Guatemalteca impulsa iniciativa que empieza a cambiar su entorno

Mujeres de San Marcos se unen para crear proyectos a la comunidad y actualmente están en busca de recaudar teléfonos para que los niños de la comunidad tengan tecnología en casa para estudiar.

María Alejandra Menaldo es la promotora del proyecto Unidas, Escuela de Liderazgo para Mujeres en San Marcos. (Foto Prensa Libre: cortesía proyectos Unidas).
María Alejandra Menaldo es la promotora del proyecto Unidas, Escuela de Liderazgo para Mujeres en San Marcos. (Foto Prensa Libre: cortesía proyectos Unidas).

El proyecto Unidas, Escuela de Liderazgo para Mujeres, comenzó por inquietud de María Alejandra Menaldo, fundadora y directora.

“El tema de género era importante, porque, como mujeres, nos vemos afectadas directa o indirectamente por los estereotipos, así como por papeles de género que limitan nuestra capacidad y derechos. Desde joven me vi involucrada en ello, quizá no como violencia, pero sí en prácticas que a veces hacemos inconscientemente”, cuenta. En el departamento no existía este espacio de reflexión y por eso se propuso fundar la Escuela. En el camino encontró a otras mujeres que se sentían identificadas con su propósito.

El primer paso

Unidas comenzó a funcionar el 1 de julio del 2019, cuando recibió el local para llevar a cabo el proyecto social en San Marcos. Ese mismo día se llevó a cabo un proceso en el cual 16 mujeres compartieron ideas sobre empoderamiento, igualdad de género y liderazgo, entre otros.

Actualmente el equipo está integrado por 10 mujeres, y 12 apoyan como voluntarias. El rango de edades va de 15 a 37 años y cada una trabaja en diferentes ejes. Uno de ellos es el deportivo: patrocinan el equipo de futbol del Club Deportivo Marquense, su rama femenina.

Asimismo, incidencia sociopolítica, arte y tecnología. A la vez, en estos momentos trabajan en la redacción y diseño del libro Mujeres marquenses que inspiran.

En 2020 fue la graduación del primer diplomado Mujeres Activando, en San Marcos. (Foto Prensa Libre: Proyecto Unidas).

Menaldo expresó que se dieron cuenta de la necesidad de crear esta iniciativa porque San Marcos es un municipio alejado de la capital y con muchas carencias. Desde el principio las personas se han sentido identificadas con el mismo, al punto de hacer donaciones para apoyar en su consolidación.

Menaldo estudió Relaciones Internacionales, pero siempre pensaba en un enfoque social y sentía una responsabilidad por su natal San Marcos. (Foto Prensa Libre: Proyecto Unidas).

En la actualidad el proyecto se encuentra en el proceso de fortalecer su plan estratégico y hacerse autosostenible.

En primer lugar definieron que se trabajaría para que las mujeres ocupen más espacios en diferentes actividades.

A principios del 2020 Unidas organizó el primer diplomado al que denominó Mujeres Activando, con 25 participantes. “Pensamos que impactaríamos en la cabecera de San Marcos, pero para nuestra sorpresa también asistieron de otros municipios del departamento y de Quetzaltenango y Sacatepéquez. La edad de las participantes fue de 15 a 45 años, lo cual es percibido por las organizadoras como un reflejo de que el empoderamiento está abierto a todas las edades.

El proyecto de los teléfonos

Este es la más reciente iniciativa de Unidas. Menaldo comenta que se unieron a la invitación de TBox International por GuaTBox, para reunir teléfonos usados y cargadores que serán entregados a estudiantes de San Marcos.

La pandemia afectó, entre otras actividades, la educación, en especial en el interior del país. San Marcos es un departamento, como muchos otros, con limitado acceso a aparatos de telefonía móvil y a una red de internet con conexión estable. Por la misma razón, la población no está familiarizada con el manejo de la tecnología.

“Vemos que en otros países están dando computadoras y móviles a los estudiantes y aquí seguimos esperando una intervención de mayor impacto”, expresa Menaldo.

Por ello, la propuesta es recaudar 300 teléfonos celulares para apoyar a diferentes familias y que los niños y adolescentes puedan continuar con el proceso de enseñanza-aprendizaje a distancia.

“Reconocemos que la educación es una de las claves para el desarrollo y por eso nos propusimos esta meta ambiciosa porque hace falta mucho, en especial porque en ciertos lugares no ha funcionado la modalidad presencial y se está regresando al estudio desde casa”, puntualiza Menaldo.

La recolección comenzó el 1 de marzo y estará abierta hasta el 30 de abril. Los interesados en hacer su donación puede escribir a las redes sociales @tboxint, @unidassm y @move_guatemala donde obtendrán mayor información.

En la capital se coordina una ruta con tarifa de entrega de Q25. Move Guatemala donará útiles escolares por cada envío.