El pequeño ciclista de las botas de hule empieza a recibir apoyo

Édgar Estuardo Buch tiene una motivación extra para seguir luchando por sus sueños, ayer recibió sus primeros implementos deportivos.

Édgar Estuardo Buch posa con alegría con su nuevo uniforme. (Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)
Édgar Estuardo Buch posa con alegría con su nuevo uniforme. (Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)

Con mucho agradecimiento, pero sin ocultar su timidez el pequeño ciclista de las botas de hule que se ganó el corazón de los guatemaltecos el pasado fin de semana, recibió la donación de un uniforme deportivo y otros regalos por parte de la Federación Nacional de Ciclismo y la Asociación de Chimaltenango.


Nery Ajsivinac, relacionista público de la Fedeciclismo, informó que ayer en horas de la tarde acudieron a la humilde vivienda de Édgar Estuardo Buch ubicada en la Colonia Nueva Esperanza en la zona 4 de Patzicía, Chimaltenango, para hacerle entrega de los regalos y que además lo invitaron a federarse sin ningún costo y así poder entrenar con otros atletas de la Asociación Departamental.

Cuando estaban reunidos, el pequeño relató que tenía mucho miedo que lo regañaran, pues el sábado al enterarse de la competencia, agarró sin permiso la bicicleta de su hermano mayor y salió dispuesto a pedalear con el corazón y competir.
Su madre, Cecilia Buch estaba preocupada por no saber nada del pequeño, pues regresó a su casa después de las 19 horas y fue hasta el día siguiente que se enteró de lo sucedido con su hijo.

Édgar Estuardo posa con su abuela Zoila, su madre Cecilia y su hermanita. (Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)

El pequeño ciclista no quería salir de su humilde hogar portando el uniforme, porque además de sentirse raro, por ser la primera vez que portaba uno, tenía miedo de que sus vecinos se fueran a burlar de él, ya que comentó que sufre de mucho bullying.

Lee también: Rudy Morales termina con el antebrazo fracturado

Pero lograron convencerlo y con una sonrisa en su rostro mostró su alegría por sus nuevos regalos. El pequeño que dejó sus estudios para ayudar a su familia, trabajando en el campo, afirmó que le gustaría mucho practicar ciclismo de montaña, porque en donde vive tiene muchos lugares para poder practicar, además de que a su mamá le da miedo que entrene en la carretera por los peligros que esto implica.

Nery Ajsivinac, Julio Chumil, Lázaro Martín y Benjamín Cristal en representación de la Asociación de Chimaltenango hicieron entrega de los implementos deportivos al pequeño. (Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)

Al conocerse su historia, personas e instituciones se han acercado a la Federación para unir esfuerzos y apoyar a Édgar Estuardo y su familia. La próxima semana vendrá a la capital y se le entregará una bicicleta de montaña nueva.

Te puede interesar: El Medio Maratón de Cobán 2018 presenta cambios en su organización 

Stuard Rodríguez presidente de la Fedeciclismo también comentó que una empresa le pintará su casa y quiere apoyar a la nueva promesa del deporte del pedal con estudios, mientras que otras personas donarán medicinas.

El pequeño ciclista de botas de hule quiere practicar ciclismo de montaña. (Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)

“Una de las metas es masificar tener más ciclistas. Llegar a todos lados y que puedan niños y niñas practicar Ciclismo. Recursos siempre faltan para poder ayudar y apoyar como se debe. Las bicis son caras, la federación está entregando esta semana 30 bicis nuevas a las asociaciones”, dijo Rodríguez.
Édgar Estuardo solo estudió hasta primero primaria, y ahora tiene miedo de volver a estudiar.(Foto Prensa Libre: Cortesía Nery Ajsivinac, Fedeciclismo)

Contenido Relacionado: 

> Decorabaños, el campeón del ciclismo nacional,  se arma para la temporada 2018
> Adiós a Samuel Herrera, “El Toro de Pinula”
> El ciclismo le vuelve a sonreír a Abel Jocholá