De la granja a su mesa

Cuidados y procesos profesionalmente monitoreados son necesarios para entregar productos avícolas de alta calidad a las familias guatemaltecas.

Cada guatemalteco en promedio consume aproximadamente, 52 libras de pollo y 189 unidades de huevo al año. Este alto consumo se incrementa cada año y con el fin de entregar el pollo al consumidor final lo más pronto posible, no se puede descuidar la integridad del pollo. Esto supondría su descomposición y, por ende, alimento de mala calidad y enfermedades.

Ver el pollo en su mesa y degustarlo, es el último paso de un largo recorrido que pasó el pollo antes de llegar a su hogar. Como cultura general, se sabe de dónde viene este alimento, pero poco se sabe de la cadena de valor que ésta pasa, para que no sea cualquier comida, sino carne de pollo de la más alta calidad.

En Guatemala existen industrias de clase mundial que cuentan con los más altos estándares de seguridad y procesamiento en cuanto a carne de pollo se refiere. Para entender el valor de los procesos, conozca la cadena de valor del pollo y por qué es necesaria para obtener un producto nutritivo y de calidad para su familia.

En Guatemala, Pollo Rey cuenta con una planta de procesamiento de carne de pollo que cumple con las licencias sanitarias y los estándares de calidad requeridos por el Ministerio de Agricultura y el Ministerio de Ambiente del Gobierno de Guatemala. No arriesgue la salud de su familia y busque alimentarla con carne de pollo certificada que cumple con los procesos adecuados internacionalmente aprobados.

Cargando