Trump ordena congelar todos los activos del gobierno de Venezuela en Estados Unidos

Donald Trump firmó en la noche de este lunes una orden ejecutiva que congela todos los activos del gobierno de Venezuela en territorio estadounidense, algo que en Caracas tachan de “terrorismo económico”.

La medida se aplica sobre “todos los bienes e intereses de propiedad del gobierno de Venezuela que se encuentran en EE.UU., o que se encuentran bajo el poder o control de cualquier persona de EE.UU.”.

Estos activos “están bloqueados y no pueden ser transferidos, pagados, exportados, retirados o tratados de ninguna otra manera”, se lee en la orden.

El gobierno de Nicolás Maduro, por su parte, denunció “una acción arbitraria de terrorismo económicos”.

“Pretende formalizar el criminal bloqueo económico, financiero y comercial ya en marcha, que ha ocasionado severas heridas en la sociedad venezolana durante los últimos años”, se lee en un comunicado publicado este martes por el canciller, Jorge Arreaza.

“Ahorcar al pueblo venezolano”

Arreaza asegura que el único objetivo de Washington es “ahorcar al pueblo venezolano para forzar un cambio de gobierno inconstitucional en el país”.

Y de hecho, en una carta a Congreso, Trump justifica el embargo de propiedades del Ejecutivo venezolano “a la luz de la continua usurpación del poder por parte del régimen ilegítimo de Nicolás Maduro“.

Trump alude también a “los abusos a los derechos humanos, arrestos arbitrarios y detención de ciudadanos venezolanos, la reducción de la libertad de prensa, y los intentos por socavar al presidente interino Juan Guaidó y a la Asamblea Nacional elegida democráticamente” para argumentar su decisión.

La disposición también prohíbe “cualquier contribución o provisión de fondos, bienes o servicios por, para, o en beneficio de cualquier persona cuya propiedad e intereses en una propiedad estén bloqueados de conformidad con esta orden”, así como “la recepción de cualquier contribución o provisión de fondos, bienes o servicios de dicha persona”.

¿A qué bienes afectará?

El gobierno de Trump no detalló en su orden qué bienes posee Venezuela en territorio estadounidense y quedan, por lo tanto, afectados por la medida.

Sin embargo, el principal activo estatal venezolano en Estados Unidos, la petrolera Citgo – filial de la empresa estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA), que ya se vio afectado por las sanciones impuestas por el país norteamericano en enero-ha sido objeto de un largo litigio en los tribunales estadounidenses y sobre ella pende la amenaza de acabar en manos de sus acreedores internacionales.

El bloqueo anunciado este lunes es la última medida de una serie de sanciones que el gobierno de Trump ha venido imponiendo contra Nicolás Maduro, su entorno, funcionarios de su gestión, la empresa estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) y otras entidades gubernamentales.

Este tipo de sanciones han sido parte de la estrategia de Washington para forzar la salida del poder de Maduro, al que Estados Unidos considera un gobernante ilegítimo.

Como la mayoría de países de América Latina y los de la Unión Europea, Washington reconoce como líder interino de Venezuela al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, que el pasado mes de enero se declaró “presidente encargado” del país hasta que cese la “usurpación” que, a su juicio, ejerce Maduro.

Intereses clave en Estados Unidos

El control de los activos del Estado venezolano en EE.UU. es desde hace tiempo un frente más de la batalla política en el país sudamericano.

Cuando se juramentó como presidente, Guaidó anunció que una de sus prioridades sería salvaguardar los activos de la nación del peligro de caer en manos extranjeras por los incumplimientos de las autoridades chavistas.

Desde 2018, Venezuela ha incumplido muchos de sus compromisos de pago. La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) calcula que la deuda externa bruta de Venezuela asciende a los US$139.000 millones.

Aún no está claro el alcance real de la medida anunciada este lunes por Trump, que se conoce horas antes de que este martes comience en Lima la llamada Conferencia Internacional por la Democracia en Venezuela.

En el evento participará el asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca y uno de los principales estrategas de Washington sobre Venezuela, John Bolton, quien se espera que ofrezca más detalles sobre esta nueva medida.

Línea

Un revés al proceso de Barbados

Por Guillermo Olmo, corresponsal de BBC News Mundo en Venezuela

Al presidente Trump se le agotó la paciencia.

Ante la falta de resultados de las conversaciones que en Barbados y bajo la mediación noruega mantienen representantes del gobierno y la oposición, la Casa Blanca retomó la sendas de las sanciones y la presión.

Hasta ahora no ha dado resultado en su propósito de desalojar a Nicolás Maduro del poder, pero ¿qué lo ha dado?

El gobierno de Nicolás Maduro ha mostrado su capacidad de mantenerse al mando pese a su asfixia económica y al constante deterioro de las condiciones de vida en el país.

Como revelan los casos de los otros países en los que se han aplicado, como Corea del Norte, Rusia o Irán, las sanciones por sí solas no bastan para forzar la caída de un gobierno o un cambio radical de su política.

Sea como fuere, Estados Unidos parece estar lanzando un mensaje con su última decisión, justo en la víspera del encuentro internacional de Lima. Ha dejado de creer en el diálogo de Barbados. O, quizá, nunca lo hizo.

0