Internacional

Policía registra vivienda en relación con masacre en EE.UU.

Agentes federales y de la Policía local registra por segundo día un domicilio en relación con la masacre en San Bernardino, California.

Por San Bernardino/AFP/AP/EFE

Swat police walk along closed off streets in the San Bernardino neighborhood near the intersection of Richardson and Gould where a house was searched on December 2, 2015.   A man and a woman suspected of carrying out a deadly shooting at a center for the disabled in California were killed in a shootout with police, while a third person was detained, police said. AFP PHOTO / FREDERIC J. BROWN
Swat police walk along closed off streets in the San Bernardino neighborhood near the intersection of Richardson and Gould where a house was searched on December 2, 2015. A man and a woman suspected of carrying out a deadly shooting at a center for the disabled in California were killed in a shootout with police, while a third person was detained, police said. AFP PHOTO / FREDERIC J. BROWN
People evacuated from the Inland Regional Center walk from busses into The Rock Church and World Outreach Center during the aftermath of a mass shooting at the facility on  December 2, 2015 in San Bernardino, California.  One or more gunmen opened fire inside a center for the disabled in killing at least 14 people and wounding the same number before fleeing the scene, officials said.     AFP PHOTO / PATRICK T.  FALLON
People evacuated from the Inland Regional Center walk from busses into The Rock Church and World Outreach Center during the aftermath of a mass shooting at the facility on December 2, 2015 in San Bernardino, California. One or more gunmen opened fire inside a center for the disabled in killing at least 14 people and wounding the same number before fleeing the scene, officials said. AFP PHOTO / PATRICK T. FALLON
People who were near a deadly shooting at a social services center that killed multiple people arrive at at a community center in San Bernardino, Calif., Wednesday, Dec. 2, 2015. (AP Photo/Jae C. Hong)
People who were near a deadly shooting at a social services center that killed multiple people arrive at at a community center in San Bernardino, Calif., Wednesday, Dec. 2, 2015. (AP Photo/Jae C. Hong)
A man and his daughter who survived a shooting rampage that killed multiple people leave a community center after a brief interview with reporters in San Bernardino, Calif., Wednesday, Dec. 2, 2015. (AP Photo/Jae C. Hong)
A man and his daughter who survived a shooting rampage that killed multiple people leave a community center after a brief interview with reporters in San Bernardino, Calif., Wednesday, Dec. 2, 2015. (AP Photo/Jae C. Hong)
People wait at a community center for a family member who was near a shooting that killed multiple people at a social services center, Wednesday, Dec. 2, 2015, in San Bernardino, Calif. (AP Photo/Jae C. Hong)
People wait at a community center for a family member who was near a shooting that killed multiple people at a social services center, Wednesday, Dec. 2, 2015, in San Bernardino, Calif. (AP Photo/Jae C. Hong)
SAN BERNARDINO, CA - DECEMBER 02: Law enforcement officers close Mountain View Avenue during the pursuit of suspects in the shooting at the Inland Regional Center on December 2, 2015 in San Bernardino, California. Police continue to search for suspects in the shooting that left at least 14 people dead and another 17 injured.   Sean M. Haffey/Getty Images/AFP
== FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==
SAN BERNARDINO, CA - DECEMBER 02: Law enforcement officers close Mountain View Avenue during the pursuit of suspects in the shooting at the Inland Regional Center on December 2, 2015 in San Bernardino, California. Police continue to search for suspects in the shooting that left at least 14 people dead and another 17 injured. Sean M. Haffey/Getty Images/AFP == FOR NEWSPAPERS, INTERNET, TELCOS & TELEVISION USE ONLY ==
WAS01. WASHINGTON (DC, EE.UU.), 01/10/2015.- Fotografía de archivo fechada el 1 de octubre de 2015 que muestra al presidente estadounidense, Barack Obama, mientras ofrece una declaración sobre el tiroteo en el Centro Comunitario de Umpqua de Oregon, desde la Casa Blanca, en Washington, DC (EE.UU.). Obama urgió hoy, miércoles 2 de diciembre de 2015, a acabar con la "pauta" que convierte a los tiroteos masivos en algo que ocurre de forma "normal" en el país, después del ataque en San Bernardino (California, EE.UU.), donde se registraron al menos 14 muertos y otros 14 heridos. EFE/Kevin Dietsch/POOL
WAS01. WASHINGTON (DC, EE.UU.), 01/10/2015.- Fotografía de archivo fechada el 1 de octubre de 2015 que muestra al presidente estadounidense, Barack Obama, mientras ofrece una declaración sobre el tiroteo en el Centro Comunitario de Umpqua de Oregon, desde la Casa Blanca, en Washington, DC (EE.UU.). Obama urgió hoy, miércoles 2 de diciembre de 2015, a acabar con la "pauta" que convierte a los tiroteos masivos en algo que ocurre de forma "normal" en el país, después del ataque en San Bernardino (California, EE.UU.), donde se registraron al menos 14 muertos y otros 14 heridos. EFE/Kevin Dietsch/POOL
A SWAT vehicle carries police officers near the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility.   (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)
A SWAT vehicle carries police officers near the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility. (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)
In this aerial view, first responders gather on a nearby street corner, lower left, outside a Southern California social services center, upper right, in San Bernardino, Calif., where authorities said multiple people were shot Wednesday, Dec. 2, 2015. (KTTV via AP)
In this aerial view, first responders gather on a nearby street corner, lower left, outside a Southern California social services center, upper right, in San Bernardino, Calif., where authorities said multiple people were shot Wednesday, Dec. 2, 2015. (KTTV via AP)
Police respond to the scene of an active shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility.   (Rachel Luna/Los Angeles News Group via AP)
Police respond to the scene of an active shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility. (Rachel Luna/Los Angeles News Group via AP)
Two women comfort each other near the scene of a shooting outside a Southern California social services center in San Bernardino, Calif., where one or more gunmen opened fire, shooting multiple people on Wednesday, Dec. 2, 2015. (KNBC via AP) TV OUT
Two women comfort each other near the scene of a shooting outside a Southern California social services center in San Bernardino, Calif., where one or more gunmen opened fire, shooting multiple people on Wednesday, Dec. 2, 2015. (KNBC via AP) TV OUT
People gather at San Bernardino Golf Course after being evacuated from the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility.   (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)
People gather at San Bernardino Golf Course after being evacuated from the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility. (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)
People gather at San Bernardino Golf Course after being evacuated near the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility.   (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)
People gather at San Bernardino Golf Course after being evacuated near the scene of a shooting in San Bernardino, Calif. on Wednesday, Dec. 2, 2015. Police responded to reports of an active shooter at a social services facility. (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)

