Tecnología

Nubes regalan energía

¿Es posible obtener agua pura y energía eléctrica directamente de las nubes, sin contaminar el medioambiente y de una forma rentable y ecológicamente sostenible? El ingeniero ruso Andrew Kazantsev asegura que sí.

Por POR REDACCIÓN TECNO

<p>Un dirigible del tamaño de una furgoneta es capaz de extraer vapor y convertirlo en agua y electricidad.</p>
Un dirigible del tamaño de una furgoneta es capaz de extraer vapor y convertirlo en agua y electricidad.

Kazantsev y su equipo efectúan las pruebas de un innovador sistema que consiste en un aerostato del que cuelga una malla condensadora de grandes dimensiones, la cual absorbe el vapor y lo transforma en gotas de agua que se guardan en un conducto.

El invento también tiene una tecnología denominada AirHES (central hidroeléctrica aérea), un turbogenerador situado en el suelo que purifica las gotas de lluvia y las convierte en agua limpia o en corriente eléctrica.

Kazantsev denominó esta tecnología como cloud power (poder de las nubes), y aseguró que podría ser la solución ante la escasez mundial de agua, que algunos expertos vaticinan que podría producirse en el 2050.

"Este sistema también podría ayudar a solucionar los retos ambientales y económicos que enfrenta nuestro planeta, debido al uso masivo de combustibles fósiles como el carbón, que podrían acabarse en dos siglos", agregó el ingeniero ruso.

Funcionamiento

De acuerdo con el inventor, el globo puede subir a la altura de las nubes y se detiene para "recolectar" la humedad de estas. "El agua recogida se envía a la tierra por medio de unos conductos especiales", explicó Kazantsev.

El turbogenerador se encarga de obtener agua potable limpia y pura proveniente del dispositivo aéreo, el cual recolecta alrededor de cuatro litros de líquido por hora.

De acuerdo con el científico, el uso a escala mundial del globo y de AirHES podría abastecer las necesidades energéticas de muchas personas de escasos recursos. Kazantsev aclaró que este tipo de manipulación en las nubes no tiene ningún efecto perjudicial, ya que equivale a una lluvia producida naturalmente.

Efereportajes