Rusia y Ucrania: en qué consiste el acuerdo de gas entre EE.UU. y Europa que limita la dependencia energética de Moscú

Estados Unidos acordó con la Unión Europea que le proporcionará gas para enfrentar la crisis energética por la situación en Ucrania.

Publicado el
Conflicto Rusia-Ucrania
Getty Images

Estados Unidos y la Unión Europea anunciaron una importante alianza sobre gas natural licuado en un intento por reducir la dependencia de Europa de la energía rusa.

Según el acuerdo, EE.UU. proporcionará a la UE al menos 15.000 millones de metros cúbicos adicionales del combustible para finales de año.

Es decir, el tratado sustituirá alrededor del 10% del gas total que Europa compra a Rusia.

En respuesta a la invasión rusa de Ucrania, el bloque europeo ya había anunciado que reduciría su dependencia del gas ruso.

Rusia actualmente suministra alrededor del 40% de las necesidades de gas de Europa.

Esto supone alrededor de 216.000 millones de metros cúbicos, según las cifras de del departamento de Estrategia Empresarial, Energética e Industrial de Reino Unidoy, que revelaron que Europa consumió 541.000 millones de metros cúbicos de gas en 2020.

Gas pipe

Getty Images

Reducir la dependencia significará aumentar las importaciones y generar más energía renovable.

El objetivo a más largo plazo es garantizar, al menos hasta 2030, unos 50.000 millones de metros cúbicos al año de gas estadounidense, frente a los 22.000 millones de metros cúbicos del año pasado.

El acuerdo se anunció este viernes durante una visita de tres días del presidente estadounidense, Joe Biden, a Bruselas.

Energía “para coaccionar”

Biden y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, hablaron sobre la invasión rusa de Ucrania y ofrecieron un nuevo apoyo a Kiev.

“Putin está utilizando los recursos energéticos de Rusia para coaccionar y manipular a sus vecinos”, dijo Biden a los periodistas en Bruselas.

“Ha utilizado las ganancias para impulsar su máquina de guerra”.

Válvula en una planta de tratamiento de gas en Murmansk, Rusia, noviembre 2021

Getty Images
La Unión Europea plantea un drástico plan para cerrar la válvula a las importaciones de gas y otros combustibles fósiles de Rusia.

El presidente de Estados Unidos afirmó que los beneficios a largo plazo del acuerdo superarían el dolor a corto plazo que causaría la reducción del suministro de gas ruso.

“Sé que eliminar el gas ruso tendrá costos para Europa, pero no solo es lo correcto desde un punto de vista moral, sino que nos pondrá en una posición estratégica mucho más sólida”.

La presidenta de la UE afirmó que “como europeos queremos diversificarnos lejos de Rusia hacia proveedores en los que confiemos, que sean amigos y que sean confiables”.

Señaló que el objetivo de 50.000 millones de metros cúbicos por año “está reemplazando un tercio del gas ruso que va a Europa hoy. Así que ahora estamos en el buen camino para tener otras fuentes de suministro y alejarnos del gas ruso”.

gdfg

BBC

Subida de precios

Los precios de la energía ya estaban aumentando antes de la invasión cuando las economías comenzaron a recuperarse de la crisis de covid-19.

Pero la guerra de Rusia con Ucrania ha ayudado a impulsar los precios de la energía a niveles récord.

La invasión de Ucrania hizo que la UE se comprometiera a reducir el uso de gas ruso en dos tercios este año aumentando las importaciones de otros países e impulsando las energías renovables.

La Casa Blanca dijo que se puede lograr una mayor eficiencia energética de inmediato aumentando el uso de termostatos inteligentes y bombas de calor.

Ducto que transporta hidrógeno en la planta ThyssenKrupp, en Duisburg, Alemania, 2021

Getty Images
La Comisión Europea también propone un aumento significativo en la producción de hidrógeno verde.

La UE explicó que las reducciones mediante el ahorro de energía de los hogares pueden reemplazar 15.500 millones de metros cúbicos este año y que acelerar el despliegue de energía eólica y solar puede reemplazar 20.000 millones de metros cúbicos.

El objetivo de la UE es ahorrar 170.000 millones de metros cúbicos para 2030 mediante la eficiencia energética y el uso de energías renovables.

Entre ese ahorro y el aumento de las compras de gas estadounidense supone que Europa acabaría con su dependencia del gas ruso en 2030.

Sanciones a Rusia

En respuesta a la invasión de Ucrania, EE.UU. ha prohibido todas las importaciones de petróleo y gas de Rusia.

Por su parte, Reino Unido eliminará gradualmente las importaciones de petróleo ruso para fines de 2022.

Turbina de energía eólica

Getty Images

La UE ha dicho que cambiará a suministros alternativos y hará que Europa sea independiente de la energía rusa “mucho antes de 2030”.

Alemania ha suspendido el permiso para la apertura del gasoducto Nord Stream 2 que le une con Rusia.

Mientras tanto, en muchos países europeos, los precios de la gasolina han alcanzado máximos históricos a medida que se disparan los costos del petróleo y el gas.

El barril de petróleo llegó a cotizar a US$139 a principios de este mes, el nivel más alto en casi 14 años, mientras que los precios mayoristas del gas para entrega al día siguiente se duplicaron con creces.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.