Cobrar por tramitar asilo es un ataque a los migrantes y “parte de un sistema de crueldad”

De concretarse la probabilidad de que EE. UU. cobre una tarifa por recibir solicitudes de asilo será en un duro golpe para los migrantes que llegan a la frontera sur de ese país, la mayoría de veces, sin dinero, exhaustos y huyendo de la violencia y la pobreza.

Una familia cruza el río Bravo este, en la fronteriza Ciudad Juárez, en el estado de Chihuahua (México). (Foto Prensa Libre. EFE)
Una familia cruza el río Bravo este, en la fronteriza Ciudad Juárez, en el estado de Chihuahua (México). (Foto Prensa Libre. EFE)

Por ese motivo organizaciones humanitarias han calificado la iniciativa como un ataque en contra de la migración y del sistema de asilo, así como “parte de un sistema de crueldad” mediante el cual el presidente Donald Trump pretende construir un muro, no solo físico, sino también de burocracia para desincentivar la migración irregular.

Primero fue “Quédate en México”, política mediante la cual se envía de regreso a ese país a los solicitantes de asilo en lo que EE. UU. los tramita y resuelve, un proceso que puede tardar incluso años. Esta medida había quedado en suspenso por resolución de un juez federal, pero el gobierno apeló y salió favorecido.

Ahora con el posible cobro por solicitudes de asilo se agrega una traba más.

Dylan Corbett, director del Instituto Fronterizo Esperanza que funciona en El Paso, Texas, expuso que un cobro a los solicitantes de asilo “es otro esfuerzo para seguir el ataque hacia los migrantes”, lo cual agravará la situación en las ciudades fronterizas donde ya de por sí escasean los abogados que prestan servicios a bajo costo o gratis a los migrantes que ya de por sí “no tienen recursos”.

Lea también: “¡Narcodiutada!”: Manifestantes increpan a diputada Patricia Sandoval

Solicitar asilo es un proceso legal, añadió Corbett, por lo cual Trump con la medida atacará a ese sistema con el fin de disuadir a la migración.

Desde su llegada al poder en enero de 2017, Trump ha hecho del asilo uno de sus objetivos políticos ya que considera que hay un abuso del sistema del que los migrantes se aprovechan para ingresar y trabajar en EE. UU.

No se sabe el costo

Anamaría Tejada, una guatemalteca que por 28 años ha trabajado en análisis de casos legales migratorios, consideró ilógico que se le pretenda cobrar a un solicitante de asilo que huye de su país y muchos no podrán pagar el monto.

Vista desde territorio mexicano de autoridades migratorias estadounidenses quienes rescatan a migrantes, de las alcantarillas que se localizan en las márgenes del Río Bravo, (Foto Prensa Libre: EFE)

“Los migrantes vienen en situaciones muy malas, y en México los han tratado muy mal, duermen en el suelo y muchos no tienen ni para comer, entonces ¿Cómo van a tener para pagar una solicitud de asilo?”, cuestionó Tejada.

Lea también: TSE abre expediente contra Jimmy Morales por inauguración de libramiento de Chimaltenango

Subrayó que la intención del cobro sería obtener más recursos para agilizar los trámites de asilo que muy probablemente serán rechazados.

En cuanto al costo, Tejada explico que, aunque no se sabe de cuánto sería, la solicitud de asilo es el único trámite por el cual, hasta hoy en día, no se paga ya que para el resto de trámites hay cuotas que no son tan accesibles.

Por ejemplo, por el trámite para requerir a un familiar se pagan US$535. Para arreglar la documentación legal de los que han calificado para un alivio migratorio, US$1 mil 225, y el perdón provisional por presencia ilegal, trámite que puede permitir a los indocumentados obtener un estatus legal, se paga de US$715 a US$930.

Autoridades migratorias estadounidenses revisan a un migrante en la frontera México-EE. UU. (Foto Prensa Libre: EFE)

El presidente de al Red Migrante Guatemalteca en California, Walter Batres, lamentó que esta medida es una más con la cual la administración de Trump quiere hacer más difícil el ingreso de extranjeros a EE. UU. Añadió que sería “grave” cobrar por las solicitudes de asilo debido a que los migrantes “viene sin nada, prácticamente escapando de ciertas circunstancias en las que viven”.

Lea también: Un tercer menor guatemalteco muere en custodia de las autoridades estadounidenses

Batres añadió que tienen conocimiento que agentes de Inmigración han impedido el ingreso incluso de personas que viajan a EE. UU. con visa, y dijo temer que ese panorama no cambie en los próximos meses puesto que el proceso electoral, con las elecciones primarias, está por comenzar lo que hará que se endurezca la persecución y criminalización hacia los migrantes.

“Vamos a ver de nuevo iniciativas contra el migrante, persecución física y psicológica donde un presidente quiere reconocer y convencer a la masa que lo eligió de que él está haciendo el trabajo de deportación de extranjeros en el país”, apuntó el líder migrante.

“Condenamos esos actos porque es injusto que se utilice a personas que solo buscan un bienestar familiar”, concluyó.

Migrantes centroamericanos esperan abordar las góndolas del tren “La Bestia” en el municipio de Ixtepec, Oaxaca, México, para continuar su camino hacia la frontera de Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: EFE).

Contenido relacionado

> Decenas manifiestan en California para que no sea un estado santuario

> Capturas masivas y redadas: medidas antimigratorias en México se endurecerán

> Familia guatemalteca se salva de morir ahogara en Río Grande