74% de estudiantes aún no pueden vacunarse, son los niños que cursan primaria y preprimaria

Anuncian regreso a clases presenciales en febrero, sin que el 74 por ciento de la población estudiantil tenga aún opción a la vacuna contra el covid-19.

Publicado el
Autoridades de gobierno señalan que clases presenciales comenzarán en febrero, pero los niños de preprimaria y primaria aún no pueden optar a la vacuna contra el covid-19. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Autoridades de gobierno señalan que clases presenciales comenzarán en febrero, pero los niños de preprimaria y primaria aún no pueden optar a la vacuna contra el covid-19. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

“Estamos próximos, el 15 de febrero estamos devuelta a las aulas”. Ese fue parte del discurso que la ministra de Educación, Claudia Ruiz, pronunció el martes 24 de noviembre durante la inauguración del proceso de vacunación a estudiantes entre 12 y 17 años, lo que permitiría el regreso a la presencialidad.

Se trata de un grupo al que se vacuna contra el coronavirus desde octubre pasado, y ya suman 337 mil 530 los menores de esas edades con una dosis, mientras que 122 mil 423 ya completaron el esquema

El sector entre los 12 y 17 años lo conforman 2.12 millones de guatemaltecos, entre ellos cerca de un millón cursa los niveles de básico y diversificado, y representan el 26 por ciento de los estudiantes en el país.

Sin embargo, hay tres millones de niños entre los 5 y 11 años que están en los niveles de primaria y preprimaria para quienes aún se evalúa la posibilidad de inocularlos contra el covid-19. Ellos representan al grueso de escolares inscritos en los sectores público, privado, municipal y por cooperativa. Son el 74 por ciento de la población estudiantil.

Países como Estados Unidos ya vacunan a su población en edad escolar, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) autorizó el uso de emergencia de Pfizer, dosis que han estado lejos del alcance de Guatemala. Hasta el momento han ingresado 1 millón 533 mil 870 dosis a través del Mecanismo Covax, y que actualmente se usan para la población adolescente.

Durante la inauguración el presidente Alejandro Giammattei dijo que ya se hizo la solicitud a las marcas que trabajan las vacunas para niños y que “en cuanto salgan tenemos listos los pedidos para que vengan”, pero hasta el momento se desconoce de alguna negociación directa del Ministerio de Salud con la farmacéutica Pfizer para obtener el biológico y poder cubrir a los niños entre 5 y 11 años.

“Es demasiado ambicioso hablar de volver a clases en febrero del otro año, sabiendo que hay muchos problemas logísticos en la distribución de la vacuna en adultos, que en teoría debieron de ser más fácil de vacunar”, mencionó el epidemiólogo Kevin Martínez Folgar.

Le interesa: Ministro de Salud da detalles sobre el protocolo para el regreso a clases presenciales en Guatemala en 2022

Reanudar las clases presenciales en el país es positivo para el médico, pero bajo condiciones que garanticen un ambiente seguro y en el que se sigan las medidas de bioseguridad, como ventilación, uso de mascarillas, lavado de manos, incluso, testeo en los centros escolares.

“En el contexto de Guatemala suena muy utópico, en donde no hay ni escritorios para los estudiantes, mucho menos tendrán personal para realizar pruebas dentro de las escuelas. En estos casos, solo el uso de la mascarilla y la vacunación infantil podrán solucionar el problema”, agregó.

Maestros, ni enterados

Las clases presenciales para el ciclo 2022 ya no parece solo una promesa de gobierno, sino un hecho, pero en ese escenario los directores y docentes aún no han sido notificados de manera oficial que el próximo año volverán a las aulas, se enteraron de esa posibilidad por los discursos que han dado las autoridades de Gobierno, y que transcienden en los medios de comunicación.

En el sector público, que atiende a más de 3 millones de estudiantes, el ciclo escolar 2021 aún no cierra, las clases terminan este 30 de noviembre. En muchos planteles esta semana llevan a cabo las evaluaciones finales, para en los próximos días subir las calificaciones de los estudiantes al Sistema de Registro Educativos (Sire). En algunas escuelas de la capital el ciclo escolar las actividades con los niños terminaron esta semana.

Maestros consultados de escuelas e institutos públicos de municipios de Jalapa, Huehuetenango y Sololá mencionan que tienen dudas de cómo será ese retorno, luego de que este año transcurriera en un 90 por ciento con clases a distancia, con uso de guías de autoaprendizaje, plataformas virtuales o bien con apoyo de aplicaciones de mensajería como WhatsApp. Hablar de presencialidad para ellos es difícil, cuando el comportamiento de la pandemia ha sido cambiante.

Un docente de Sololá, que pidió no ser identificado, mencionó que para febrero del próximo año los estudiantes de básicos ya estarán vacunados contra el covid-19, pues quienes cursan estos grados es población entre los 12 y 17 años.

No ocurriría lo mismo con los niños de primaria y preprimaria, por lo que espera que el regreso a clases sea de manera paulatina conforme avance la inmunización de la población infantil.

“En el caso de la primaria no creo que el gobierno sea tan imprudente de solicitar que lleguen a las aulas”, indicó el maestro del municipio de Panajachel, sin dejar de lado que se debe tomar en cuenta que la vacunación es voluntaria, y que los padres de familia deben decidir si sus hijos son inmunizados o no contra el coronavirus.

Lea además: Guatemala recibe otros dos millones de vacunas Moderna donadas por EE. UU. 

Los estudiantes han permanecido alejados de las aulas desde el 16 de marzo del 2020, el impacto en el aprendizaje ha sido evidente, como también en el área emocional de los niños, por esa razón los docentes coinciden en que es necesario volver a las escuelas, pero blindados contra el virus.

“Es importante que los niños entre 5 y 11 años tengan acceso a la vacuna, pues de esa manera estarán más protegidos, sin la vacuna están a la deriva. Si los adultos de por sí no hacen caso -usar mascarilla y distanciamiento físico-, con los niños será más difícil”, señala la directora de una escuela de la zona 18 capitalina, que tampoco ha recibido notificación oficial o lineamientos por parte del Ministerio de Educación (Mineduc) de que cómo se trabajará el próximo año.

Los colegios privados están en la misma situación, no se les ha informado de que el próximo año las clases serán presenciales. Diana Brown, de la Asociación de Colegios Privados, menciona que es urgente volver a las aulas, pues no se puede pasar “un tercer año a distancia”.

“Con o sin vacuna, si se respetan los protocolos al pie de la letra, se puede regresar”, dice Brown, lo que le preocupa es que se hable de retomar a la presencialidad en febrero, cuando los colegios deben comenzar el ciclo escolar en enero.

Recuerda que el retorno a las aulas es voluntario, que los padres de familia están en la libertad de decidir si sus hijos continúan en clases presenciales o a distancia. Como también son ellos quienes autorizan o no la vacunación de los niños.

El ministro de Salud, Francisco Coma, indicó que analizan los protocolos para el regreso a clases del Mineduc, y que el aforo en las aulas variará de acuerdo a la cantidad de estudiantes que estén vacunados, como también dependerá de lo que indique el semáforo de alertas covid.