Fuera de la caja

Networking para jóvenes universitarios

Publicado el

Soy catedrático universitario y tengo la dicha de impartir clases en varias universidades a nivel pregrado y maestría y veo, año con año, la necesidad de enseñar estrategias de networking a los jóvenes. Por eso, dedico esta columna a los alumnos que he tenido la oportunidad de conocer durante mi vida docente. Los estudiantes que oscilan entre los 18 y 25 años están iniciando su vida universitaria, algunos su vida laboral o un emprendimiento; lo cierto es que se encuentran en una etapa decisiva de sus vidas, dejando de ser jóvenes adolescentes para convertirse en jóvenes adultos. En este período, es crucial construir una red que los ayude a lograr sus sueños, cualesquiera que sean.

¿Por qué es importante el networking en la universidad?

1. En la universidad seguramente conocerán contactos de calidad, que los impulsarán a alcanzar sus objetivos. 2. El networking los ayudará a dar a conocer sus habilidades al resto de compañeros, profesores y autoridades; y de esta manera posicionar su marca personal. 3. Al relacionarse con los demás, podrán desarrollar la inteligencia emocional, tan requerida hoy en día por las empresas. 4. Pueden aprender técnicas de comunicación que los prepararán para el mundo laboral. 5. La universidad es el lugar ideal para construir relaciones a largo plazo, porque estarán conviviendo con otros compañeros por varios años.

Les comparto algunos consejos que deben seguir para crear una estrategia de networking universitario.

Definan sus objetivos de networking: el objetivo no es tener muchos contactos, deben definir qué tipo de red de contactos necesitan para alcanzar sus metas. Al hacer esto estratégicamente, escogerán mejor el tipo de actividades a las cuales asistir, cuales dejar pasar y los perfiles profesionales que les interesaría conocer.

Evalúen sus fortalezas: este autoconocimiento es esencial. Cada persona tiene habilidades diferentes. Descubran cuáles son esas destrezas en las que sobresalen y compártanlas con otros compañeros. Recuerden que uno de los principios del networking es dar antes de recibir.

Contactos estratégicos: identifiquen contactos relevantes como compañeros de carrera, profesores, autoridades de la universidad, etc. Con todos ellos podrán fomentar una relación estrecha desde el primer día.

Salgan de su zona de confort: una estrategia importante es hacer networking con personas de otras carreras, esto ampliará su círculo de contactos y aprenderán de otras profesiones. En la vida real, se necesita conocer personas de distintos ámbitos profesionales.

Actividades extracurriculares: procuren participar en asociaciones de estudiantes, conferencias, ferias, clubs deportivos y otras actividades. Estos son lugares ideales para hacer networking. Yo tuve la oportunidad de pertenecer por varios años a Aiesec (Asociación Internacional de Estudiantes de Ciencias Comerciales), dicha asociación está presente en más de 80 países y allí conocí a estudiantes de otras universidades de Guatemala y del mundo, algunos de ellos son en la actualidad, grandes amigos, clientes, proveedores, socios y asesores.

Pregunten, escuchen y sean genuinos: algo común en los jóvenes es sentir vergüenza al hablar y no atreverse a acercarse a los demás. No se preocupen, es parte del proceso y pueden aprender a superarlo con la práctica. Con el tiempo, hablarán con soltura. Cuando inicien una conversación con un compañero o profesor, es importante escuchar y prestar atención. Sean genuinos y transparentes, es así como ganamos la confianza de los demás.

Aprovechen las redes sociales: las redes sociales son una gran herramienta especialmente para los más jóvenes, utilícenlas para que sus contactos vean sus habilidades, conocimientos y éxitos. Deberán usarlas de una forma adecuada y responsable porque con ellas están construyendo su marca personal.