Ley para la Protección de la Vida y la Familia: Jóvenes rechazan al Congreso limitación de derechos

Las protestas contra el decreto empezaron el día que el congreso aprobó el decreto el pasado 8 de marzo.

Publicado el
Caminata por decreto 18-2022: Jóvenes rechazan y recriminan al Congreso limitación de derechos
A la camina se unieron representantes de universidades, grupos de protesta y representantes de Derechos Humanos. Foto Prensa Libre: Erick Ávila.

Este sábado 12 de marzo, decenas de personas caminaron desde la Plaza El Obelisco y la Avenida Bolívar hacia el Centro Histórico de la capital en protesta por el decreto 18-2022 que aprobaron esta semana diputados del Congreso de la República, Ley para la Protección de la Vida y la Familia. 

La mayoría de las personas que participaron en la marcha son jóvenes que se identifican con grupos de la diversidad sexual.

Los jóvenes portaban mantas y carteles en los que recriminan a los legisladores el hecho de haber propuesto una iniciativa que a su criterio “limita derechos”.

Hay carteles que cuestionan al Legislativo la intención y el espíritu de la normativa: “Qué tanto miedo tienen a nuestras libertades”.

¿De qué trata el decreto?

La iniciativa 5272, que ahora le corresponde el decreto 18-2022, se presentó en el Congreso el 27 de abril de 2017, y desde ese momento despertó las críticas de organizaciones sociales por considerar que la norma ataca a grupos sociales. 

El Congreso aprobó el martes 8 de marzo, después de una jornada de reclamos entre bancadas, la Ley para la Protección de la Vida y la Familia, que penaliza el aborto, regula la educación sexual y rechaza la diversidad de género.

El artículo 1 hace referencia que busca proteger la vida, la familia y la institución del matrimonio entre hombre y mujer.

Seguido su artículo 2 que hace referencia a los términos que toca la normativa, dejando claro que la familia está conformada por hombre y mujer.

Marcha Ley de Protección a la familia
Los jóvenes portaban mantas y carteles en los que recriminan a los legisladores el hecho de haber propuesto una iniciativa que a su criterio “limita derechos”. Foto Prensa Libre: Erick Ávila

Diversidad sexual: El conjunto de pensamientos, tendencias y prácticas por las que determinados grupos de la sociedad adoptan una conducta sexual distinta a la heterosexualidad e incompatible con los aspectos biológicos y genéticos del ser humano.

Familia Nuclear: El núcleo paterno-filial o agrupación formada por el padre, la madre y los hijos que conviven con ellos o que se encuentran bajo su potestad.

Familia ampliada: Es el conjunto de personas ligadas por un vínculo de orden natural o jurídico, que alcanza a los parientes por consanguinidad hasta el cuarto grado, a los afines hasta el segundo grado y en el orden civil a los cónyuges, quienes no forman grado.

Del artículo 3 hace referencia al respeto a la vida y de los numerales 4 al 13 existen cambios al Código Penal, que aumenta las penas a cualquier tipo de aborto, dejando en una situación jurídica compleja a las mujeres que por quebrantos de salud protagonicen un aborto involuntario.

Independiente el tipo de aborto, las sanciones penales podrían ir desde los 5 años de cárcel hasta los 25 años, penas que no son conmutables.

El artículo 14 habla que antes la falta de ambos padres, el menor de edad merece un núcleo familiar, por lo que deberá ser dado a una pareja en adopción, aunque la norma deja claro que este tipo de procedimiento no se permitirán a parejas del mismo sexo.

Desata críticas

Un día después, Guatemala fue declarada como Capital Provida de Iberoamérica por el Congreso Iberoamericano por la Vida y la Familia en un acto en la Plaza de la Constitución, en el día en que el gobierno de Alejandro Giammattei también declaró como Día por la Vida y la Familia, develó un monumento en el que ahora se denomina Patio de la Vida en el Palacio Nacional de la Cultura.   

Desde el momento de la aprobación del Decreto 18-2022, organizaciones nacionales e internacionales mostraron su rechazo a esta, porque consideran que esta ley es una violación a los Derechos Humanos.

La nueva ley contra el aborto y las minorías aprobada en Guatemala “es una grave amenaza para la vida de las mujeres y las personas LGBTI”, aseguró la organización humanitaria británica Amnistía Internacional (AI), en un comunicado que publicaron este 10 de marzo.

Explican que la normativa “fomentará el odio y la discriminación”, además de que “no protegerá a las familias ni a las vidas” y pondrá “en peligro la vida y los derechos de innumerables personas”, puntualizó Erika Guevara Rosas, directora de América para AI, en el comunicado.

De acuerdo a la representante de la organización internacional, es “perturbador” que “el Congreso de Guatemala se empeñe en perder tiempo y recursos aprobando leyes que no harán nada más que agravar la multitud de problemas sociales y violaciones de derechos humanos que afligen a tantas personas en le país”.

La Asociación la Familia Importa (AFI), emitió un comunicado de prensa refiriéndose al tema y le pidió al presidente Alejandro Giammattei una exhaustiva revisión de la ley y que no la vetara si se determinaba que podría violar derechos y garantías fundamentales de los guatemaltecos.

Giammattei pide que se archive la ley

El 10 de marzo, El presidente Alejandro Giammattei pidió al Congreso de la República que engavete Ley de la Vida y la Familia.

El mandatario dijo que la ley viola la Constitución, por lo que el Ejecutivo “no puede estar de acuerdo” con ella. 

Giammattei agregó que, de lo contario, la normativa será vetada en cuanto llegue al Ejecutivo.

“En primer lugar quiero aclarar que esta iniciativa no fue enviada por el Ejecutivo, y en segundo lugar, no podemos estar de acuerdo, a pesar de su coincidencia con que Guatemala haya sido declarada Capital Iberoamericana por la Vida, no podemos unir una cosa con la otra”, expresó el mandatario.

Las razones, dijo, que el decreto 18-2022 viola dos convenciones internacionales de las que Guatemala es signataria, sumado a que “adolece de deficiencias técnicas en su redacción”.

“Pero lo más preocupante es que viola la Constitución Política de la República”, agregó Giammattei.

El presidente dijo que se había comunicado con la presidenta del Organismo Legislativo para que “el Congreso de la República mande a archivar” la ley. 

“En caso contrario, he decidido que si esta ley llega a mi despacho la misma será vetada”, expresó.