“Aquí se puede crear tecnología”

Luis Fernando Reina, ingeniero en Electrónica egresado de la Universidad del Valle de Guatemala, ha sido uno de los creadores del proyecto Pre y Motriz. Su aporte fue fundamental para desarrollar un mecanismo capaz de identificar el impulso cerebral que permita a una persona discapacitada realizar un movimiento deseado.

La tecnología  que existe en Japón se puede desarrollar en Guatemala, asegura Luis Fernando Reina.
La tecnología que existe en Japón se puede desarrollar en Guatemala, asegura Luis Fernando Reina.

¿En qué consiste el proyecto de Pre y Motriz?

En lograr que una persona discapacitada pueda realizar algún movimiento a través de la detección del parpadeo, apretar la mandíbula o girar la cabeza. Solamente se necesita que la persona se concentre y, de acuerdo con el tiempo que tarde, el monitor indicará hacia dónde desea movilizarse; por ejemplo, cuatro segundos indican un paso atrás y seis segundos uno adelante.

¿Por qué desarrollar un proyecto como ese?

Pensamos en desarrollar otro proyecto, como el de un robot explorador; pero en Guatemala no había ningún trabajo similar para ayudar a personas con discapacidad, el cual hace mucha falta.

¿Qué reto representó la ejecución?

Los proyectos anteriores eran ambiciosos. Es un reto empezar algo que al final no se sabe si tendrá el éxito esperado; sin embargo, tenía un buen fin.

Ayudar a personas con discapacidad es realmente una gran idea.

Pensar en la independencia que uno tiene para realizar algún esfuerzo le lleva a pensar en aquellos que no tienen esa posibilidad. Ayudar a personas cuadrapléjicas representa para nosotros una manera gratificante de aportar nuestro conocimiento.

¿Cuál fue la fase más difícil del proyecto?

La implementación en el desarrollo de circuitos. Cada fase trabajada era a base de prueba; no contábamos con algún proyecto similar que nos permitiera comparar.

¿Es posible apostar por tecnología en el país?

Es posible. La tecnología que hay en Japón, por ejemplo, no es tan diferente de la que podemos ejecutar acá. La limitación es la falta de fondos e interés por parte de la iniciativa privada. Como estudiantes, tenemos capacidad para desarrollarla.

¿Se puede implementar esa tecnología en otras áreas?

En videojuegos se puede emplear. Este proyecto también se puede utilizar en algún museo que permita a los niños explorar posibilidades con la tecnología creada.

¿Cómo define la labor realizada?

Un aporte para que la gente vea que aquí se puede crear tecnología. Al final, fue un trabajo en equipo, y armar una idea nos permite impulsar un cambio en el país.

¿Tiene otra idea para el futuro?

Deseo que este proyecto sea más compacto y su precio accesible para los guatemaltecos; además, adaptar el circuito a una silla de ruedas.

¿Se puede afirmar que vive por Guatemala?

Vivo para lograr que se sepa que en Guatemala es posible el desarrollo tecnológico.