Crisis en Venezuela: EE.UU. anuncia sanciones a 35 cargueros usados para transportar a Cuba petróleo del país sudamericano

El gobierno de Estados Unidos anunció este viernes la aplicación de sanciones económicas contra 35 cargueros utilizados para transportar petróleo de Venezuela a Cuba.

Las medidas afectan a 34 tanqueros.
Las medidas afectan a 34 tanqueros.

“Cuba ha sido una fuerza de fondo alimentando la caída de Venezuela hacia la crisis. El Tesoro está tomando acciones contra barcos y entidades que transportan petróleo y ofrecen una ayuda vital para mantener el régimen ilegítimo de (Nicolás) Maduro”, dijo el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, a través de un comunicado.

“Cuba continúa beneficiándose y apoyando al régimen ilegítimo de Maduro a través de esquemas de petróleo por represión mientras intenta mantener a Maduro en el poder”, agregó al justificar las sanciones.

El gobierno venezolano ha dicho que estas nuevas sanciones contra el país violan el derecho internacional.

Las medidas afectan a 34 embarcaciones que son propiedad o son operadas por la estatal venezolana Pdvsa, así como a un tanquero adicional que -según Washington- fue utilizado en febrero y marzo para llevar crudo venezolano a Cuba.

Se trata del barco Despina Andrianna, propiedad de la empresa Ballito Bay Shipping Incorporated, con sede en Liberia, pero operado por la compañía griega ProPer In Management Incorporated, cuya sede está en Atenas.

Ambas compañías también han sido objeto de las sanciones estadounidenses.

Estas acciones de Washington implican la congelación de los activos que estas empresas tengan en Estados Unidos así como la prohibición para que estas utilicen el sistema financiero estadounidense o para realizar negociaciones con compañías de ese país.

Más presión sobre Maduro

El envío de petróleo de Venezuela es un elemento central de los acuerdos entre Caracas y La Habana. Foto: Getty Images

 

Estas nuevas medidas se suman a un conjunto de sanciones previas adoptadas por el gobierno de Donald Trump para ejercer presión sobre el gobierno de Venezuela.

Washington considera que el mandatario Nicolás Maduro ocupa ilegítimamente la presidencia de Venezuela, tras haber ganado unas elecciones cuya validez se encuentra cuestionada.

El gobierno de Trump reconoce al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como el legítimo gobernante de Venezuela.

Maduro, por su parte, señala que Trump está impulsando un golpe de Estado en su contra con el objetivo de apoderarse de los recursos naturales de Venezuela.

Este viernes, el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, se reunió en Houston -la ciudad petrolera por excelencia de ese país- con miembros de la comunidad venezolana, ante quienes reiteró el apoyo de Washington a Guaidó.

Venezuela y Cuba se convirtieron en grandes aliados tras la llegada al poder en 1999 de Hugo Chávez.

Bajo su gobierno, Caracas y La Habana suscribieron numerosos acuerdos de cooperación que tenían como base fundamental el envío de petróleo venezolano a la isla, a cambio de lo cual el gobierno cubano enviaba médicos, entrenadores deportivos y asesores en distintos ámbitos.

Los críticos de estas relaciones aseguran que Cuba ejerce una injerencia indebida en los asuntos internos de Venezuela y, en especial, dentro de sus fuerzas armadas. Una afirmación que ambos gobiernos rechazan.