Un equipo registró este jueves por la madrugada la residencia en Redlands, a unos 11 kilómetros del lugar de la matanza en el Inland Regional Center.

También registraron un auto negro estacionado frente a la casa.

La vivienda es el lugar donde los agentes vieron inicialmente un vehículo similar a la descripción del SUV en las horas previas al tiroteo final en el que fueron abatidos.

Las autoridades federales dicen que los dos fusiles de asalto y las dos pistolas usadas en la masacre de San Bernardino fueron adquiridas legalmente en Estados Unidos, dos de ellas por alguien que ahora está siendo investigado.

Meredith Davis, de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos, dice que los investigadores están buscando una conexión con la última persona que las adquirió legalmente.

Dijo que las cuatro armas fueron adquiridas hace cuatro años, pero no aclaró si fueron compradas en California u otro estado ni cómo llegaron a las manos de los dos atacantes.

La Policía abatió a los dos sospechosos, un hombre y una mujer, tras varias horas de persecución en un gigantesco operativo que movilizó a centenares de agentes locales, del FBI y unidades de élite SWAT.

El hombre fue identificado como Syed R. Farook, de 28 años, un ciudadano estadounidense que llevaba cinco años trabajando en el departamento de salud del condado de San Bernardino.

La mujer es Tashfeen Malik, de 27 años. Las autoridades no pudieron confirmar su nacionalidad, pero sospechan que ambos eran pareja.

