Francia espera empezar a vacunar contra el covid-19 a comienzos de 2021 y no habrá que pagar

En Francia se aplica un confinamiento domiciliario desde el 30 de octubre que debía durar al menos hasta el 1 de diciembre.

Francia continúa azotada por el coronavirus. (Foto Prensa Libre: EFE)
Francia continúa azotada por el coronavirus. (Foto Prensa Libre: EFE)

El ministro francés de Sanidad, Olivier Véran, señaló este martes 17 de noviembre que si la vacuna de Pfizer para el coronavirus demuestra ser eficaz y segura, espera que la vacunación en su país pueda comenzar a comienzos del año próximo y sin tener que pagar.

“Si están validadas, tendremos las primeras vacunas a comienzos de año”, explicó en una entrevista al canal BFMTV Véran, que dijo confiar en que Pfizer y su socio BioNtech transmitan la totalidad de los datos de la experimentación “de aquí a tres semanas” a las agencias sanitarias que tendrán que examinarlas.

También recordó que la Comisión Europea ya ha hecho un preencargo del que a Francia le corresponderían el equivalente de unos 30 millones de dosis y que la administración de las vacunas será gratuita, como también lo están siendo las pruebas de detección de covid-19.

El ministro no quiso dar fechas para la reapertura de los comercios y se negó a especular sobre las informaciones de algunos medios de comunicación que señalan que el Gobierno trabaja con la hipótesis de que los bares y restaurantes tengan que seguir cerrados hasta mediados de enero.

“Queremos reabrir los comercios en buenas condiciones para no tenerlos que volver a cerrar”, dijo después de negarse de forma repetida a avanzar un calendario.

Puntualizó que “la cuestión de los restaurantes y los bares es todavía más compleja”.

Los que sí que se va a autorizar a partir del próximo viernes es que los floristas empiecen a vender árboles de Navidad, pero en el exterior, anunció este martes el ministro de Agricultura, Julien Denormandie, en la emisora RMC.

Lea también: Cómo funciona el bamlanivimab, el primer medicamento diseñado específicamente contra la covid-19

En Francia se aplica un confinamiento domiciliario desde el 30 de octubre que debía durar al menos hasta el 1 de diciembre, pero el Ejecutivo ya ha advertido de que habrá restricciones que continuarán, así que habrá que seguir utilizando justificantes para desplazarse y los bares y restaurantes seguirán cerrados.