España sufre para ganarle a Kosovo y se anima con la derrota de Suecia ante Grecia

España vuelve a mirar con optimismo a Qatar después de imponerse 2-0 a Kosovo, este miércoles 8 de septiembre en un clasificatorio para el Mundial de 2022, consolidándose en la cabeza del grupo B.

Ferran Torres celebra con sus compañeros el gol que le marcó a Kosovo. España ganó al final 0-2. Foto Prensa Libre: EFE.
Ferran Torres celebra con sus compañeros el gol que le marcó a Kosovo. España ganó al final 0-2. Foto Prensa Libre: EFE.

Un tanto de Pablo Fornals (31) y un gol final de Ferran Torres (90) dieron una victoria de oro a la Roja, beneficiada por el tropiezo en Grecia de Suecia, su principal rival por el primer puesto de la llave, único que da el acceso directo al Mundial.

Los suecos, que la pasada semana habían ganado 2-1 a España, perdieron 2-1 con los griegos. El capitán Tasos Bakasetas abrió el marcador para los griegos (62) y su compañero Vangelis Pavlidis amplió el marcador (78), pero dos minutos después Robin Quaison (80) recortó distancias.

El equipo nórdico, con 9 puntos, se queda en la segunda posición del grupo B, a cuatro puntos de España, que encabeza la llave con 13 unidades.

Por detrás se encuentran se encuentran Grecia y Kosovo, con Georgia cerrando la llave.

 

España, que no volverá a jugar clasificatorios hasta noviembre, ya que en octubre disputará la Final a Cuatro de la Liga de Naciones de la UEFA, tuvo que emplearse a fondo este miércoles en Pristina para imponerse a una correosa selección de Kosovo.

Los locales se encerraron atrás desde el principio para buscar sus oportunidades en rápidos contraataques, aprovechando los espacios dejados atrás por la presión alta española.

Milot Rashica dio un primer aviso en el minuto 8, pero se adelantó demasiado el balón cuando corría sólo hacia la portería defendida por Unai Simón.

Pese a los intentos de zarpazos de los kosovares, España tuvo el control del encuentro, pero le costaba encontrar los huecos en la cerrada defensa kosovar.

La Roja trató de mover el balón de un lado a otra del campo, tratando de encontrar las entradas por las bandas, pero tendría que esperar a la media hora del encuentro para abrir la lata.

Fornals aprovechó un pase de Álvaro Morata para a la media vuelta soltar un zapatazo que puso el 1-0 en el marcador (31).

El tanto fue un alivio para la Roja, que la mismo tiempo vio como Kosovo daba un tímido paso adelante traducido en mayores espacios para el ataque español.

Antes del final del primer tiempo, Morata, muy atenazado durante la primera parte y que encontró más sitio tras el tanto, probó suerte con un disparo lejano que se fue alto por poco (35).

A la vuelta del descanso, España pareció volver a ser presa de algunas imprecisiones y errores, que a punto estuvieron de costarle un disgusto.

Un error de Iñigo Martínez permitió a Vedat Muriqui marcharse solo hacia la portería de Unai Simón, pero ante la salida del meta español disparó desviado (53).

Florian Loshaj probó suerte con un tiro desde el centro del campo después de una larga salida de Unai Simón, que regresó a tiempo para detenerlo (57).

Sin nada que perder, Kosovo se fue hacia adelante, apretando a una España que luchaba por tratar de mantener su corta ventaja.

En el 80, Zymer Bytyqi soltó un disparo ajustado al palo que sacó Unai Simón (80). España sufría pero en el 90, Ferran Torres se fue solo para soltar un disparo y marcar un tanto, validado por el videarbitraje para poner el 2-0 y dar la tranquilidad definitiva a la Roja.