Maniatados y amordazados: zozobra en Villa Nueva y Amatitlán por hallazgo de varios cadáveres con patrones similares de violencia

En lo que va de marzo, siete cadáveres han sido abandonados en sectores de Villa Nueva y Amatitlán, entre estos los de dos mujeres, y cuyos patrones de violencia son similares.

Publicado el
Hechos de violencia aumentan en varios municipios del área metropolitana. (Foto: Hemeroteca PL)
Hechos de violencia aumentan en varios municipios del área metropolitana. (Foto: Hemeroteca PL)

Vecinos de Villa Nueva y Amatitlán viven en zozobra por el hallazgo de siete cadáveres con patrones similares de violencia.

Al menos siete cadáveres han sido localizados en lo que va de marzo en diferentes sectores de Villa Nueva y Amatitlán y, de acuerdo con los reportes de los cuerpos de socorro, los patrones de violencia son similares en la mayoría de los casos, aunque ninguna autoridad relaciona los crímenes.

Villa Nueva ha sido el área en el que más cadáveres han sido encontrados en lo que va del mes y la mayoría de las víctimas han sido hombres que han sido abandonados en vías públicas o áreas con maleza y ninguno ha sido identificado.

Esos hechos mantienen en zozobra a pobladores, quienes hacen un llamado a las fuerzas de seguridad para que tengan más presencia en esas poblaciones y evitar que se conviertan en tiraderos de cadáveres.

Entre los cadáveres abandonados hay dos mujeres, según los reportes oficiales. En la mayoría de los casos los cuerpos han sido envueltos en sábanas y maniatados. El uso de arma de fuego para consumar los crímenes es predominante.

El comportamiento violento de esta manera empieza el 5 de marzo, cuando fue encontrado un cadáver envuelto en sábados en la ruta que conecta a Villalobos con Villa Nueva. Los Bomberos Municipales confirmaron que era un hombre y fue encontrado a la orilla de la carretera, cerca de un poste del alumbrado público.

El 9 de marzo, en el asentamiento Patrícia de Arzú, zona 12 de Villa Nueva, fue abandonado el cadáver de un hombre de aproximadamente 40 años.

Los vecinos de las 2a. avenida de esa comunidad relataron que a las 6 horas se percataron del hombre muerto. La víctima tenía atados los pies con una cuerda y el rostro cubierto con una sábana.

El sábado último, a la 1 de la madrugada fueron encontrados dos cadáveres más en la ruta de Villalobos. Las víctimas eran mujeres, según el reporte de los Bomberos Voluntarios que revela que ninguna de ellas fue identificada.

Los cadáveres estaban envueltos en sábanas blancas y amarrados con lazos, y muy similar a la víctima del 5 de marzo, en este caso también fueron abandonados a la orilla de la carretera.

El domingo pasado, a las 14 horas, fue encontrado el cadáver de un hombre carbonizado en un área boscosa de la carretera que conecta las aldeas El Durazno y Humitos, en Amatitlán.

La víctima fue quemada cerca de un vertedero clandestino del área.

Este martes 15 de marzo, a las 2 de la madrugada, fueron encontrados dos cadáveres en la 34 calle y calzada Raúl Aguilar Batres, en el viaducto de ese sector.

Lea también: Las cifras que muestran el aumento de muertes de mujeres en Guatemala en 2022 respecto del año pasado

Los cuerpos estaban envueltos en sábanas y amarrados con lazos. Los peritos forenses del Ministerio Público encontraron una frazada de color azul y una lona plástica negra en el lugar.

Guatemala es una de las 20 naciones más violentas del mundo según los informes más recientes de organismos internacionales y durante 2021 contabilizó en total 4 mil 78 asesinatos, un 16.5 % más que los 3 mil 500 reportados en 2020.

Más del 60 por ciento de los homicidios cometidos en Guatemala son por heridas de arma de fuego y la mayoría quedan en la impunidad debido al débil sistema judicial guatemalteco, de acuerdo con la visión de expertos.