Exfutbolista es sospechoso de asesinato de universitaria

El exfutbolista Émerson Jorge Marroquín Alfonso, presunto asesino de la universitaria Vilma Gabriela Barrios López, fue entregado a la justicia guatemalteca por agentes de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), quienes lo transportaron vía aérea desde una prisión de Texas, Estados Unidos.

Marroquín ingresa a la Torre de Tribunales custodiado por agentes de la PNC. (Foto Prensa Libre: Esbin García)
Marroquín ingresa a la Torre de Tribunales custodiado por agentes de la PNC. (Foto Prensa Libre: Esbin García)

Desde febrero de este año, las fuerzas policiales buscaban a Marroquín Alfonso, de 40 años, según la Policía Nacional Civil (PNC), por ser  el principal sospechoso de la muerte  a cuchilladas de Barrios López, 26,  y dejar mal herida a la madre de la víctima, Lilian López, 53,  en Cantel, Quetzaltenango.


El cadáver de la universitaria apareció el 5 de febrero a inmediaciones del puente Las Bolas, Cantel.

Según la versión que López dio a las autoridades, Ella y su hija viajaron de Quetzaltenango a Cantel el sábado 4 de febrero  para conocer una vivienda que querían alquilar. El contacto con el supuesto arrendatario lo efectuó la universitaria a través de Facebook. López dijo que en Cantel fue donde Marroquín cometió el crimen.

El clamor por justicia por parte del novio de Gabriela y la exigencia de familiares y amigos  para esclarecer el caso obligó al Ministerio de Gobernación a ofrecer una recompensa de hasta Q50 mil por información que llevara a la detención del sospechoso,  sindicado por el Ministerio Público de  femicidio, femicidio en grado de tentativa y robo agravado.

Respuestas ambiguas

Marroquín Alfonso llegó a Guatemala ayer a las 11.30 horas en un avión que aterrizó en la Fuerza Aérea, zona 13,   y que transportó a más de 115 deportados de EE. UU. El exfutbolista fue el primero en descender de la aeronave engrilletado de las manos y custodiado por agentes de la Interpol Guatemala, que lo trasladaron a la Torre de Tribunales.

“Vengo a enfrentar a la justicia”, respondió el sospechoso a las preguntas de los periodistas. “Desde que supe que Interpol me buscaba me puse a disposición de la justicia en Estados Unidos. Para qué estar huyendo”, subrayó.

El exfutbolista cuando es registrado por las autoridades de Migración. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

Con relación al asesinato de la  universitaria, quien trabajaba como locutora en una radio religiosa, el sindicado manifestó: “Tengo la cabeza revuelta, todo eso va a salir después. Tengo que hablar con mi abogado; después de ser futbolista me dedique a muchos negocios”, concluyó Marroquín.
Marroquín, cuando descendía del avión que lo trajo desde Texas. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

Sobre la recompensa que pidió el MP y los delitos que le imputa, Marroquín Alfonso señaló: “Me da tristeza porque no soy lo que se dice”.

El sospechoso fue detenido el pasado 6 de noviembre en Texas, dijo la PNC.

Crimen

El cuerpo de Vilma Gabriela Barrios fue localizado en el río Samalá el pasado 5 de febrero. La víctima y su madre, Lilian López, habían ido a buscar una vivienda para alquilar un día antes. Esa noche López fue auxiliada por socorristas que la encontraron con heridas en el cuello. El contacto entre Barrios y Marroquín fue por Facebook, dijo un investigador de la Policía Nacional Civil.

En marzo, el Ministerio de Gobernación divulgó los datos del exfutbolista para dar con su paradero y por quien ofrecía una recopensa de Q50 mil. 

  • Video: “Vilma ya no recibió su anillo de compromiso”