Globos dirigibles vigilan la frontera sur de Estados Unidos

La Patrulla Fronteriza de Estados Unidos (CBP, en inglés) utiliza un programa a través de globos dirigibles con el cual aseguran una permanente vigilancia en la línea fronteriza con México y han logrado la reducción del trasiego de ilícitos.

Este sistema tiene una vigilancia sobre grandes extensiones de tierra, aire y mar. (Foto Prensa Libre: CBP)
Este sistema tiene una vigilancia sobre grandes extensiones de tierra, aire y mar. (Foto Prensa Libre: CBP)

La página de internet de la CBP da cuenta de un total de ocho aeronaves, seis que sobrevuelan desde Yuma Arizona, hasta Río Grande, Texas; una en el estado de Florida y otro más en Puerto Rico. El programa ha sido bautizado como Sistema de Radares de Aerostato Atados (Tars en inglés).


¿Por qué atados? Porque cada uno está amarrado al suelo con un cable especial de fibra de nylon capaz de soportar 35 mil libras de presión, que se elevan hasta 10 mil pies y bajan accionados por helio y energía eléctrica.

Los globos no son tripulados, por lo cual es uno de los programas de vigilancia más rentables de la CBP, ya que es un programa satelital de bajo vuelo.

“Son globos aerodinámicos y vuelan como cometas en el viento, nadie los pilotea”, expuso Rob Brown, gerente del programa Tars, según la CBP en una nota colocada en su sitio. El funcionario explicó que cada globo contiene un radar que pesa alrededor de dos mil 200 libras y es capaz de detectar aeronaves en un rango de 320 kilómetros.  

Lea más: Colombia investigará altercado de embajador de su país en Guatemala

Los datos que recogen los globos son recopilados en el Centro de Operaciones Aéreas y Marinas, situado en California.
Con este programa se pueden rastrear simultáneamente 50 mil aviones en vuelo sobre EE. UU., México, Centroamérica,
el Caribe e incluso Sudamérica.  

El programa comenzó hace más de 30 años. El éxito ha radicado en que los radares instalados dentro de los dirigibles detectan todas las aeronaves dentro de su alcance —a diferencia de los radares convencionales—, incluidos los aviones pequeños que vuelan a baja altura y a menor velocidad.

La Fuerza Aérea de Estados Unidos administró el programa hasta julio de 2013, cuando se transfirió a CBP, una dependencia del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE en inglés).

Lea más: “Y sin embargo se mueve”. ¿Quién era Galileo Galilei y qué era lo que en verdad decía?

Eficacia

El funcionamiento de los primeros aerostatos generó un auge de interdicciones, arrestos e incautaciones de aeronaves con ilícitos. Debido a la eficiencia del Tras, el número de aeronaves no identificadas que vuelan sobre la frontera ha disminuido de ocho mil 500 a menos de 10 por año, asegura la CBP.   

No obstante, asegura la nota de la CBP, ahora los contrabandistas no llegan a la frontera e intentan ingresar los ilícitos por tierra a ese territorio.

“Tars es el único sistema persistente de vigilancia aérea, marítima y terrestre de área extensa diseñado específicamente para la misión de seguridad fronteriza”, afirma la CBP.

Los globos tienen un tiempo de vida de cinco a seis años y pueden costar US$8.9 millones. (Foto Prensa Libre: CBP)

En el 2013, cita, fue responsable de detectar 586 vuelos sospechosos, lo que representa el 42 por ciento de todos los vuelos de dudosa procedencia a lo largo de la frontera suroeste en ese año. Sin embargo, pareciera que los narcotraficantes también buscan modernizarse y actualmente aumentan el uso de aviones ultraligeros para trasegar drogas.

Recomendamos leer: El 60 por ciento de menores que migran son de estos tres departamentos

Tiempo de vida

Según responsables del programa, los globos tienen una vida útil de cinco a seis años debido a la exposición al sol, la arena y el viento. Cada uno le cuesta al gobierno US$8.9 millones —Q68.5 millones—, son mantenidos en el aire por helio que a medida que los aerostatos ganan altura se expande hasta que llena la mayor parte de la aeronave.

Los dirigibles se elevan y bajan mediante cables de alta resistencia. Al igual que otras aeronaves, todos están equipados con luces anticolisión. Todo el equipo que transporta el globo, entre radar, generador, equipo de navegación, eléctrico y combustible, pesa unas cinco mil libras.  

Aunque el artículo no menciona que estas aeronaves han contrarrestado o podrían ser utilizadas para contrarrestar la migración ilegal, menciona que la CBP podría hacerse de aerostatos más pequeños y más especializados a ser utilizados “para otros roles en seguridad fronteriza”.

Los modelos estarían especializados en detección de amenazas persistentes; vigilancia terrestre y despliegues rápidos ya que los más pequeños operan a alturas de 500 a cinco mil pies y monitorean la actividad en tierra con radares, infrarrojos y cámaras electroópticas.

Además, los globos más pequeños cuentan con cámaras infrarrojas de alta resolución que ofrecen imágenes inmediatas en tiempo real a los agentes de la Patrulla Fronteriza en tierra.

“Los aerostatos tácticos están demostrando ser muy efectivos”, concluye Brown.

Contenido relacionado

> Dos guatemaltecos mueren en accidente en Arizona
> El hambre, y no la violencia, empuja a los guatemaltecos a migrar
> Más de mil 200 guatemaltecos sufren por el huracán Florence y no pueden pedir ayuda