Política

Las razones por las que el libramiento de Chimaltenango está detenido

Hay 70 dueños que frenan el avance de la carretera, que va por un 45 por ciento de construcción, y cuya falta causa pérdidas diarias por congestión en tramo de la Ruta Interamericana a su paso por Chimaltenango.

Por Urías Gamarro y Víctor Chamalé

La empresa constructora concluyó con el asfalto y bordillo del tramo carretero en Chimaltenango hasta donde se tienen los derechos de vía.
La empresa constructora concluyó con el asfalto y bordillo del tramo carretero en Chimaltenango hasta donde se tienen los derechos de vía.

Aunque continúan las negociaciones con los propietarios, el miércoles último representantes del Programa Nacional de Competitividad (Pronacom), en compañía del alcalde de Momostenango, Totonicapán, Boriz Quiñónez, presentaron una iniciativa al Congreso para exigir una solución a este problema.

La propuesta, Ley temporal para la agilización de la ejecución del libramiento de Chimaltenango, incluye en uno de sus capítulos los mecanismos de expropiación de terrenos.

“Se esta resolviendo con los propietarios y el proyecto de ley busca liberar esas negociaciones. Que se pague a un valor de mercado las tierras y que se logre un acuerdo”, afirmó Acisclo Valladares Urruela, comisionado presidencial para la Competitividad e Inversión.

La intención, dijo Valladares, es alcanzar una negociación rápida para avanzar con la obra.

Explicó que los mayores problemas están focalizados en microparcelarios de San Andrés Itzapa, pero para la próxima semana se han programado reuniones con los dueños.

Según el comisionado, si no se resuelven los derechos no habrá proyecto, cuya obra comenzó en el 2014 y lleva varios meses de atraso.

¿Cómo obtener rápido esos terrenos?

Mediante una ley, el Ejecutivo pueda comprar rápido la tierra a los dueños:

• La indemnización que debe pagarse a los propietarios de los inmuebles a quienes afecte el derecho de vía, que será antes de la ejecución de la obra.

• El Ministerio de Finanzas designará valuadores para que en un mes, contado a partir de la entrada en vigor, emitan el avalúo respectivo de los terrenos afectados.

• Una vez emitido el avalúo de conformidad con el artículo anterior, el Ministerio de Comunicaciones procederá al pago del inmueble al propietario, quien a su vez deberá facilitar la información necesaria a las autoridades respectivas.

Negociación o expropiación

Valladares Urruela explicó que para continuar con los trabajos del libramiento hay dos opciones para los dueños de los terrenos: negociación o expropiación.

“Si no hay acuerdos, lo que procederá es una expropiación y se pagará a valor de mercado la tierra. Vendrá un valuador a determinar los precios”, afirmó.

En el proyecto presentado al Congreso se pretende declarar esta obra vial como de utilidad y necesidad pública, con base en la actual legislación y por medio de un decreto.

En el artículo 40 de la Constitución de la República se faculta la expropiación, la cual se compensará económicamente.

El comisionado afirmó que también trabajan en un proyecto para modernizar las leyes relacionadas con los derechos de vía.

Durante el Encuentro Nacional de Empresarios (Enade) 2017, celebrado el jueves último, empresarios de diversos sectores se mostraron preocupados por el poco avance de esta obra y los altos costos que ha representado para el traslado de bienes y servicios.

“Para poder transitar por Chimaltenango el retraso es entre una hora y media hasta dos horas en momentos de mucho tráfico, lo que genera costos adicionales”, relató el consultor Carlos Colom Bickford.

Avance

Personal técnico del sector construcción informó que la obra gris lleva un avance del 45%, lo cual consideran que es un buen porcentaje, mientras se continúa negociando con los demás dueños de los terrenos.

Un propietario, que prefirió no revelar su nombre, dijo que por lo menos 95% de los propietarios han logrado acuerdos y las pláticas y compromisos están bastante encaminados.

Agregó que la lluvia afectó una parte de la carretera nueva por el arrastre de lodo en la parte baja, pero la compañía se comprometió a realizar trabajos de mantenimiento y limpieza.

Miriam Portillo, de comunicación social de la constructora Conasa, dijo que se trabaja en tres frentes y se ahora están en la fase de conclusión de bóvedas, colocación de concreto, construcción de bordillos y cunetas.