Mueren 15 en doble ataque suicida contra mezquita chií en Bagdad

Al menos 15 personas murieron el jueves y otras 31 resultaron heridas en un doble atentado suicida contra una mezquita chií de un barrio del noroeste de la capital iraquí, Bagdad, informó  una fuente de seguridad.

Publicado el
Fuerzas de seguridad iraquí investigan en la escena del atentado.
Fuerzas de seguridad iraquí investigan en la escena del atentado.

El ataque fue perpetrado por dos terroristas que hicieron estallar consecutivamente los cinturones de explosivos que llevaban adosados al cuerpo junto a la verja de la mezquita Al Rasul al Azam, situada en el barrio Al Shula, de mayoría chií.

Los heridos, entre los que hay algunos en estado grave, fueron ingresados a un hospital de esa misma zona.

El atentado causó destrozos en la mezquita y tiendas aledañas, además del incendio de varios vehículos.

Hace varias semanas que Bagdad no era escenario de ataques suicidas o grandes atentados, debido a las extremas medidas de seguridad impuestas por las autoridades.

 Nadie se hizo responsable en principio de los ataques, ambos en el barrio de Shula. Esta clase de ataques suelen atribuirse al grupo Estado Islámico. 

Por otra parte, una fuente de la Policía de la provincia de Saladino, a unos 160 kilómetros al norte de Bagdad, informó de que el grupo terrorista Estado Islámico  (EI) incendió cuatro pozos petroleros de Tikrit, capital provincial.

Los yihadistas lograron infiltrarse en los yacimientos de Alas y Oyeil e incendiaron los cuatro pozos, ubicados a unos 40 kilómetros al este de Tikrit.

El ataque causó un enorme incendio y una nube de humo que se extendió en decenas de kilómetros.

Los campos de Alas y Oyeil son considerados muy importantes por contener unas reservas estimadas en unos tres mil millones de barriles de petróleo.

Antes de que el EI tomara el control de esos yacimientos en junio de 2014, producían 35.000 barriles diarios.

La tropa iraquí recuperó esas instalaciones y la mayoría de Saladino, incluido de Tikrit, en marzo del 2015, pero los yihadistas aún tienen capacidad para lanzar ataques como los de hoy.

En junio del 2014, el EI se hizo con amplias zonas de Irak y declaró un califato en los territorios que controla en ese país y en la vecina Siria.