Detenido en la India amplía declaracion; dice que violó y mató a 30 niños

El joven Ravinder Kumar, detenido por la Policía en la India, confesó “sin muestra de arrepentimiento”  que el número de niños a los que violó y mató desde 2008 en varias puntos del norte del país asciende a 30, el doble de lo admitido inicialmente, informó hoy  una fuente policial.

Archivado en:

CrímenesIndiaviolación

“Ha confesado que violó y mató a 30 niños”, dijo un subcomisario de la Policía de Nueva Delhi que dirige la investigación del caso, Vikramjeet Singh, que añadió que el supuesto asesino y violador en serie “no ha mostrado ningún signo de arrepentimiento”.

El agente concretó que Kumar, de 24 años, les proporcionó “la localización aproximada de los lugares donde arrojó los cuerpos, en varios puntos muy distantes entre sí de Delhi, y en los estados de Haryana y Uttar Pradesh”, por lo que aún tienen que confirmarlo.


Kumar, que es de “origen muy humilde”, según Singh, fue detenido el 16 de julio ante las sospechas de que podía estar relacionado con la desaparición de una niña y hace dos días la Policía capitalina reveló que había confesado la violación y asesinato de 15 menores.

Durante el interrogatorio, Kumar dijo a la Policía que atraía a los menores, niños y niñas, con caramelos o dinero, los llevaba a lugares aislados, donde los violaba y mataba, y después enterraba sus cuerpos o los tiraba en desagües.

Kumar ya había sido detenido el año pasado por asaltar a un niño, aunque fue puesto en libertad.

El caso ha recordado a los “asesinatos de Nithari” , un pequeño poblado a las afueras de Delhi donde en 2006 fueron encontrados cráneos y otros huesos pertenecientes a cuatro mujeres y 15 jóvenes en casa de un empresario, que fue condenado a muerte junto con un sirviente en relación a este hallazgo.

Ravinder Kumar, quien es acusado de violación y asesinato de 30 niños sale de una comisaría policial en Nueva Delhi, India. (Foto Prensa Libre: AFP).

El sitio en internet del español El Mundo, cita declaraciones que Kumar ofreció a NDTV un canal local de televisión en donde no mostró ningún remordimiento por sus actos.

“Yo solía beber y cometer estos crímenes. Me sentía mal, pero cuando volvía a beber, lo volvía a hacer”, dijo al canal de televisión