Lago de Atitlán podría tener daños irreversibles en siete años

Sidney Samuels, ministro de Ambiente, se reunió el viernes último con jefes ediles de Sololá para tratar asuntos relacionados con la conservación del Lago de Atitlán, e indicó que la situación de ese manto acuífero empeorará de forma drástica en siete años, si no se toman las medidas necesarias para dejar de contaminarlo. 

Por Édgar René Sáenz / Sololá

Turistas visitan playas del Lago de Atitlán, en Panajachel, Sololá. (Foto HemerotecaPL)
Turistas visitan playas del Lago de Atitlán, en Panajachel, Sololá. (Foto HemerotecaPL)

El funcionario añadió que se espera que para el 5 de mayo del 2019 funcionen todas las plantas de tratamiento de aguas residuales en el referido lago, debido a que la situación de contaminación es crítica y no se debe espera más.

Añadió que debido a la contaminación que el lago recibe cada día, se deben de tomar todas las acciones necesarias para rescatarlo, de lo contrario,  podría ser afectado como el Lago de  Amatitlán.

Samuels también comentó que se buscan los recursos necesarios para apoyar proyectos de limpieza, pero es necesario que las autoridades municipales tomen la iniciativa en sus localidades para reducir la contaminación.



Sidney Samuels, ministro de Ambiente, explica situación en la que se encuentra en Lago de Atitlán. (Foto Prensa Libre: Édgar R. Sáenz)
Sidney Samuels, ministro de Ambiente, explica situación en la que se encuentra en Lago de Atitlán. (Foto Prensa Libre: Édgar R. Sáenz)


Enio Urizar, alcalde de Panajachel, solicitó al ministro su intervención ante la Vicepresidencia de la República, para que se agilice un fondo de Q 50 millones que existe, y desarrollar proyectos de conservación del Lago de Atitlán.

El ministro de Ambiente y los alcaldes acordaron reunirse a principios de mayo próximo, para establecer una agenda de prioridades y proponer más proyectos para recuperar el lago.

Atacan tres tipos de cianobacteria

Un análisis de científicos de la Autoridad del Manejo Sustentable de la Cuenca del Lago  Atitlán  y su Entorno (Amsclae) y el Centro de Estudios Atitlán de la Universidad del Valle de Guatemala (UVG) confirmaron en agosto del 2015, la aparición de tres clases de  cianobacteria que en ese entonces cubrían el 70 por ciento del Lago de Atitlán.

En esa ocasión, Iván Azurdia, quien ocupaba el cargo de director ejecutivo de Amsclae, explicó que se trataba de las cianobacterias Dolichospermum, Microcystis y la Limnoraphis, estas dos últimas habían aparecido en el 2009.





Lago más bello del mundo

El 16 de diciembre del 2015, el Instituto Guatemalteco de Turismo (Inguat) compartió una publicación de la cadena de televisión internacional National Geographic en  la cual se califica al Lago de Atitlán como el más bello del mundo.

Según el Inguat, National Geographic describió ese destino turístico como un lugar endiosado y adorado, el cual atrae a poetas, pensadores y turistas.

La publicación señala que el lago atrae a personas desde hace siglos y de todos los continentes; además, aloja a más de mil inmigrantes procedentes de todo el mundo, entre ellos científicos, en busca de lugares de culto maya escondidos bajo el agua y restos arqueológicos de pueblos.