Sherry Ordóñez, la exministra del CIV, tiene nuevo cargo 

¿Recuerda a Sherry Ordóñez, exministra de Comunicaciones quien fue nombrada por el presidente Jimmy Morales y renunció al cargo poco tiempo después por los señalamientos de haber sido contratista del Estado?. Logró ubicarse en un puesto del Gobierno y ahora es gerente de Guatel.

Publicado el
Sherry Ordóñez, se presentó como gerente de Guatel en conversatorio sobre subasta de la frecuencia 4G. (Foto Prensa Libre: N. Gándara)
Sherry Ordóñez, se presentó como gerente de Guatel en conversatorio sobre subasta de la frecuencia 4G. (Foto Prensa Libre: N. Gándara)

El viernes la exministra de Comunicaciones Sherry Ordóñez se presentó como gerente de Guatel en un evento donde se abordó el tema de la subasta de Banda de Servicios Inalámbricos Avanzados AWS, conocida como banda 4G.

El conversatorio organizado por organizaciones sociales y civiles, también acudieron representantes de otras instituciones del Estado como el Contralor General de Cuentas, el superintendente de Telecomunicaciones, entre otros.

Para los asistentes fue una sorpresa que estuvieran presentes directivos de Guatel y expresaron su asombro porque no asistieron a la reunión anterior y para muchos la institución era un “fantasma”, manifestaron representantes de organizaciones civiles.

Al consultar a Ordoñez la fecha en que asumió el presente cargo, informó que tomó posesión del mismo el pasado febrero y fue nombrada por el Presidente de la República, Jimmy Morales conforme dicta la Ley de Guatel, dijo la funcionaria.

Ordoñez afirmó que posee el perfil para ejercer el cargo dado que es ingeniera civil, fue viceministra de comunicaciones durante el período de Ramiro de León y fue asesora del ministro de ese entonces en temas de telecomunicaciones cuando Guatel entregaba las utilidades que generaba al Estado.  

La actual gerente de Guatel afirmó que cuenta con más de 40 años de experiencia en el ámbito de las comunicaciones y telecomunicaciones.

Ordoñez volvió a reiterar que no fue contratista del Estado y su último contrato como supervisor fue en el 2014 y “eso no te hace contratista del Estado”, enfatizó.