Justicia

Autoridades destruyen búnkeres en Ixchiguán y Tajumulco

En cumplimiento de las medidas adoptadas por el Gobierno, fuerzas policiales destruyeron varias estructuras de ataque en pueblos en conflicto. 

Por Whitmer Barrera y William Oliva / Guatemala

Operativos de destrucción de búnkeres. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)
Operativos de destrucción de búnkeres. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)

Varias estructuras de concreto  -búnkeres- fueron destruidas  este lunes en los municipios de Ixchiguán y Tajumulco, San Marcos, por considerarse como riesgo latente para la reactivación de los enfrentamientos armados que cesaron por el estado de Sitio.

El General Guillermo Mejía, del Ejército de Guatemala, indicó que a primera hora del lunes se procedieron a destruir los primeros tres búnkeres que permanecían en propiedad privada en las comunidades Tuichán y Villa Nueva de Ixchiguán, así como en las comunidades Villa Real y las Brisas de Tajumulco.

“Se inició con la demolición de una construcción emblemática que permaneció por años en la entrada principal de Tuichán, construcciones que eran utilizadas para realizar disparos indiscriminadamente. Consideramos que para el día jueves se finalice con la destrucción de los búnkeres”, aseguro.

Eran estructuras que habían sido construidas de concreto reforzadas con piedra, que se presume fueron utilizadas para hacer disparos y protegerse del contraataque, y que a pesar de haberse retomado control por parte del Ejército después del estado de Sitio, provocaban intimidación para ambas poblaciones.

“Los alcaldes de Ixchiguán y Tajumulco fueron quienes solicitaron la destrucción, ya que eran vistos por la población como construcciones ofensivas”, señalo el comandante del Ejército.

Acompañamiento

La ejecución de la orden de demolición se efectuó con la presencia de la Procuraduría de los Derechos Humanos, Policía Nacional Civil y Comisión Presidencial de los Derechos Humanos.

Ejército informó que alcaldes solicitaron demoliciones. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)
Ejército informó que alcaldes solicitaron demoliciones. (Foto Prensa Libre: Whitmer Barrera)

Hubo necesidad e socializar el plan de destrucción de las estructuras, que en su mayoría estaban construidas en las terrazas y segundos niveles de las viviendas.

Aunque Aroldo Esteban, vecino de Ixchiguán, al observar la destrucción de las estructuras, mostró su inconformidad ya que no se les había explicado que también en Tajumulco se realizaría el mismo trabajo.

“Solo en Tuichán, están destruyendo los bunkers, necesitamos que en la parte alta también se destruyan porque de allí nos disparan", aseguro.