Salud y Familia

El yoga es meditar en movimiento

El estrés, la mala alimentación, el sedentarismo y las tensiones diarias dañan el organismo y alteran las emociones, por lo que se recomienda buscar una disciplina que equilibre el cuerpo y la mente.

Por Cristian Noé Dávila

Una opción para vivir a plenitud es el yoga. “Esta es una práctica física en la que el fin último es lograr la meditación y apaciguar la mente”, dijo  ayer la instructora Rossana De León, de Akasha Yoga, durante El Consultorio, que se transmite por www.prensalibre.com.

Esta disciplina milenaria que se originó en la India también tiene múltiples beneficios para la salud.  Muchas personas también la pueden utilizar para mantener un peso ideal. “El yoga fortalece los músculos, regula el sistema circulatorio y ayuda a respirar mejor. También es utilizado para aliviar dolores de espalda y en el cuello”, comentó De León, quien también dio una clase demostrativa de vinyasa yoga.

A criterio de la experta, las molestias musculares o los dolores en las vértebras no se quitan del todo, pero se atenúan considerablemente, por lo que el yoga puede ser una medida complementaria a las terapias de la medicina tradicional.



La instructora de yoga Rossana de León ayuda a Marcelo Hernández a lograr la postura "handstand" con apoyo. Este movimiento fortalece los músculos y estimula la concentración y el equilibrio.
La instructora de yoga Rossana de León ayuda a Marcelo Hernández a lograr la postura "handstand" con apoyo. Este movimiento fortalece los músculos y estimula la concentración y el equilibrio.


Consideraciones

La disciplina oriental puede practicarse por cualquier persona sin importar edad o condición física, pues el yoga se adapta a las necesidades de cada uno. “Niños, jóvenes, adultos, personas mayores, enfermos y embarazadas se verán beneficiadas. Sin embargo, es bueno consultar con el médico antes de comenzar con los ejercicios”, aconsejó De León.



Para lograr el trípode —cabeza sobre el suelo y cuerpo totalmente erguido—, la persona puede hacer una postura intermedia, en la que se posan las rodillas sobre los hombros.
Para lograr el trípode —cabeza sobre el suelo y cuerpo totalmente erguido—, la persona puede hacer una postura intermedia, en la que se posan las rodillas sobre los hombros.


Es importante acudir con un instructor capacitado, a fin de que el individuo establezca un diálogo de lo que puede hacer, ya que no es cierto que si duele es que está haciendo efecto. En el yoga cada quien sigue su ritmo.

Para practicar yoga hay que encontrar un lugar agradable y usar ropa cómoda o deportiva. “Aunque lo ideal es hacer la rutina en la mañana y en ayunas, esta disciplina es beneficiosa a cualquier hora. Solo es importante comer una hora antes de la práctica e hidratarse”, explicó De León.



La postura del niño es una de las más básicas en el yoga. Aunque es considerada una posición de descanso, el cuerpo y la mente se activan y entran en conexión.
La postura del niño es una de las más básicas en el yoga. Aunque es considerada una posición de descanso, el cuerpo y la mente se activan y entran en conexión.


Para observar resultados positivos en el cuerpo, el yoga debe practicarse por lo menos tres veces por semanas en sesiones de una hora. “Dependiendo de la intensidad, en un clase se pueden quemar entre 400 y 700 calorías”, dijo De León.



Saludo al sol: se utiliza como calentamiento o puede ser parte de una sesión de yoga. El saludo al sol es una serie de asanas en las que se trabajan todas las partes del cuerpo mediante estiramientos y movimientos.
Saludo al sol: se utiliza como calentamiento o puede ser parte de una sesión de yoga. El saludo al sol es una serie de asanas en las que se trabajan todas las partes del cuerpo mediante estiramientos y movimientos.