Atacante de Daallo Airlines tenía previsto viajar en Turkish Airlines

El atacante que hizo detonar un explosivo en un avión de Daallo Airlines el martes recién pasado tenía previsto viajar en un vuelo de la compañía Turkish Airlines que fue suspendido por mail tiempo, informó la aerolínea que resultó afectada por el ataque.

 La explosión causó un agujero en el fuselaje del avión de Daallo Airlines.
 La explosión causó un agujero en el fuselaje del avión de Daallo Airlines.

El atacante, de nacionalidad somalí, tenía un pasaje para viajar ese mismo día en Turkish Airlines, pero al ser cancelado el vuelo todos los pasajeros fueron traspasados al viaje de Daallo Airlines, informó a DPA Mohamed Yasin, CEO de la aerolínea con sede en Dubai.

Turkish Airlines “nos solicitó que tomáramos a los pasajeros”, explicó el representante. “Dijeron que por razones meteorológicas”, añadió.

El vuelo que partió el 2 de febrero recién pasado se dirigía desde Mogadiscio, capital de Somalia, a Yibuti.


El estallido, que se produjo a unos tres mil metros de altura y 15 minutos tras el despegue, abrió un agujero en el fuselaje que hizo que un pasajero saliera despedido por la abertura. Se estima que fue el atacante. Otros dos pasajeros resultaron heridos.

Las autoridades somalíes señalaron que el agujero fue causado por el estallido de una bomba. Se cree que el atacante detonó un explosivo y posiblemente otros ocultos en una laptop.

En las redes puede verse un video en el que dos hombres le entregan la laptop al presunto atacante en el aeropuerto.

Uno de los hombres que aparece en la grabación fue identificado como un empleado del aeropuerto, que murió el viernes pasado al explotar un coche en las inmediaciones del aeropuerto, informaron los investigadores.

Video muestra entrega de laptop a sospechoso

Un portavoz del gobierno somalí indicó que un video del circuito cerrado del aeropuerto de Mogadiscio muestra a dos hombres entregándole lo que parece una computadora portátil al supuesto atacante suicida una vez que pasó un punto de revisión.       


El portavoz Abdisalam Atto, dijo que al menos uno de los hombres que entregó la laptop era empleado del aeropuerto, y que 20 personas, entre ellos trabajadores aeroportuarios, han sido arrestados.       

El hombre que recibió la laptop es el supuesto atacante que salió volando del avión de Daallo Airlines cuando se creó un agujero en el fuselaje de la aeronave, que se vio obligada a realizar un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto de Mogadiscio. Se cree que el dispositivo en forma de computadora portátil era la bomba que provocó la explosión.

El piloto del avión dijo que si la explosión hubiera ocurrido a una mayor altitud habría provocado que el avión se estrellara.   

Falta de seguridad causó explosión

El piloto serbio que aterrizó un avión con un hoyo en Somalia dijo que no tiene duda de que fue causado por una bomba, y aseguró que la seguridad en el aeropuerto de Mogadiscio es “inexistente” .       

Se sospecha que un atacante suicida detonó explosivos en el avión, dijeron el sábado las autoridades somalíes. El agujero dejado por la explosión causó la caída de un pasajero del avión y obligó a un aterrizaje forzoso el martes en Mogadiscio.       


La explosión ocurrió unos 15 minutos después de que el avión, con 74 pasajeros a bordo, despegó del aeropuerto y estaba a una altitud de 11.000 pies  (3.350 metros) .       

“Si hubiésemos estado a una mayor altitud, el avión pudiera haberse desintegrado por la explosión” , dijo el piloto Vlatko Vodopivec.       

A una mayor altura, el hueco en el fuselaje habría causado un mayor daño estructural, dijo.       

Como el avión estaba a una altitud baja, él consiguió aterrizarlo a salvo, dijo Vodopivec. “El avión se comportó normalmente y nosotros regresamos virtualmente de forma normal. Las turbinas y el sistema hidráulico funcionaron normalmente” .       

La explosión mató a un pasajero, Abdullahi Abdisalam Borle, de acuerdo con funcionarios somalíes, que no dieron más detalles.

El cadáver de un hombre fue hallado en el pueblo de Balad, unos 30 kilómetros al norte de Mogadiscio, de acuerdo con un policía que dijo que el cuerpo pudo haber sido expelido del avión.