Justicia

Caso Molina Theissen | Hermana de desaparecido describe tortura y violación y clama por justicia 

La guatemalteca Emma Guadalupe Molina Theissen, quien fue secuestrada y violada por militares en 1981 durante el pasado conflicto armado, aseguró este lunes entre lágrimas que siente "vergüenza" y pidió al tribunal que castigue a los responsables.

Por EFE / Guatemala

Emma Guadalupe Molina Theissen (centro) pide que se haga justicia en contra de militares. (Foto Prensa Libre: Paulo Raquec)
Emma Guadalupe Molina Theissen (centro) pide que se haga justicia en contra de militares. (Foto Prensa Libre: Paulo Raquec)

Molina prestó su declaración ante el Tribunal de Mayor Riesgo C que preside Pablo Xitumul en el marco del juicio, que inició en marzo pasado, contra los militares retirados Manuel Benedicto Lucas García, Antonio Callejas, Francisco Gordillo, Edilberto Letona y Hugo Zaldaña por su secuestro, torturas y violación, y la desaparición de su hermano Marco Antonio, que tenía 14 años.

La guatemalteca sostuvo ante el Tribunal que siente "vergüenza, mucho asco y dolor" por lo que le sucedió entre el 27 de septiembre y 5 de octubre de 1981.

"No me mataron pero sí destruyeron profundamente mi vida durante muchísimos años en los que estuve llena de terror, de dolor", relató, y reveló que incluso intentó suicidarse porque había considerado como un "error" el haberse fugado de un brigada militar del departamento occidental de Quetzaltenango, porque ello significó el secuestro y desaparición de su hermano.

Lea más al respecto: Quién es Marco Antonio Molina Theissen y por qué desapareció hace 36 años 

Enfatizó que los militares que la torturaron y violaron en repetidas veces "profanaron mi cuerpo, violentaron toda mi humanidad y eso me va a acompañar toda la vida".

"Vengo a pedirle al Tribunal que su sentencia sea proporcional al daño provocado" y que se tome en consideración las declaraciones de los testigos, dijo.

Molina insistió en su declaración que "renuncié muchas veces a la vida, estuve al borde de matarme" porque "nunca consideré en la posibilidad de la justicia".

Sin embargo, aseguró que el proceso y juicio en contra de los militares "ha sido reparador, sanador, porque significa que el Estado que tanto nos lastimó y ofendió a través de las Fuerzas Armadas ahora nos escucha".

Agregó que el proceso "nos ha dado la oportunidad de conocer la verdad y pedir justicia".

"A los acusados les devuelvo la vergüenza, les devuelvo el terror. Los dejo con su odio porque se necesita de mucho odio para hacer lo que nos hicieron", sostuvo en su testimonio.

También les pidió a los militares retirados que "tengan un poco de honor y nos digan dónde está mi hermano".

El 6 de octubre de 1981 un día después de que Emma se fugó de las instalaciones militares de Quetzaltenango, su hermano Marco Antonio fue secuestrado en la capital por un comando que la buscaba, y hasta ahora se desconoce su paradero.

Lea también: Las declaraciones Benedicto Lucas, señalado en el caso Molina Theissen 

"Merezco justicia y quiero que los acusados se queden con todo lo demás", expresó entre lágrimas la víctima, cuya madre, Emma Theissen de Molina, calificó este lunes de "grosero y abusivo" el acto al que fue sometida su familia.

Además, expresó que "ignoraba yo cuanto había sufrido mi hija en manos del Ejército". 

Contenid relacionado

Molina Theissen | MP imputa delitos a cuatro militares

MP señala a militares por masacres en Alta Verapaz

Benedicto Lucas será procesado en caso Molina Theissen