Aumenta a seis el número de víctimas en volcán Acatenango

Las bajas temperaturas, el fuerte viento y la falta de preparación pudieron ser las causas por las que seis personas fallecieron por hipotermia en las inmediaciones del volcán Acatenango, en Sacatepéquez. 

Por Miguel López / Sacatepéquez

El equipo de búsqueda es integrado por tres grupos de socorristas y efectivos del Ejército, quienes se dirigieron desde la finca Concepción, aldea El Rosario, de San Miguel Dueñas, Sacatepéquez, para buscar a las personas desaparecidas.

La tragedia comenzó cuando varios grupos de personas emprendieron una excursión al referido volcán el sábado último, pero las condiciones climáticas dificultaron su estadía.

Entre las víctimas se encuentran dos deportistas, integrantes de la Federación Nacional de Atletismo, quienes fueron identificadas como Yajaira Roldán y Lucía Sánchez.





Víctimas identificadas

  1. Nimcy Ibania Marroquín

    19 años. Estudiante. Residía en Villa Hermosa, San Miguel Petapa y asistía a  la iglesia evangélica. Según el testimonio de una amiga, sus padres no querían que hiciera el viaje, pero ella insistió. El velatorio se lleva a cabo en su residencia.

  2. Lucía Yiré Sánchez Cermeño

    20 años. Fue encontrada sin vida  en una finca, el domingo recién pasado. Era estudiante y miembro de la Federación de Atletismo.Atleta del equipo de Cementos Progreso.  Su especialidad era el lanzamiento de jabalina.Era estudiante  becada de la Universidar Rafael Landívar. 

  3. Joselyn Yajaira Roldán Velásquez

    21 años. Fue encontrada con vida por los socorristas y falleció camino al hospital.  Estudiante de Ingeniería Civil, en la Universidad de San Carlos de Guatemala (Usac).Atleta del equipo de Cementos Progreso. Era velocista y su especialidad eran los 100 metros planos.

  4. Francisco Javier Velásquez González

    23 años.  Vivía en San Bartolomé Becerra, Antigua Guatemala.Graduado de Bachiller  Industrial  y Perito en Mecánica Automotriz.En la actualidad trabajaba como mesero en un restaurante. Era primo de  Joselyn Yajaira Roldán Velásquez.

  5. Bany Magdiel Marroquín

    35 años. Se graduó de  Perito Contador. Trabajaba  en el área administrativa de una imprenta. Periódicamente participaba en ascensos a volcanes en el país.

  6. Axel Rubén Carranza Enríquez

    46 años. Se desempeñaba como médico  del área de Traumatología del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), ubicado en la zona 7 de la  capital. Médico y cirujano, graduado de la Universidad de San Carlos. Se especializó en cirugía de manos y laboró 14 años en el Seguro Social. Su afición eran las actividades extremas.

Rescatados con vida

  • Rocío Román, 22.
  • Daniel Eduardo Velásquez González, 18.




Personal de la Cooridandora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) informó que otra de las víctimas, cuyo cadáver fue localizado y rescatado este lunes, es el médico Axel Rubén Carranza Enríquez. 



Socorristas efectúan búsqueda de turistas extraviados en el volcán Acatenango. (Foto Prensa Libre: Bomberos Voluntarios)
Socorristas efectúan búsqueda de turistas extraviados en el volcán Acatenango. (Foto Prensa Libre: Bomberos Voluntarios)


El deceso de las seis personas ha causado reacciones de deportistas en redes sociales, quienes han lamentado el accidente y recomendaron informarse y llevar el equipo necesario antes de emprender una expedición. 

Posibles causas

El director del Instituto Guatemalteco de Turismo (Inguat), Jorge Mario Chajón, expresó hoy su pesar por lo sucedido y dijo que este es un tema de "regulación, pero también de prevención, de guía y de educación" por parte de los turistas internos.

Según explicó, los dos grupos subieron al volcán sin tener en cuenta las condiciones climatológicas -con fuertes vientos y lluvias durante el fin de semana-, por lo que esta situación, unido a la falta de un guía, la poca experiencia y la ausencia de un equipamiento adecuado para enfrentar las bajas temperaturas, pudieron propiciar esta tragedia.

"Este grupo de jóvenes que tuvo esta tragedia viajaron sin guía, no tenían equipamiento ni ropa adecuada", resumió el funcionario, quien lamentó además la irresponsabilidad de algunos excursionistas, que por ejemplo no tienen en cuenta las recomendaciones ni las advertencias climatológicas.

"Las condiciones climáticas son un factor, pero obviamente el otro factor es cuán preparados estamos para ascender los volcanes en esas condiciones", resumió, por lo que pidió adecuar la equipación al clima.

El volcán de Acatenango, de unos 3.976 metros de altura, está situado entre los departamentos de Sacatepéquez y de Chimaltenango, junto al coloso de Fuego, y es el tercero más alto de Guatemala.











Una de las últimas fotografías del grupo de turistas que escaló el coloso. (Foto Prensa Libre: Cortesía).
Una de las últimas fotografías del grupo de turistas que escaló el coloso. (Foto Prensa Libre: Cortesía).






Testimonios

La Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres informó que otro grupo de cuatro personas también ascendió, del cual fue rescatada Aracely Esquivel, 55.

Roció Morales, quien también buscó la cima, relató que se encontraba con un grupo de turistas en San José Calderas, pero el "clima se puso hostil" y había sobrepoblación de visitantes con apenas dos guías.

"Mi hijo andaba con un grupo que los dejó solos, él y sus amigos lograron bajar, estaba mojado y con los labios morados", detalló Morales.

Agregó: "Eran como 64 personas y dos guías, no pudieron controlar la situación. Cuando descendí observé a muchas personas asustadas".

Esquivel, sobreviviente, fue una de las primeras en bajar de la cima del coloso y dijo: "He escalado muchos volcanes en varios países. No había encontrado ese clima que vivimos la noche del sábado. A todos se nos rompieron las carpas, pudimos sobrevivir a pesar de estar mojados",





La mujer señala que fue un milagro contar lo sucedido. "Mi bolsa de dormir soporta temperaturas de menos 15 grados, creo que por eso todavía estoy viva. Les dije a los demás compañeros que no se durmieran, todos estamos en shock. Fue un súper milagro de vida, porque tuve que dejar mis cosas y empecé a bajar".

"Me ubiqué sobre una cruz que hay arriba y casi que arrastrada logré bajar. Es triste ver los cadáveres, porque yo estuve con ellos en el cráter", puntualizó.









Con información de EFE.