrantes de la caravana señalaron que el endurecimiento de las medidas migratorias “no es justo” porque aseguraron que tienen “derecho a salir de un país que no les da oportunidades”.

Lario Montúfar relató que pasó un año sin trabajo en La Ceiba y optó por migrar debido a que no halló un empleo en Honduras.

“La situación es difícil, sales o te mueres. Hemos escuchado que van a ser más duros con los migrantes, pero eso no nos quita las ganas de llegar a Estados Unidos, se ve complicado el camino, pero llegaremos”, expuso Montúfar.

Los hombres adultos de esta caravana son los encargados de pedirle a los conductores un traslado gratis para optimizar el poco dinero que llevan.

Las caravanas de migrantes centroamericanos comenzaron en noviembre del año pasado. Debido a este flujo migratorio, el gobierno de EE. UU. considera la situación actual una “crisis”, por lo cual ha pedido a los gobiernos de El Salvador, Honduras y Guatemala, contener la migración irregular.

Contenido relacionado:

Propuesta de Jimmy Morales no tiene respaldo de presidenciables

Conamigua, Copredeh y Fontierras: las peores instituciones para ejecutar el presupuesto

Jimmy Morales llama a la reflexión para elegir a próximas autoridades

1

Victor Vasquez Hace 2 semanas

Simple y sencillamente el exodo migratorio internacional es algo que no se puede detener de la noche a la mañana