Estudiantes de Derecho de la Usac exigen cancelar matrículas a los agresores

Los estudiantes de la Facultad de Derecho de la USAC se reunieron este lunes a una asamblea para exigir algunas demandas luego de la golpiza que sufrieron integrantes de la Red Estudiantil, grupo que ganó las elecciones a la asociación de estudiantes.

Estudiantes de la Facultad de Derechos de la Usac fueron convocados a una asamblea este lunes. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Estudiantes de la Facultad de Derechos de la Usac fueron convocados a una asamblea este lunes. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

Fue así como los estudiantes lograron que la Decanatura se comprometiera a desocupar un espacio ocupado por la asociación saliente en el edificio S2 y se convierta en un aula más.

Además, se hará entrega de la sede de la Asociación de Estudiantes de Derecho (AED) en el edificio S7 a Red Estudiantil y se comenzará un proceso en contra de los estudiantes sospechosos de la agresión del pasado 29 de septiembre.


El decano Gustavo Bonilla dijo que, como parte del apoyo a los agraviados, ha ordenado colocar chapas en las sedes.

En el caso de la cancelación de las matrículas a los sospoechosos, se espera que el proceso comience pronto. 

Los estudiantes de Derecho han señalado que el catedrático Mynor Berganza habría apoyado a los agresores, por lo que han solicitado a la Junta Directiva de esa facultad tomar cartas en el asunto.

Bonilla explicó que Berganza es catedrático titular, por lo que se debe abrir primero un proceso de investigación y analizar su presunta implicación. 

Hecho

Un grupo de estudiantes de Derecho que conforman la Red Estudiantil y quienes ganaron las elecciones locales, fueron agredido por integrantes del Comité de Huelga de Derecho cuando ingresaban a las instalaciones para recibir la notificación de los resultados de las elecciones.

El incidente fue repudiado por la Asociación de Estudiantes Universitarios (Usac) el mismo día que ocurrió el hecho. La Procuraduría de Derechos Humanos, quien había mediado días antes para lograr un pacto de no violencia entre esos grupos, acompañó a los afectados a presentar una denuncia  al Ministerio Público contra los agresores.