Tónicos faciales: ¿cómo se usan y para qué sirven?

El tónico facial es uno de los productos que no puede estar fuera de la rutina que realice para mantener su piel sana, hidratada y con un aspecto agradable.

Uno de los beneficios que puede obtener de los tónicos faciales es que revitalizan y rejuvenecen de los tejidos. (Foto Prensa Libre: Servicios)
Uno de los beneficios que puede obtener de los tónicos faciales es que revitalizan y rejuvenecen de los tejidos. (Foto Prensa Libre: Servicios)

El cuidado de la piel es muy importante y aunque conforme ha pasado el tiempo muchas personas son más conscientes de ello, aún hay algunos puntos de las rutinas de limpieza y cuidado del rostro que pasan desapercibidos.

Los pasos y productos que debe utilizar para limpiar su rostro varían según su tipo de piel, edad y necesidades. Sin embargo, hay algunos que son claves y esenciales para todos, como el jabón o espuma limpiadora y los tónicos faciales. A este último producto es común saltárselo en la rutina, debido a que su función no es tan obvia como la de los artículos de limpieza y quizá no se conoce tanto acerca de sus beneficios.

Acorde a la dermatóloga Alicia Illescas, la función principal de un tónico facial consiste en equilibrar el PH de la piel. Además también cierra los poros, refresca la piel, elimina los restos de desmaquillantes y prepara el rostro para los cuidados que sean necesarios.

Respecto a la frecuencia con la que debe ser usado, Alejandra Samayoa, fundadora de Look & Beauty Handmade explica que es recomendable hacerlo todos los días después de lavar el rostro.

¿Cómo escoger un tónico que sea acorde a su tipo de piel?

“Primero debemos aprender a reconocer qué tipo de piel tenemos y en relación a eso, escoger un tónico”, explica Samayoa y comparte las siguientes indicaciones:

Si tiene piel sensible es recomendable que utilice un tónico que contenga caléndula, lavanda o aloe vera, porque estos ingredientes ayudan a calmar y relajar la piel.

Si su piel es seca lo mejor será inclinarse por un tónico que contenga activos hidratantes como exactos de keratine, ácido hialuronico, glicerina, entre otros. Esto ayudará a retener la humedad en la piel y la mantendrá hidratada.

Finalmente, si su piel es grasa su mejor alternativa son aquellos tónicos que tienen astringentes y purificantes como aceite esencial de maleleuca (árbol de té), extracto de limón y otros. Esto ayudará a regular la grasa en la piel y a evitar las bacterias que causan el acné.

Aplicar un tónico facial es el segundo paso de una rutina de cuidado facial. Se realiza tras la limpieza y antes de la hidratación. (Foto Prensa Libre: Servicios)

Asimismo, Samayoa explica que además de que sea apto para su tipo de piel, usted debe evitar aquellos que contengan alcohol entre sus ingredientes porque resecan la piel.

¿Cómo aplicarlo?

  • Utilice un algodón y aplique el producto en el rostro con pequeños golpecitos o movimientos circulares.
  • En el caso de los tónicos cuya presentación es en spray, aplíquelo a modo de “bruma”.

Contenido relacionado:

> Beneficios de las mascarillas faciales en nuestra piel

> 7 mitos y verdades sobre cómo mantener una piel sana

> Para cuidar la piel, la clave está en la alimentación