Salud y Familia

La nutrición también se lleva al trabajo

Dieta balanceada y actividad física constante son fundamentales para llevar una vida saludable y evitar enfermedades físicas y emocionales como estrés, gastritis, colon irritable, hipertensión o diabetes.

Por Redacción Buena Vida

Para tener una buena nutrición en el trabajo hay que buscar un espacio tranquilo e higiénico al momento de comer. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).
Para tener una buena nutrición en el trabajo hay que buscar un espacio tranquilo e higiénico al momento de comer. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).

Los trabajos de oficina regularmente son muy sedentarios, por lo que es importante que la persona se alimente en forma adecuada y practique ejercicio por lo menos cinco veces al día.

Sin excusas

Aunque a veces pareciera que es difícil comer saludablemente en el trabajo, es fundamental fomentar buenos hábitos de alimentación. Algunos de estos son aumentar el consumo de frutas y vegetales y reducir el consumo de carbohidratos.

La primera opción es acudir con un nutricionista para que sugiera un menú semanal balanceado, el cual debe prepararse en casa. Con esta medida se ahorrará dinero y se evitarán enfermedades intestinales relacionadas con la falta de higiene de la comida preparada en otros lugares.

Si la persona no puede llevar a la oficina alimentos preparados en casa, debe aprender a elegir platillos bajos en grasa.

Este jueves, a las 9.30 horas, Karin Barquero, nutricionista y life coach, dará consejos para alimentarse sanamente en el trabajo.