Registrarse ¿Por qué registrarse?

Con tu usuario podrás:


- Ingresar al visor de la edición impresa
   de Prensa Libre

- Comentar cada nota publicada
   *ver términos y condiciones de uso
   del portal

- Obtener beneficios y promociones
   para usuarios registrados de
   Prensalibre.com


Olvidó su contraseña?

26/04/13 - 12:53 Política

Pérez Molina califica de histórico juicio a Ríos pero advierte consecuencias

El presidente Otto Pérez Molina, calificó este viernes de "histórico" el juicio por genocidio que se le sigue al exdictador Efraín Ríos Montt, pero advirtió, en una entrevista con Efe en Puerto Príncipe, de las consecuencias que puede desatar cualquier dictamen de este caso.

PUERTO PRÍNCIPE - "Personalmente he llamado a la cordura, a la mesura, a la unidad y que respetemos las instancias y que sean ellas las que resuelvan lo que les corresponda en este caso, que es hacer el juicio y dictar sentencia", señaló Pérez Molina, un militar retirado de 62 años.

El jefe de Estado guatemalteco aseguró que personalmente no va a "intervenir" en el proceso "porque queremos luchar contra la impunidad y que en Guatemala se haga justicia".

Ríos Montt, de 86 años, y su antiguo jefe de Inteligencia, José Rodríguez, de 67, son procesados por genocidio y crímenes de guerra por la matanza de mil 771 indígenas de la etnia ixil entre 1982 y 1983, cuando el primero impuso un Gobierno de facto en Guatemala.

Pérez Molina opinó que lo importante en este caso es que se respete el debido proceso y que las partes tengan la oportunidad de presentar su defensa y que el Ministerio Público "presente a los testigos que considere adecuados".

"Lo que pedimos, y creo que es el sentimiento del pueblo de Guatemala, es justicia, que no haya parcialidad ni para unos ni para los otros y esa es la posición" del Ejecutivo, subrayó en un aparte de la V Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Asociación de Estados del Caribe (AEC), que se celebra en Puerto Príncipe.

El gobernante, quien asumió el poder el 14 de enero de 2012, dijo que su expectativa particular es que se realice el juicio, que calificó de "histórico" y "emblemático" para su país y que forma parte, dijo, de la lucha en contra de la impunidad.

"Lo que esperamos es que en verdad se haga justicia, porque verdaderamente se ha vuelto un caso muy emblemático que ha polarizado a la sociedad guatemalteca y ha revivido el momento del enfrentamiento armado que tuvimos", argumentó.

Sin embargo, advirtió que este proceso puede tener consecuencias negativas y que, de hecho, ya ha habido pronunciamientos a favor y en contra.

El nombre de Otto Pérez Molina salió a relucir en el juicio que se le sigue al exdictador Ríos Montt después de que un testigo lo señalara como uno de los oficiales involucrados en el genocidio en la zona Ixil, en Quiché.

El jefe de Estado volvió a rechazar tales acusaciones y aseguró que investigaciones determinaron que dicho testigo no estuvo en el Ejército cuando ocurrieron los hechos lo que, según dijo, "le quitó la credibilidad y validez" al testimonio.

Durante la entrevista con Efe Pérez Molina repasó los quince meses que lleva al frente del Ejecutivo guatemalteco en los que, aseguró, ha puesto en marcha una serie de programas para enfrentar males ancestrales en esa nación como la desnutrición que alcanza prácticamente la mitad de la población infantil.

Asimismo, de las acciones puestas en práctica para reactivar la economía, que creció un 3.1 por ciento en 2012 y podría alcanzar el 4 por ciento este año, según auguró.

Sobre la situación de seguridad en su país, Pérez Molina señaló que su Gobierno ha logrado reducir los homicidios en un 10 por ciento gracias al plan de seguridad, justicia y paz que ha implementado y que cuenta con el respaldo de los distintos poderes estatales.

"Sabemos que tenemos un camino por recorrer, no es fácil, pero haciendo un buen esfuerzo creo que podemos salir adelante", argumentó el presidente guatemalteco, quien se mostró optimista sobre el futuro de la situación política y social de su país.

En cuanto al tema del narcotráfico, el general retirado insistió en la necesidad de buscar nuevas alternativas para enfrentar este flagelo más allá de la penalización.

Según el mandatario, la lucha contra las drogas que han librado los países y organismos internacionales en los últimos años, basada en la prohibición y la guerra, "no ha dado resultado" por lo que, en su opinión, debe reorientarse el tema. Esto, agregó, acompañado de planes de prevención, educación y salud.

Adelantó que presentará su propuesta en la reunión entre EE. UU. y el Sistema de Integración Centroamericana (SICA) que se celebrará el 3 y el 4 de mayo en Costa Rica y en la asamblea general de la Organización de Estados Americanos (OEA) que realizarse en Guatemala.

"Si el combate contra las drogas no ha dado los resultados y seguimos haciendo más de lo mismo, vamos a seguir teniendo los mismos resultados. Creemos que hay que empezar a hablar de esto", apuntó.


POR AGENCIA EFE / HAITÍ

Herramientas

Relacionadas

Tags

Multimedia

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.