Comunitario

Escolares retoman ciclo escolar un mes después de tragedia

Estudiantes podrán reponer clases perdidas en dos jornadas, según el Mineduc.

Por Enrique Paredes / Guatemala

En el Estadio Municipal de Escuintla se levantaron 15 carpas especiales que albergar‡n a los estudiantes de ese departamento afectados por la erupción del volcán de Fuego. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
En el Estadio Municipal de Escuintla se levantaron 15 carpas especiales que albergar‡n a los estudiantes de ese departamento afectados por la erupción del volcán de Fuego. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

Quince carpas esperan  a por lo menos 15 mil 115 niños y jóvenes de Escuintla y Sacatepéquez que se quedaron sin asistir a clases por la tragedia del 3 de junio, cuando el Volcán de Fuego hizo erupción y dejó varias comunidades soterradas.

El estadio municipal Armando Barillas albergará los salones que en su interior tienen 12 mesas, cada una con capacidad para cuatro niños; todo donado por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). 

Henry Torres, director Departamental de Educación (Dideduc) de Escuintla, dijo que para atender a la población estudiantil  la jornada  se dividirá en dos. La matutina, con 611 niños que cursan primaria, y la vespertina, que  atenderá a 250 jóvenes de ciclo básico y diversificado.

Agregó que además de la población que resultó afectada por la erupción,   se atenderá también a quienes  fueron evacuados de las comunidades aledañas al volcán que se encuentran en riesgo.

Torres aseguró que tanto el material didáctico para docentes como para los estudiantes ya fue adquirido y que todos contarán con lo necesario para estudiar.

Los maestros que trabajarán en esta iniciativa, que busca recuperar las clases perdidas, son los mismos que le daban clases a los pequeños en sus comunidades.

El funcionario refirió que  esto fue posible gracias al apoyo del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) en conjunto con el Ministerio de Educación y docentes.

“Es importante recuperar los días de estudios que se perdieron, y consideramos que con esta iniciativa lo lograremos”, dijo.

El director del la Dideduc de Escuintla comentó que mientras se impartan las clases  en este estadio, los niños serán transportados en buses desde los albergues, beneficio  proporcionado por la comuna de esta localidad.

Agregó que no tienen un  tiempo estipulado para utilizar dicho estadio, pero que ya el Ministerio de Educación hace las compras de las aulas transitorias que se tendrán previstas para ser instaladas en el lugar donde sean trasladas las familias de forma definitiva.

En las tiendas donadas por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia se podrá atender a unos 40 menores durante cada una de las jornadas educativas que se retomarán este lunes. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
En las tiendas donadas por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia se podrá atender a unos 40 menores durante cada una de las jornadas educativas que se retomarán este lunes. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

En el caso de los estudiantes  que fueron removidos de sus centros de estudio porque estos sirvieron como albergues, como el  Instituto Simón Bergaño y Villegas, reciben clases en el Centro Cultural Arístides Crespo.

Harán evaluación

Hace unos días, Héctor Cano, viceministro de Educación, dijo que  no se contempla extender el ciclo escolar en las comunidades afectadas por la tragedia; y será a finales de julio, después de una evaluación del aprendizaje de los niños, que se determinará si son necesarios más días de clases. “Mientras tanto, estamos enmarcados en el calendario escolar vigente”, refirió.

En las tiendas donadas por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia se podrá atender a unos 40 menores durante cada una de las jornadas educativas que se retomarán este lunes. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
En las tiendas donadas por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia se podrá atender a unos 40 menores durante cada una de las jornadas educativas que se retomarán este lunes. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

José Moreno, viceministro de Calidad Educativa, dijo que ha habido cierta preparación para maestros y profesionales del Mineduc para que puedan identificar en los primeros días del retorno a clases el entorno psicosocial posdesastre y a los niños que puedan estar bajo algún tipo de presión por pérdida de familiares y su hogar.

Contenido Relacionado

Precupan enfermedades en albergues de Escuintla 

Contraloría investiga al menos 10 compras hechas durante estado de Calamidad  

MAGA da marcha atrás a compra de sardinas