Coronavirus: medidas de prevención deben permanecer ante posible repunte de contagios

El ritmo del avance del nuevo coronavirus es diferente en cada país, por ejemplo, en naciones de Asia como Japón o Singapur, los casos aparecieron de forma gradual; mientras que en Europa como España o Italia los contagios fueron confirmados uno tras otro después de al menos 25 días de confirmarse los primeros contagios en cada país.

Publicado el
Guatemaltecos siguen en las calles y algunos optan por cubrirse la boca y nariz con mascarillas. (Foto Prensa Libre: EFE)
Guatemaltecos siguen en las calles y algunos optan por cubrirse la boca y nariz con mascarillas. (Foto Prensa Libre: EFE)

En Guatemala, el viernes 13 de marzo el presidente Alejandro Giammattei confirmó el primer caso del nuevo coronavirus en el país un joven de 27 años. Su caso fue descubierto cuando ingresó al Aeropuerto Internacional La Aurora (AILA) y el personal de Salud le tomó la temperatura corporal, de inmediato fue enviado al Hospital de Villa Nueva para permanecer en cuarentena

Hasta ayer, 11 días después, se habían oficializado nuevos casos, que acumulaban 20 personas infectadas con covid-19, de estos, uno fallecido.

Jose Carlos Monzón Fuentes, director del Instituto de Investigación y Estudios Superiores en Ciencias de la Salud (IECIS) de la Universidad Rafael Landívar (URL), explicó que conforme se incremente la cantidad de infectados también aumentará la cantidad de contagiados graves, y si esto sucede al mismo tiempo, el sistema de Salud colapsará.

Añadió que por ahora se habla de  20 infectados, “no sabemos a cuántos más contagiaron estas personas, y de estos nuevos infectados no sabemos con quienes más han tenido contacto”.

Monzón Fuentes señaló que hay dos fases del desarrollo del virus en los que existe los mayores riesgos: la primera es cuando el infectado no tiene síntomas como fiebre o tos, ya que por esta razón el paciente continúa con su vida normal y tiene contacto con muchas personas, porque asume que está bien de salud.

La segunda fase es cuando el paciente ya tiene síntomas, pero no entra en cuarentena y no usa la mascarilla, todas las partículas de saliva que produce cuando habla, tose o estornuda generan contaminación en la superficie que está a su alrededor y es cuando las demás personas se pueden infectar.

Made with Flourish

 

Tiempo de duplicidad

En enero pasado la pandemia estaba concentrada en Asia, algunos reportes indicaban que se extendía a otros países, pero fueron pocos casos; sin embargo, a finales de ese mes, el virus se expandió a Italia, España y a algunos otros países de Europa. Los primeros pacientes en esos países fueron muy escasos, pero después de más de 20 días, los contagios explotaron primero en Italia y luego en España.

El tiempo de duplicidad es un dato que puede variar al inicio, pero que indica la forma inicial de cómo será el comportamiento del virus. Iris Cazali, jefa del departamento de enfermedades infecciosas del Hospital Roosevelt, explicó que con los contagios confirmados que existen en el país, es muy apresurado sacar un modelo matemático de la duplicidad que podría tener la pandemia en el país.

La infectóloga añadió que los infectados pueden variar conforme el paciente tenga contacto social con personas que estén en su entorno.

Monzón Fuentes explicó que, de acuerdo con lo observado en el mundo,  una persona infectada con covid-19 puede contagiar, en promedio, de dos a cuatro personas con quienes mantuvo algún contacto social.

“Siendo conservadores, si tres personas, por ejemplo, están contagiadas, cada una producirá cuatro casos más, entonces se incrementarán 12 pacientes más y así sucesivamente se irá aumentando la tasa de infección secundaria”, explicó.

Además, el experto en epidemias añadió que el problema no es la fase inicial de la pandemia, la cual ya Guatemala superó la primera semana; sino que los inconvenientes crecen cuando existen más de cien casos confirmados con el virus, porque dependiendo del tiempo de duplicidad, así se irán incrementando los casos.

“Si ahorita solo se han confirmado algunos casos y tenemos más de 400 en cuarentena y ese aislamiento se logra contener, esperaríamos que esos casos no se dupliquen y no sigan el comportamiento de los pacientes que no tuvieron medidas sanitarias de contención, las que no se dieron en otros países”, resaltó.

Monzón Fuentes añadió que con las medidas que tomó el Gobierno en Guatemala, como la suspensión de clases en todo el país, labores en el sector público y privado, la suspensión del transporte público, el cierre de centros comerciales, entre otros, son medidas que se espera logren disminuir el contagio del covid-19 y evitar que se repitan escenarios como Italia y España.

