Gisele de dos años enfrenta entre pobreza la desnutrición y neumonía en un hospital

En el Hospital Regional de Zacapa, Gisele, de dos años; causa esperanza al persona médico porque empieza a recuperarse.

Colaboradores de una empresa llevan víveres a la casa de Gisele, en Zacapa. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Colaboradores de una empresa llevan víveres a la casa de Gisele, en Zacapa. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

La niña antes de enfermar ha vivido junto a su familia los azotes de la pobreza en un área rural de Zacapa.

Ante las carencias Gisele empezó a registrar cuadros de desnutrición y después de varios meses ha desarrollado una neumonía que la puso en gravedad y es atendida en el Hospital Regional de Zacapa.

Los médicos del hospital explicaron que Gisele este fin de semana presentó mejoras por desnutrición y la neumonía.

En los próximos días podría salir del hospital aseguraron los médicos del centro asistencial.

Judith Nájera, madre de Gisele, afuera del hospital indicó: “Voy viendo cómo se va recuperando mi hija, además le falta cuatro días para terminar el tratamiento y esperemos que muy pronto salga del hospital para llevármela a nuestra casa”.

Además, dijo: “También estoy esperando los resultados que le hicieron del hígado, además ya no le dio fiebre y ahora mi hija está comiendo”.

El caso de Gisele fue expuesto en una nota periodística por Prensa Libre y Guatevisión durante la semana.  Luego de la publicación colaboradores de la empresa Tropigas llevaron víveres para que el resto de su familia, para que tuviera algo que comer por la crisis que está pasando, también le regalaron a Judith un celular para que estén en comunicación.

También la compañía privada llevó víveres para las diferentes familias que viven en el sector.

Miriam Guerra Auxiliar de enfermería indicó: La niña Gisele se encuentra hospitalizada la cual se va recuperando en el hospital y muy pronto estará en su casa al lado de sus padres.

Los vecinos de Gisele también recibieron víveres, es una comunidad afectada por la pobreza extrema en Zacapa. (Foto Prensa Libre: Cortesía)