Reactivación del tren de carga genera expectativa

Representantes de cámaras empresariales, usuarios y miembros del sector transporte, conocieron ayer el proyecto de reactivación de la conexión del tren de carga entre Guatemala y México y que prevé empezar a funcionar en diciembre próximo.

Publicado el
Instalaciones de Fegua que habían quedado en el olvido. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Instalaciones de Fegua que habían quedado en el olvido. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Rafael Rottmann Chang, interventor de Ferrocarriles de Guatemala (Fegua), expuso que el objetivo de la reunión fue conocer el interés y el potencial de usuarios que podrían embarcar mercancías en la terminal ferroviaria Tecún Umán, San Marcos, al momento de que entren las operaciones del servicio.

“Nos hemos reunido con representantes de varias firmas quienes han expresado su satisfacción de poner en marcha este tramo, con el interés de activar en el futuro el sistema hacia otros puntos”, dijo el interventor.

El proyecto refiere que el tren mexicano ingrese 1.3 kilómetros a territorio guatemalteco.

El funcionario expuso que en la terminal se trabaja para que operen, una delegación de la Superintendencia de Administración Tributaria, el Organismo Internacional Regional de Sanidad Agropecuaria, la Dirección General de Migración y los bancos del sistema, con el objetivo de atender a los usuarios.

Rottmann Chang afirmó que el ministerio de Relaciones Exteriores ha reportado quejas del Gobierno mexicano de congestionamientos en la zona fronteriza para el traslado de bienes.


Alejandro Vásquez Ostrich, presidente de la Gremial de Proveedores de Insumos Agrícolas, indicó que podría haber interés de algunas empresas que importan químicos y fertilizantes de EE. UU. y México para embarcar sus pedidos por la vía del tren.

“Nos parece interesante la apertura de la conexión del ferrocarril”, declaró.

Delegados del sector comercial, afirmaron que al activarse este tramo, estudiarán costos para determinar la viabilidad de que las importaciones desde México se realicen por medio del tren y sustituir los camiones.

Mynor Castillo, gerente general de Ferrovías, indicó que existe interés de empresarios canadienses en conocer la conexión, así como de empresas internacionales que se dedican al transporte, almacenamiento y logística.

En las cercanías de la terminal ferroviaria Tecún Umán, operan centros de almacenaje de gas licuado, bodegas industriales y patios privados de contenedores.

Ampliaciones

Rottmann Chang, expuso que la segunda fase del proyecto consiste en habilitar el circuito Tecún Umán, San Marcos con la Empresa Portuaria Quetzal en Escuintla.

Agregó que ese tramo tendría como propósito que se embarquen productos de exportación como azúcar, café, hule y banano hacia los puertos.

La tercera fase, consiste en activar la parte de Escuintla, Amatitlán y Ciudad de Guatemala para el movimiento de carga y pasajeros.

El trayecto complementaría al sistema Transmetro y serviría como una ruta turística desde la capital para los parques del Instituto de Recreación de los Trabajadores de la Empresa Privada y el Puerto Champerico en Retalhuleu.

Además, dijo que se analiza otro eje que conectaría Morales, Izabal con Puerto Barrios para el transporte de fruta.

“La inversión en cada una de estas fases se construirán de acuerdo a la demanda en los volúmenes del movimiento”, refirió el interventor.

El plan señala la posibilidad de hacer una conexión con El Salvador y Honduras. El tramo tendría una trocha —vía— ancha a la actual, para ser compatible con la de México.

Con respecto a la ocupación de la vía férrea, Rottmann Chang, dijo que existen proyectos para su traslado,

Descartó que Tecún Umán se convierta en un lugar donde los migrantes aborden el tren para viajar de manera ilegal a México.