La población sale a trabajar y algunos deciden utilizar mascarillas para protegerse del contagio, una medida recomendada por el Gobierno, pero hasta ahora no obligatoria. (Foto Prensa Libre: EFE)

Restricciones deben continuar

Hasta ahora el país se ha mantenido con un letargo social y comercial; sin embargo, el peligro está en que la población tome conciencia y reduzca las medidas de precaución, en medio de un brote que cada día, desde el primero, se han incrementado los casos confirmados.

De ahí que se hace importante mantener los controles sanitarios y las medidas de aislamiento social, acciones que podrían contribuir a la propagación del virus de manera significativa.

Nancy Virginia Sandoval, experta en enfermedades infecciosas y parasitarias tropicales, considera que el contagio de personas por covid-19, aproximadamente será de entre uno y cuatro nuevos infectados.

“Por las lecciones aprendidas y modelos matemáticos, utilizando la información de países con mejores sistemas de salud, se han proyectado y creemos que si la cuarentena nacional se cumple podría disminuir este número a un 50 o 75 por ciento”, resalto la infectóloga.

Pero para el médico Arturo Sánchez López, experto en enfermedades infeccionas, el periodo de 14 días de incubación del virus es importante, ya que dentro de ese lapso pueden aparecer más casos que estuvieron en contacto con los pacientes positivos.

Sánchez López explicó que, en ciudades como Nueva York, los casos nuevos aumentaron hasta dos mil en un solo día, pero en el caso de Guatemala es impredecible saber cuántas personas estarán infectadas en 21 días.

“Esto es impredecible, porque va a depender de las medidas que se adopten y del cumplimiento de la población. El epicentro de la epidemia fue China, luego paso a Europa y ahora estamos viendo que se traslada a América Latina, con el aumento en Estados Unidos tan precipitoso”, resaltó Sánchez López, que también es epidemiólogo.

Sánchez López dijo también que el contagio del virus disminuirá cuando la población cumpla con la cuarentena impuesta y con el lavado de manos que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“Está demostrado que si no hay cuarentena en los pacientes infectados y en la población en general, el pico máximo es alarmante, mientras que si se cumplen con las medidas sanitarias como guardar distancia entre personas, evitar contacto físico, entre otros, la curva se aplana —reduce—”, resaltó el epidemiólogo.

Añadió que las medidas sanitarias que tomó el Gobierno son buenas, entre estas ampliar el Hospital Roosevelt y acondicionar al Parque de la Industria para atender a pacientes sospechosos de covid-19; sin embargo, se debe proyectar la ampliación también a los hospitales regionales.

En el mercado mayorista La Terminal, el más grande del país, los vendedores decidieron lavar para protegerse del covid-19. (Foto Prensa Libre: AFP)

Ansiedad

Jaime Estuardo Reyna, psicólogo social especializado en trauma, explicó que durante las medidas de distanciamiento social que impuso el Gobierno, podrían sentirse afectadas algunas personas que padecen de ansiedad, desesperación, incertidumbre, depresión, o con carácter compulsivo, porque la situación para ellos es muy difícil y deben buscar ayuda profesional.

“Darte cuenta de cuáles son tus emociones, reconocerlas, por qué las tienes y contarlas, te puede ayudar a no descargarlas contra las personas que están a tu alrededor o con tus mascotas”, señaló.

Reyna además dijo que el distanciamiento social y la cuarentena es algo temporal y varían las condiciones entre las personas que tienen por ejemplo ahorros para afrontar la epidemia y las que viven al día.

El psicólogo agregó que hay que seguir las medidas que impuso el Gobierno porque se cuida a los vecinos, a nosotros mismos y al país: “Lo que estamos haciendo, creo que vale la pena, porque es la vida de muchos” afirmó.

Entre tanto, la psicóloga Mireya Asturias de Arroyave explicó que, aunque las personas están conscientes de que las medidas dictadas por el Gobierno fueron tomadas como protección, existe el temor de “contagio” del covid-19 en ellas, conforme se van enterando en las noticias sobre cómo avanza.

“El estar encerrado, que no se comuniquen con otras personas porque no están acostumbrados a eso, puede llevarlos a cierto nivel de frustración o de molestia”, explicó. Además, expuso que existe la percepción de que los trabajadores que se sienten expuestos, porque los envían a trabajar o también los que se sienten necesarios y saben que tienen su salario seguro.

Además, Asturias cree que dependerá de la personalidad de cada persona para saber si tendrá consecuencias en su estado anímico a largo plazo.