Una tercera persona fue detenida tras ser vista al salir del lugar de la balacera, pero se desconoce si participó en la masacre, de acuerdo con el jefe de la Policía local, Jarrod Burguan.

El director adjunto del FBI en Los Ángeles, David Bowdich, no descartó que se trate de un acto terrorista. “Es una posibilidad, pero todavía no lo sabemos” , declaró.

    “Podríamos tomar varias medidas, no para eliminar todos estas balaceras, pero para mejorar las posibilidades de que no se produzcan con tanta frecuencia” , aseguró Obama.

En el mismo sentido se expresó Burguan, quien sostuvo que hasta el momento no se conocían los motivos del ataque, “pero no excluimos el terrorismo” . “Se trata como mínimo de un ataque del tipo de terrorismo interior” , agregó Burguan.

A pesar de que no se ha establecido ninguna relación del ataque con una ideologías o creencias religiones, la comunidad musulmana de California condenó firmemente el ataque en una conferencia de prensa improvisada.

La Policía encontró varios explosivos en el centro médico.

Compañeros de trabajo de Farook citados por el diario Los Angeles Times aseguraron que éste viajó recientemente a Arabia Saudita, de donde regresó casado con una mujer que conoció por internet.

El matrimonio tenía una niña de seis meses y “estaba viviendo el sueño americano” .

El cuñado de Farook, Farhan Khan, aseguró en una rueda de prensa en la sede del Consejo de Relaciones Estadounidenses-Islámicas  (CAIR) en Anaheim, al sur de Los Ángeles, no tener “ni idea de por qué lo hizo” .

El hombre acudió por la mañana a la fiesta de Navidad que el condado de San Bernardino organizó para sus trabajadores en el Centro Regional Inland, que atiende a pacientes con discapacidades mentales.

Los sospechosos iniciaron el tiroteo en el centro médico alrededor de las 11.00 locales  (18.00 GMT) , vestidos con ropa de asalto y armados con rifles y pistolas.

Ambos sospechosos fueron abatidos por la Policía en un vehículo 4x4 negro después de un intercambio disparos en una ruta fuera de San Bernardino, una localidad de 210 mil habitantes donde es frecuente la violencia callejera.

“Mamá, me han disparado”

Las inmediaciones del centro Inland se convirtieron en un improvisado hospital de campaña, donde los heridos recibieron los primeros cuidados.

Muchos salieron aturdidos por el pánico mientras otros aparecieron sin zapatos, perdidos en su intento por escapar de las balas.

Las redes sociales fueron grandes aliadas para contar desde el interior lo que estaba ocurriendo y comunicarse con sus familiares.

Olivia Navarro vivió una hora interminable hasta saber que su hija Jamile, también trabajadora de Inland, estaba bien. “La evacuaron al campo de golf (de al lado)” , explicó a la  AFP .

“Ahora existe en este país un patrón de tiroteos masivos sin igual en el mundo” , afirmó Barack Obama.

Jennifer Stevens tuvo menos suerte. “Mamá, estoy en el trabajo, me han disparado” , escribió en un mensaje de texto.

La joven, de 22 años, fue operada de urgencia y se recuperará, informó el diario local The Sun.

Las autoridades todavía no han revelado la identidad de las víctimas mortales.

La masacre de San Bernardino ocurre apenas cinco días después de que tres personas fallecieran y otras nueve resultaran heridas en una balacera perpetrado en una clínica de planificación familiar de Colorado, en el oeste de ese país.

Además, es la más sangrienta desde la matanza en la escuela primaria Sandy Hook, en el estado de Connecticut  (este) , donde en 2012 murieron 20 niños y seis adultos.

El presidente estadounidense Barack Obama lamentó una vez más la pasividad de los congresistas en relación con la modificación de la actual ley sobre control de armas.

“Ahora existe en este país un patrón de tiroteos masivos sin igual en el mundo” , afirmó el mandatario en declaraciones a la cadena CBS.

“Podríamos tomar varias medidas, no para eliminar todos estas balaceras, pero para mejorar las posibilidades de que no se produzcan con tanta frecuencia” , aseguró.

La balacera también movilizó a varios de los políticos que aspiran a llegar a la Casa Blanca en noviembre del 2016.

La demócrata Hillary Clinton reclamó “tomar acciones ya para frenar la violencia derivada de las armas de fuego” , mientras que el republicanos Donald Trump deseó “buena suerte a las fuerzas de seguridad” .

Confusión

Las cadenas de televisión mostraron el cuerpo del atacante caído cerca de un todoterreno repleto de orificios de bala, posiblemente el vehículo en el que huyeron hasta tres sospechosos.

Decenas de policías mantenían bloqueada la calle en busca de pistas para identificar a los presuntos autores de la matanza.

En el operativo resultó herido uno de los agentes, que fue trasladado a un hospital cercano aunque su vida no corre peligro.

Los sospechosos atacaron con armas largas el Centro Regional Inland alrededor de las 11 hora local, especializado en asistir a pacientes discapacitados.  





A esa hora el auditorio acogía un evento organizado por el condado de San Bernardino para un centenar de trabajadores.

“No sabemos quiénes son, pero estaban preparados como si se tratara de una misión”, dijo previamente el jefe policial de la ciudad, Jarred Burguan.

Las autoridades todavía desconocen las razones que motivaron la masacre pero reconocieron que se trata “como mínimo de un acto de terrorismo doméstico”.

Un empleado del centro, Brandon Hunt, contó a la cadena CNN que en el centro había unos 550 trabajadores, quienes “se encerraron en oficinas y armarios para intentar estar a salvo”.

Hunt no dijo cuántos pacientes estaban en el centro en el momento de la balacera.

“Es una situación muy desafortunada. Estas personas dan su corazón y su alma para ayudar a los demás. Es una locura la audacia de los atacantes, de venir aquí y disparar”, reconoció.

Obama, indignado

El presidente Barack Obama, que fue informado de inmediato de los hechos, lamentó que en Estados Unidos exista “un patrón de tiroteos masivos”.

“Ahora existe en este país un patrón de tiroteos masivos sin igual en el mundo. Podríamos tomar varias medidas, no para eliminar todos estos tiroteos, pero para mejorar las chances de que no se produzcan con tanta frecuencia” , dijo a la cadena CBS.

Hace apenas cinco días, el mandatario clamó un rotundo “ya basta”  a los ataques con armas de fuego después de que tres personas murieran y otras nueve resultaran heridas en una masacre en Colorado, al oeste del país.

Obama abogó entonces por “hacer algo sobre la facilidad de acceso a las armas de fuego”.

Las inmediaciones del centro Inland estaban tomadas por las fuerzas de seguridad, equipos de élite SWAT, bomberos y numerosas ambulancias.

Varias decenas de personas fueron vistas saliendo de un edificio cercano con las manos en alto, acompañadas por agentes fuertemente armados.

Olivia Navarro tardó una hora en saber que su hija Jamile, empleada del centro, estaba bien.

“La evacuaron al campo de golf (de al lado). Estaba muy asustada, pero guardaba la calma”, explicó esta mujer de 63 años.



Sobrevivientes de la masacre lloran en el lugar de la tragedia. (Foto Prensa Libre: AP).
Sobrevivientes de la masacre lloran en el lugar de la tragedia. (Foto Prensa Libre: AP).


“Me dijo que había varios atacantes en el edificio y que se iba a encerrar en una habitación.

Paul George, de 28 años, oyó los disparos desde una gasolinera cercana.

"Oí al menos una docena. La policía comenzó a llegar de todas partes y cortó el acceso  (al centro)", dijo.

La aspirante demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, condenó los hechos en Twitter: "Me niego a aceptar que esto es normal. Debemos tomar acciones ya para frenar la violencia derivada de las armas de fuego".

El precandidato republicano Donald Trump deseó de su lado " buena suerte a las fuerzas de seguridad". "¡Ahora es cuando apreciamos tanto a la policía!", escribió en Twitter.

001_GR411678-1.jpg



Los bomberos de San Bernardino intervienen en la escena de la balacera.
Los bomberos de San Bernardino intervienen en la escena de la balacera.